Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» A Hope's Tail
Hoy a las 8:32 pm por Gar'Shur

» El deber de un jefe
Hoy a las 3:44 pm por Varok

» Strindgaard
Hoy a las 2:29 pm por Strindgaard

» Ficha Varok del Clan Martillo de Trueno
Hoy a las 1:19 pm por Bizcocho

» Pero sin presiones eeh!
Hoy a las 12:37 pm por Lujuria

» *dances the seaweed dance* (〜 ̄△ ̄)〜
Vie Nov 17, 2017 2:01 pm por Balka

» Aracnofobia [Campaña]
Jue Nov 16, 2017 9:56 pm por Almena

» - Apocalipsis now -
Jue Nov 16, 2017 7:42 pm por Abdel Azim

» 5 días bajo la nieve [Grupo 1][Campaña][Kasumi, Arete, Pereza, Eudes, Niris, Suwan]
Jue Nov 16, 2017 7:07 pm por Arete

» El cordero
Jue Nov 16, 2017 9:46 am por Bizcocho

» Apocalipsis now
Miér Nov 15, 2017 10:39 am por Abdel Azim

» Varok viene a saludaros
Miér Nov 15, 2017 9:14 am por Bizcocho

» Maleficarum [Solitaria +18]
Miér Nov 15, 2017 6:36 am por Lujuria

» Cassandra vs Aulenor
Mar Nov 14, 2017 3:09 am por Aulenor

» Demonología: Adulterium [+18]
Lun Nov 13, 2017 5:46 pm por Lujuria




Cuentos de Noreth
Cuentos de Noreth Cuentos de Noreth Cuentos de Noreth

Las afiliaciones hermanas se hacen por invitacion de nuestros administradores hacia otros Admins de los foros que decidamos, o por invitaciones de ellos hacia nosotros, sin embargo nos reservamos el derecho de admision de estas mismas pues seran solo una limitada cantidad y minima. Para mayor informacion acuda a la sección de Afiliaciones


Noreth Se Revela

Página 6 de 6. Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: Noreth Se Revela

Mensaje por Illua el Jue Feb 02, 2012 7:10 pm

Estaba pulverizando el botón F5 del pobre Vicente, no paraba de darle cada vez que terminaba de cargar la pagina, esperaba que respondiesen, y lo esperaba con un ansia tremenda Estaba esperando que alguno me dijese que demonios sucedía, una respuesta ¡Algo! ¡Lo que fuese!
Pero por suerte aquello no se hizo esperar demasiado, aunque a mi me pareció una eternidad. Un mensaje, era de Jose, el cual decía que... ¡Rose estaba allí! Y que no recordaba a Nogard... Abrí los ojos sorprendido. Eso era tan raro como que Scart olvidase a Adeluna. O que yo olvidase a Matias o a Jose ¡O Vi!... Vale, no poseía pareja alguna a la que amar, pero esas tres personas eran las más importantes de mi vida, uno por darme fuerzas para continuar y darme su compañía en los momentos más amargos y solitarios de mi vida, cuando en mi infancia me encontraba solo... Si, no penséis que era feliz, era horrible, pero el me mostraba el otro lado...
"Se puede aguantar un mundo de demonios por ver a un Ángel" ... Él era mi ángel. Pero cuando él desapareció y me tuve que quedar solo...
Fueron los otros dos quienes llenaron ese hueco. Mi amigo y mi hermano. Pues yo consideró así a Jose. El era, es, y será mi hermano.

Ellos eran lo más importante que tenía en mi vida. Bueno, ellos y todos mis amigos, aunque obviamente, ellos destacaban entre todos. Alex, Diego, Camila, Nil, Chris, Kiba, Mónica, Wiff, Paqui, Bárbara Raúl, y Julio...
Si, vale, es un poco triste que mis amigos estén al otro lado de una pantalla. Que no podamos hablar (A excepción de Alex, Julio y Raúl, y en una ocasión, Wiff) cara a cara, pero ¿Que mas da? Lo importante es que allí estaban. Sin ellos seguramente no habría aguantado la presión... No tenía muchos amigos fuera de la red, no solía confiar en nadie, ya me habían traicionado mucho como para abrir el corazón a una nueva puñalada. Vale, a algunos de ellos solo los tenía en Karate o en el Instituto, y no llegábamos a fijar mucha mas amistad que compañerismo, pero cuenta...
¿Pero que mas da? Uno se conforma con lo que tiene, y aunque no tuviese un ejercito de amigos, por haber renunciado a él (Lo cual es una historia que tal vez cuente en otro momento), eso no quería decir que no tuviese. Tenía muchos, muchos más de los que seguramente otros tenían. Una amistad de verdad, y no falsa... No como esos Canis. Ellos no son amigos de verdad, se ayudan, pero no se quieren, no tienen sentimiento entre ellos, y si les das dinero, seguro les traicionan. Pero yo me enorgullecía, me gustaba pensar que mis amigos eran de verdad, y que eso compensaba que no les viese la cara ni oyese su voz.

¿Comprendéis lo importantes que eran para mi? ¡Eran mi razón de vivir! Pues entonces entenderéis mi incredulidad al escuchar lo de Rose... Ella y él tenían un gran lazo, igual que el mio con mis amigos. Al fin y al cabo, como dijo el mismo Jose, ser novios solo difiere en una amistad, en que los dos tienen derechos... carnales...
Rápidamente empecé a teclear una respuesta para Jose, pero, entonces, una ventana del msn se abrió, sonando aquel ruidito característico y parpadeando en naranja. Vi el correo de Camila y lo abrí rápidamente. Me decía que ella también tenía a alguien al lado. ¡Inuwel! El personaje predilecto de Camila... O Jose tenía a Rose... Y yo a Illua... Era peculiar... ¿Llegaban acaso los personajes con quien teníamos lazos fuertes? Entonces... Scart... ¿Por que no había aparecido él?
No le dí mucha importancia, y decidí responder a Camila. Empecé a escribir la respuesta, aunque se desconectó a medio, no lo vi, suelo escribir mirando el teclado, y de todas formas, no habría parado, una caída o algo así, volvería.

"Pues si, está bastante afectada, empieza a ver y oir cosas. Dice que ve a los de Khamja gritar, pedirle ayuda y esas cosas... Jose ha puesto un mensaje en el foro, dice que está con Rose ¡Y no recuerda a Nogard!
Es terrible... ¿Que cojones pasa? Ni puta idea, pero tengo ganas de gravar mi puño en la pared... Me contengo porque estoy en casa de un amigo, si no, la echo abajo.
Camila ¿Que pasa? Esto no es un hakeo, es algo más raro, mi mapa se modifica solo... Creo que eso no se hace con un hakeo... Y los personajes están aqui. Necesito una solución urgente, no me gusta ver como nuestro trabajo se va a la ruina. ¿Cuanto nos costó hacer Noreth? Hay que pararlo como sea... No quiero verlo desaparecer...
La peor pesadilla de un artista es ver su obra maestra volverse cenizas ante sus ojos y no poder hacer nada por evitarlo..."
-Respondí petando el msn de faltas de ortografía seguramente. No me dedicaba a corregir faltas allí, mucho menos en esa situación. Pero tras responder pasé a hacer lo mismo en el foro mientras esperaba la respuesta de Camila.-"Jose... Illua aqui conmigo me permite tener mucha empatía con tu situación ¿Sabes? ... Esto es la repera... Esto no es normal ¿Como puede pasar esto?
Me estoy viendo ya empalado por la katana de Illua, y creeme, no me hace gracia. Está desesperada, escucha las voces de los de Khamja pidiendole ayuda... Y lo de Nogard... Su ficha se borró. Tal vez sea eso... Creo que los cambios del foro les afectan a los personajes, llamame loco o lo que quieras, pero joder, no se me ocurre nada. La realidad supera a la ficción. ¿Que mejor ejemplo? Solo me falta ver zombies por las calles ya podemos rodar una puta película. Y entre Illua aqui, y que veo como el foro va desapareciendo me está dando una rabia terrible... Todo lo que hice... Desapareciendo... Este mundo... Todo lo que hicimos... Esto es peor que Utopía ¡Al menos allí su destrucción fue rápida e indolora!
Si alguien no me explica que pasa ahora mismo... Acabaré cometiendo alguna locura."


Envié y me separé de la mesa, expirando e inspirando profundamente para intentar calmarme. Sentía el corazón desbocado en mi pecho. Estaba notablemente alterado y creía que me iba a dar un ataque al corazón, porque el de ansiedad ya me estaba dando. Pero repentinamente, las sombras que proyectaba el cuerpo de la cronomante, que extrañamente había parado de susurrar sus palabras, intentando calmarse y acallar las voces. Sus sombras parecían alzarse como lo harían las propias invocaciones de Jack, el señor de la oscuridad... Una mano se posó en la cabeza de la mujer, cuya mirada carecía de color, de vida, de cualquier rastro de conciancia... Una horrible sonrisa sin rostro se formó en esa masa de tinieblas, y retrocedí asustado ante aquella aparición, algo que hicieron también mis dos amigos. Su voz... Era extraña, y sus palabras aún más. Pedía que le devolviesen a los tres bocados que le faltaban, no hacía mucha inteligencia para percatarse de que se refería a nuestros personajes... O al menos eso entendí yo... Dijo que cuando lo tuviese, consumiría nuestro mundo... Y desapareció... Aun así... Yo reí... Una carcajada solitaria salió de mi garganta, y mis amigos me miraron, pero continué riendo, riendo sin parar, hasta pasados unos segundos, que miré fijamente la pared en la que se había formado la ahora inexistente sombra...

-¿No os dais cuenta? ¡Es gracioso! Es una masa de oscuridad... Se ha tragado Noreth... ¿No lo veis? Dice que ha comido mares y tierras... Eso es lo que nos causó tanto problema... Jajajaja... ¿No os percatáis de lo curioso de la situación? ¿No? Es una masa de oscuridad... Que devora mundos... Es... ¡Una Nube de Oscuridad! Jajajajajaja... ¿No os dais cuenta? ¡Nube de Oscuridad! Jajaja... Venga ¿Quienes somos? Habló de una cuarta persona... Cami dijo algo de Ega... Jaja... ¿Somos los caballeros de la luz? ¿Debemos enfrentarnos a Nube de Oscuridad? Venga, vamos a recrear el Final Fantasy III jajaja... ¡Yo soy el caballero cebolla! No te jode...-Parecía loco, parecía corrompido por la locura, riendo de forma extraña e incoherente con la situación... No era momento de reír... Pero es lo que pasa cuando estás sometido a ese estrés, cuando te cargas de ansiedad... Y de pronto mi risa se disipó, y mi rostro se torció en una mueca severa.-Pues te vas a quedar con hambre, mancha de tinta con complejo de boss de FF...

Sin esperar a más me senté en la cama, al lado de Illua, y me crucé de brazos a esperar que regresase.
Si quería llevarse a Illua, estaría yo allí. La quería de vuelta en Noreth, pero viendo como estaba la cosa, no confiaba en que aquella cosa la llevase a su mundo, mas bien pensaba que la haría desaparecer con todo lo demás. Y si era así, yo estaría esperándola, y me encargaría de resultar lo más indigesto posible.

-Vosotros dos... Largaros de aquí. No vais a poner en peligro vuestras vidas por esto...

-Pero...

-¡PERO NADA! TE VAS Y PUNTO ¿OK?-Le grité a Vicente... Era noble, un buen amigo, no quería dejarme nada, pero mi orden era tajante, y él era muy servicial, no solía contradecirme... Y no lo hizo. Mi mirada se desvió hacia Alex, que continuaba allí.-Tu también te vas...

-¿Y si no?

-A ver, Alex. Dice que le devolvamos a los que faltan, pero ni siquiera nos dijo como hacerlo, osea, es tonto de remate... Pero no parece débil... Tu eres listo, voy a esperar a que regrese, y pienso hacer lo que pueda por impedir que haga nada, no puedo evitar sentirme culpable... Al fin y al cabo, quiere a Illua, y ella es mía... Pero si fallo, tu sabes lo que ocurrió, tu sabes lo que pasa, y contigo se tiene una oportunidad. Así que márchate antes de que vuelva... Si no llamaré a Vi para que te saque a abrazos ¿Entendido?

Me sentía orgulloso de que mis amigos me quisiesen acompañar hasta el final, pero esto era culpa mía, y lo iba a intentar resolver yo. No me hacía el héroe ni nada, no me sobrestiméis, estaba cagado de miedo, pero mi conciencia me impedía ponerles en peligro por algo que debía de afrontar yo. Si les hubiese pasado algo no me lo habría podido perdonar jamás.
avatar
Illua
Duelista Sombría

Mensajes : 167
Edad : 22
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Noreth Se Revela

Mensaje por Rose Atillart el Sáb Feb 04, 2012 9:13 pm

Presión, mucha presión es lo que siento en el pecho y el estómago justo antes de despertar. Es de noche y a mis oídos sólo llegan los sonidos de campo más típicos de la zona, que no son otros que el ulular del viento entre los pinos y almendros, el cantar de los grillos que se eleva con fuerza en los vientos y el movimiento de hojas y ramas producido por los murciélagos, los cuales también elevan sus voces para crear mapas mentales del lugar, cual radares de barcos. Mis ojos, enfocados inevitablemente hacia arriba, pronto ven que algo no va bien; no veo la luna a través del forro impermeable de la tienda ni tampoco nube alguna. Ni estrellas ni luna cubren el cielo, sólo negro, el negro más intenso que jamás haya visto. La luz se pierde en su interior, como también mi rostro y mi helado hálito, pero lo que no se pierde es el brillo febril de sus dos piedras ámbar, las que tiene por ojos. Denotan locura, una locura incontenida que me hace estremecerme, casi tanto como lo hace su sonrisa, perlada de dientes oscuros y siniestros. Mi pulso se acelera, de nuevo se me dispara la adrenalina haciéndome sentir la respiración agitada; se me mueve el pecho de forma violenta, las piernas las noto frías, todo lo contrario que mis manos, las cuales me hierven en ganas de golpear aquello que sea que tengo delante, esa masa amorfa y sombría que mantiene la locura tanto en su mirada como en sus palabras y rasgos.

-¿Tienes hambre? ¡Pues vete a comerla a otro lado! – Grito con todas las fuerzas que puedo, siendo casi un milagro que mis palabras escapen de mi boca con fuerza.

Tengo ¿Miedo? No, es algo peor que el miedo, una sensación que nunca había tenido; El pecho me late con tanta fuerza que siento el dolor con cada impulso de mi sangre a través de mis venas, las sienes me arden y palpitan como si tuvieran un motor a parte del corazón. Fríos sudores bajan por mi rostro, rodando las gotas por mis mejillas pálidas para acabar metidas en las comisuras de mis labios, haciéndome notar su sabor salado ¿Es acaso miedo por que me hagan daño? No… ¿Por qué debería tener miedo de eso? Es lo que he querido durante mucho, morir, acabar con todo, pero siempre me ha faltado valor para poner yo mismo el punto y final a mi propia historia, así que mi deseo es que otro lo haga. Sin embargo Rose… Ella ansía vivir, aunque en estos momentos no lo recuerde, pero su pecho palpita por vivir, late con tanta fuerza ese pequeño corazón que puedo oír como se mueve, pero no asustada, sino excitada y emocionada, ojalá su sueño sea tan pesado que le permita inmiscuirse en recuerdos supuestamente perdidos, pero ahora tengo otra preocupación. Aquella horrible sombra de nuevo cierne sus manos sobre ella, acariciando su fina y morena piel del brazo derecho, dado que duerme recostada en el izquierdo. Por donde pasa puedo ver como casi invisibles vellos se levantan, como la carne de la niña se pone de gallina ¿Un fantasma? No se hubiera acercado a mí tan cerca del pueblo, donde “eso” puede seguirme y vigilarme ¿Qué que es eso? Es una presencia a mi espalda las veinticuatro horas del día, es una fuerza que siento conmigo cada vez que respiro, una mano invisible que se posa a veces en mi hombro para impedirme hacer tonterías. Según mi abuela es un familiar suyo que murió donde yo duermo habitualmente, y cuyo fantasma se quedó ¿Es posible? No lo sé, pero algo que sí sé es que mientras se mantiene cerca de mí no me ocurre nada malo relacionado con otros planos; pero entonces… ¿Qué es esa sombra?

-¿Jose? – Escucho poco después de todo aquello -¿Estás bien? – inquiere seguidamente la voz de Rose, con evidente tono de preocupación. –Pareces pálido y febril, y llevas un rato manoteando… ¿Una pesadilla? –

Sus ojos reflejan la inocencia y la pureza, es una niña haga lo que haga, y no puedo decirle lo que ha ocurrido, y mucho menos lo que oído o visto, podría tomarme por un loco o… peor, asustarse y ponerse a gritar y a llorar, y eso es lo último que quiero. Cuidadosamente deslizo mis manos por sus mejillas y suspiro para después asentir acomodándole los cabellos con cuidado tras sus finas y pequeñas orejas. La media sonrisa de mi rostro pronto se le contagia, y a medida que noto como la sangre circula de nuevo por mi cuerpo también me voy dando cuenta de que eso no ha sido una pesadilla o simplemente una alucinación, sino que ha sido real, pues en la comisura de mis labios puedo notar todavía el frío y amargo sabor de aquella cosa que antes me retenía. ¿Piensa acaso que voy a entregar tan fácilmente a alguien que amo tanto? Antes… antes me tendrá que pasar a mí por encima, y no una, sino varias veces.

-Sí, Rose… - Empiezo a contestar – Soy propenso a las pesadillas ¿Sabes? Supongo que porque siempre leo relatos de terror. – Añado después, intentando encubrir la presencia de aquella… cosa en la tienda.

-Vaya… Pues yo también he tenido un sueño raro, aunque no sé si llamarlo pesadilla, porque miedo lo que es miedo no he tenido mucho, era más bien… angustia, como si estuviera encerrada en una celda oscura ¿Por qué puede ser? –

-Ni idea… Dicen que los sueños reflejan el como nos sentimos, pero yo creo que los sueños; sueños son. Sólo te habrás dormido algo más cansada de lo normal y por eso tu cabecita te ha jugado una mala pasada. – Añado al final, golpeando suavemente su sien con mis dedos índice y corazón de la mano derecha.

Su risa por mi acción pronto inunda el aire y llega hasta mis oídos para en ellos alojarse y eliminar todo rastro de temor o preocupación. Tal es la alegría, que incluso otros sonidos quedan eclipsados por su risa, y pronto me olvido de lo ocurrido, o al menos logro dejarlo aparcado, para lanzarme a jugar con ella haciéndonos cosquillas de manera inocente. Eso es normal en ella, puesto que su mente, además de ser inocente de nacimiento, no tiene dentro cosas indebidas, como la mía propia, y aun así es raro, puesto que me controlo, será verdad eso de que el amor cambia a las personas. Sin darle más importancia a eso me entrego al juego con ella, y al cabo de un rato, cuando los primeros albores de la luz matinal despuntan ya por la lejanía del este, ambos caemos rendidos en los sacos de dormir, con abundante sudor por el pelo y el cuello de tanto reír y movernos para que el otro no logre hacernos cosquillas. Me duele incluso la mandíbula de reír, y ella no puede evitar caer rendida en su saco al poco de un tumbarse, respirando de nuevo de forma pausada y tranquila, con una enorme sonrisa en su rostro perlado por un sudor que pronto limpio con un trapo que había llevado para poner las cosas de comer en el suelo, pero ya no importa, no nos hará falta.

-Recuerda las palabras de aquella cosa… - Susurra entonces una voz en mi cabeza, inconfundible e inimitable. Como si fuera un taladro perfora mis sienes con cada sílaba que escapa de sus labios perfilados sólo en mi cabeza, donde una figura de metro ochenta y tres vestida con ropas de sicario italiano renacentista se dibuja.

-Tú cállate. – Respondo sin más, molesto y tratando de no darle demasiado la razón.

-¡No! – Exclama él - ¡Ahora te vas a callar tú y me vas a escuchar! ¡¿Quién coño te crees que eres?! ¡Nadie! ¡Nada! ¡Ella no es real! Sólo es un puto conglomerado de ceros y unos que ha tomado forma de algún modo que escapa a todo sentido común. Se trata simplemente de una fantasía, algo que nunca existirá a menos que seas capaz de trabajarlo de verdad ¿Quieres una hija? ¡Hazla! ¡Folla! ¡Vive! ¡Sé una puta persona! No tengo ni la más mínima idea de qué coño era esa cosa de mierda que antes ha aparecido, pero tampoco tengo ganas de averiguarla ¿Arriesgar nuestra vida? ¡¿Por qué?! ¡¿Para qué?! ¡No es real! ¡Métete eso en la cabeza! –

-¡Tú tampoco lo eres! – Grito apenas termina, con los puños del cuerpo tan apretados que sangran mis manos. Las sienes me palpitan y las lágrimas brotan de mis ojos sin que pueda evitarlo; Sus palabras… cada una ha sido como una daga candente en mi pecho. Ahora, en mi interior, no siento la alegría de hace sólo un rato, sino la ira, la rabia, una sensación de furia incontrolada que me hace arder las sienes y las entrañas. - ¡Tú tampoco lo eres! ¡Eres sólo un subproducto de mi mente! ¡Una alucinación! ¡Nada! ¡Nadie! ¡No existes! ¡¿Ella no es real?! ¡¿Y tú qué?! No tienes ni cuerpo propio ¿Quieres? ¿Quieres saber lo que eres? ¡Eres un puto cabreo que se me fue de las manos! ¡Eres los años de terapia para contener la rabia! ¡Eres ira contenida y sólo sabes destruir! – Grito, sin darme cuenta que algunos gemidos escapan de mis labios en la realidad - ¡¿Crees que me vas a manipular como otras veces?! ¡No! ¡No ahora ni aquí! ¡Se acabó tu puta suerte! ¡¿Me has oído?! ¡Sólo eres una basura que intenta ganar terreno en un mundo que no es el suyo! Y te diré una cosa más… Si Noreth desaparece tú también ¿Sabes por qué? Porque tú procedes de Noreth maldita basura, naciste de ahí, de esa idea, podría no haberte creado, podría haber dejado que siguieras siendo parte de mí ¿Pero sabes qué? Quise deshacerme de esa parte; Eres la basura que sobra en este mundo, eres el gusano que roe una manzana podrida desde dentro pero… Yo no… No soy como tú, y si para demostrar eso tengo que morir que así sea, me enfrentaré a lo que se me ponga por delante para proteger a una persona que me importa… Total… ¿Por qué no? Para una vez que tengo la ocasión de hacer algo más interesante que mi rutina. –

Las lágrimas brotaban de mi cara como pocas veces, un nudo en mi garganta me impedía, por suerte, gimotear como un perro herido, así que sencillamente agarré los bajos de mi camiseta y me limpié la cara con fuerza, dejando que sólo lo rojo de mis ojos denotara mi llanto; en poco se pasaría. ¿Qué haría ahora? Aguardar despierto a que aquella cosa volviera. Lo encontraría, encontraría el modo de luchar contra eso, o al menos de mantenerlo alejado de Rose mientras que otro busca la forma de acabar con lo que sea que es. Sin darme cuenta he tomado su mano, que ahora descansa entre las mías.






avatar
Rose Atillart
Rosa de fuego salvaje

Mensajes : 189
Edad : 23
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Noreth Se Revela

Mensaje por Doctor Ivo Robotnik el Dom Feb 05, 2012 4:19 am

Y la oscuridad devoro todo y se alimento de su carne
Sacio su sed con su sangre y se vistió con su piel
Porque todo lo vivo le pertenece
Porque todo lo que existe alguna vez caerá en sus zarpas
Porque él es el fin de todas las cosas
El fin de las existencias y de las realidades

Christian Chacana 06 de febrero de 2012

Sobre un trono de huesos y oro, en algún palacio en la más profunda oscuridad, donde mares negros se agitan con brutalidad y salvajismo, donde entre sus aguas monstruos y bestias de pesadillas se devoran sin contemplaciones, ahí, sobre rocas lamidas por las olas, sobre bloques de piedra y arena un palacio se levantaba, ébano le cubría, oro lo adornaba, diamantes y gemas, luceros robados al firmamento, entre sus pasillos, tras muros gruesos como ogros, tras puertas robustas como escamas de dragón, ahí en el gran salón, ahí donde la alfombra de piel y pieles encaminaban los pasos hasta el trono, una figura escuálida, famélica se debatía entre la vida y la muerte, pero no era por la edad, ya que él era viejo aun cuando el primer hombre nació y seguiría con vida cuando el último hombre caminara por la faz de la tierra, pero él era el único, el último de una gran raza, de las sombras y la oscuridad, pero que importaba ello, realmente lo que importaba era lo que sucedía entre esos dos mundos, aquel hecho de letras y el hecho de materia, pero tenía hambre y mucha … demasiada … sus huesos se marcaban en la poca carne que los cubría, en la piel que colgaba de sus miembros, aun cuando había devorado vidas infinitas, y tierra sin par, aun tenía hambre y la tendría siempre, porque era su destino, como el de su antigua estirpe alimentarse de lo que ya no era útil, pero aquello no le alimentaria ni le saciaría jamás…

-Los humanos tan ínfimos que son, los humanos tan patéticos que existen, les he pedido que me devuelvan lo que es mío… uno de ellos se a desesperado, otro se a reído como demente y el ultimo habla con una voz que entierra sus garras en su mente, pero de qué sirve… es hora de que obtenga lo que es mío… y con ello saciare mi hambre de una vez por todas-

El famélico ser se levanto, mientras a su espalda el trono se desmoronaba y dejaba ver un cuerpo, un cuerpo que antaño había respirado y pensado, aun tenía algo e carne en sus huesos, aun tenía un poco del pelaje de su cuerpo, había sido un licano en el pasado, ahora un montón de restos, los huesos habían sido roídos hasta la medula, la sangre lamida hasta dejarlos blancos y aun así quedaba restos de este, como si aquel ser hubiera estado satisfecho … pero no era así, simplemente era la carne … la carne amarga que no calmaba su hambre, ni su sed.

En el servidor de creacionforo había desesperación, los operarios no sabían que sucedía, como si fuera un virus, foro tras foro desaparecían, consumidos hasta únicamente dejar el primer post hecho, un foro vacio y en blando era lo único que quedaba después del paso de “aquello” como le habían bautizado, en un instante los post eran consumidos, los roles eliminados, ¿acaso no había consumido infinitas vidas? … noreth no lo era todo y en creacionforo lo sabían, mientras que los informáticos con desesperación trataban de recuperar la información, las cosas no estaban muy bien para cada uno de los chicos que ahora tenían a sus pj traumados algunos, otros cayendo en la depresión y tan solo uno, que como niña pequeña desconocía lo que sucedía, pero como toda historia, esta debía de tener un final, y uno que no muchos aceptarían de buena gana.

Salvador, después de ese ataque de locura volvió a ser lo que era, exigiendo a sus amigos quedarse solo con Illua, según él, aquella sombra era tonta… ya que no les había dado ninguna pista para devolver a los personajes a su propio mundo…. Pero la sombra simplemente había surgido por un error, ya que esta no era más que un simple emisario de algo que se manifestaba en la delgada línea que separaba ambas realidades, aun así Salvador estaba preparado para lo que se colocara frente a él, aunque lo que vería sería algo totalmente difícil de describir, de pronto se hizo el silencio en la habitación, mientras alguien tocaba a la puerta, extraño pensando que los únicos que estaban ahí eran Vicente y Alex, mientras Salvador esperaba la puerta se abrió lentamente, una figura completamente blanca se presento, parecía un hombre de mediana edad, si no fuera por su extrema palidez y delgadez, llevaba ropa que parecía ser varias tallas más que la que debería de usar y estaba descalzo.

-Veo que al final no hicieron caso a la advertencia…. Simplemente vengo por lo que es mío … no te corresponde hada humano, aunque debería de darte las gracias … fueron ustedes quienes me crearon, con discordia y ansias de poder … de cualquier manera … quiero lo que es mío … -

Sin que pudiera responder la figura volvió a salir por la misma puerta, pero esta vez sucedió algo diferente, como si fuera una aspiradora gigante, una succión comenzó a surgir desde la puerta, una succión que sin poderlo evitar se trago a Illua y amenazaba a hacer lo mismo con Salvador, ya que a cada instante esta aumentaba mas y mas.

Camila no tenia mejor suerte, ella después de ver la noticia sobre la muerte de Francisco, y la de Egates, sintió que palidecía , junto con la extraña presencia de aquel hombre, el cual como si fuera una sombra aparecía detrás de una puerta, supuestamente la que daba hacia un armario o baño, como con Salvador una enorme succión se sintió, la cual arrastro a Inuwel, aun cuando intento luchar, y amenazaba con hacer lo mismo con Camila si no lo evitaba, quizás el hecho de que en esos momentos las cosas se hubieran complicado harían que cada uno de los involucrados tomaran decisiones importantes para ese momento.

José era el que más deseaba que no sucediera anda, la voz en su mente le había dicho la verdad…. Aunque la verdad que José no deseaba escuchar, Rose no era real, al igual que Inuwel e Illua, no eran más reales que las palabras en un post, aun así, Rose significaba demasiado para José, como para aceptarlo, para él, aquel hombre no apareció, si no que una fuerte sacudida en la tienda, lo suficiente como para que Rose se despertara súbitamente, tras la delgada tela solo había oscuridad, oscuridad y nada más, ¿se atrevería a deslizar el cierre? Quien sabría… pero cada uno debía de decidir qué hacer… si luchar por permanecer en su propio mundo o seguir a sus pj para tratar de salvarlos.

OFF

Spoiler:
Bueno, perdón por la demora y lo malo del post, no estoy en mis completas facultades ahora mismo, de cualquier manera explico, ahora simplemente les deje abierto el pasaje a noreth, cada uno puede decidir si ir o no, esto les dará la opción de seguir en la versión 2.0 que comenzara el 1ro de marzo, lo que hay atrás o cuando entren a noreth simplemente será oscuridad, nada más, no habrá palacio ni tampoco tierra, solamente será como si flotaran en la oscuridad, el viaje puede ser como gusten, desde sueños oníricos hasta pesadillas, eso está en sus manos, el próximo mastereo será el lunes 14 de febrero, pero ese mastereo solo será para aquellos que decidan ir, Inu ya me aviso que no quiere seguir en el próximo tema, por lo que queda la decisión de José y Salvador, cualquier duda por mp o vía MSN




~~
avatar
Doctor Ivo Robotnik
Artifice Mecanico

Mensajes : 301
Edad : 52
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Noreth Se Revela

Mensaje por Illua el Dom Feb 12, 2012 9:42 pm

Suspiré sentado en la cama de la habitación de Vicente, odiaba eso. Odiaba la sensación de esperar. De tener que dejar pasar el tiempo hasta que sucediese algo. Era una de las sensaciones más frustrantes que podía llegar a sentir. Al menos esa era mi opinión, y era aún mayor cuando a mi lado tenía a la señora del tiempo. A una persona que con un chasquido de dedos podía hacerte explotar una bomba temporal, que con un movimiento podía abrir una brecha en el tejido del tiempo, que podía abrir un agujero paradójico y clonarse. Era un ser tan poderoso, que podía manipular el tiempo a su antojo, y sin embargo... Allí estaba yo. Esperando. Esperando simplemente. Era una frustración que superaba todos mis límites.
Y cuando escuché los golpes en la puerta me enfadé bastante. ¿Que sucedía ahora? ¿Querían intentar convencerme de nuevo? Porque si era así no lo iban a conseguir. De ninguna forma les permitiría arriesgarse tanto.
Pero contrario a todo lo que pensaba, lo que sucedió fue que cuando la puerta se abrió apareció un ser alto, esquelético, su piel se pegaba a sus huesos como si estuviesen envasados al vacío.
Me levanté rápidamente poniéndome en guardia, mientras que Illua seguía en Shock, no había regresado de él desde la aparición de la oscuridad. Había quedado callada, muda como nunca antes.
Parecía... Ser la manifestación de aquella amorfa oscuridad que se había presentado antes. Algo que me sorprendió, pues parecía muy diferente a lo que vi la primera vez.
Pero antes de tan siquiera poderle responder volvió a salir, pero cuando traspasó el umbral de la puerta, esta cambió. Como si se tratase de una de las puertas mágicas de Doraemon tras él no se veía la pared del pasillo de la casa de Vicente. Si no... La más absoluta oscuridad... Una oscuridad que más bien se asemejaba a un agujero negro. Pues aquella puerta parecía aspirar todo el aire de la habitación de mi amigo, y con ello a Illua y algunas cosas sueltas sin importancia como lápices y gomas, que una vez dentro simplemente desaparecían. Por lo que si... Un agujero negro es la analogía perfecta para describir aquello.

-... No me pertenece nada... Puede que tenga razón.-Dije mirando su vacío interior mientras sentía como la succión amenazaba con tragarme...-Y... ¿Nosotros te creamos? ¿Discordia y ansias de poder? ... No se a que te referías, yo nunca he querido ser el rey de un reino... Jamás he querido ser emperador ni líder... Siempre he preferido el segundo puesto al primero, ayudar a alguien a ser el gobernante, y yo su secretario, su consejero... Siempre he deseado ser el segundo... Jamás me gustó ser el líder ni el rey... Puede que sea raro pero... Si dijo que nosotros le creamos... Creo que podemos destruirle de la misma forma...

Inmediatamente después corrí hacia la puerta, dejándome llevar por la succión, y agarrando el picaporte antes de entrar por ella, cerrando a mi espalda, y mientras me internaba en aquel oscuro interior, mi mente solo pensaba una cosa "No voy por Illua... Tampoco voy para destrozar a esa cosa... Voy por salvar lo que más quiero... Noreth... Mi mundo..."
Y cuando tras de mi sonó el ruido del picaporte al cerrar, quedé sumido en la oscuridad. La nada...
¿Por que había hecho esa tontería? Me había precipitado. Ni siquiera sabía a donde llevaba ese lugar. Pero... ¿A quien le importaba? No tenía más que hacer allí. Como había dicho en voz alta, aunque más que a nadie me lo decía a mi mismo... Eso era muy extraño.
Yo siempre deseé la medalla de plata más que la de oro... Recordé cuando Vicente habló de ciertos personajes de la edad media. Tres grandes reyes que habían hecho grandes cosas. Y cuando llegó a mi le dije que no me gustaba... Cuando imaginamos un mundo donde nosotros éramos los líderes, lo imaginaba con Alex como gobernante, Vicente como líder de las fuerzas de guerra, y yo como consejero de Alex... No me gustaba verme ostentando el titulo de mayor grado. Lo odiaba. No entendía por que, pero simplemente no me terminaba de gustar. Yo prefería ayudar simplemente... Y sin embargo... ¿Ansias de poder? Si se refiriese a Illua, tendría sentido, pero conmigo carecía de este... Tenía más parentesco con Scart. Una vida humilde... Si, cierto era que este último también había buscado poder. Pero eso fue en su primera etapa, cuando aún le desarrollaba... Con forme su trama y su historia fue avanzando. Con forme me apegaba más a él y se ganaba más mi cariño. Más se alejaba de ese deseo. Finalmente, acabó en Noreth, cuyo deseo era simplemente tener una vida feliz y tranquila. Compartir su vida con quien amaba y ya... Mis mayores deseos plasmados en él...

Suspiré en aquel vacío, haciéndome una bola... ¿Por que le torturaba tanto si era mi preferido? Era una forma, tal vez un poco egoísta, de enseñarme a mi mismo que la vida no era fácil, pero siempre habría mal en ella. De hacer que el pequeño pasase tantos males como yo. Que igual que yo sufría la soledad, el lo hacía, que si yo sufriese, no fuese el único en sufrir... Y así sentirme un poco mejor... Pero por algo más... Porque a pesar del mal que recaía sobre el pequeño una y otra vez, al final poco a poco iba logrando su objetivo, que jamás se rendía, que albergaba siempre esperanzas en su corazón. Y eso me daba fuerzas a mi para aguantar mi vida y pensar que al igual que a él, también acabaría siendo feliz...
Le tenía mucho cariño a Scart... Por muchas razones, y cada día surgían nuevas... Y sin embargo... ¿De que servía? Era solo un pequeño invento de mi mente. Algo surgido de esta de manera espontánea como tantas otras cosas... Crear historias siempre me había gustado de pequeño. Igual que pintar, o la música... A decir verdad desde pequeño las únicas cosas que me gustaban eran las artes. La música, la danza, la arquitectura, la escultura, la literatura, y la pintura... Y bueno, el cine, que se considera el séptimo arte... Es curioso que eran justamente las cosas que mejor se me daban. A veces llegaba a pensar que eran las musas que me acompañaban. Las musas de las artes... Tenía buena relación con todas, pero sobre todo con la de la literatura. Dado que las demás me habían sido veladas por mis padres... Aún recordaba las palabras de mi padre cuando de bien pequeño me había atrevido a decirle que quería ser pintor.

"¿¡Es que estás tonto!? ¡Los pintores no tienen futuro! ¡Solo son famosos cuando están muertos!"
Con aquellas palabras sentí como el mundo se caía a mis pies y se hacía pedazos... Ese día nada más regresar a casa había tomado todos mis dibujos y los había destrozado... Todos menos mis cuadros de terciopelo, que habían quedado guardados y escondidos sobre mi armario. Me gustaba verlos cuando estaba solo y recordar esos tiempos cuando era pequeño y amaba tanto los dibujos... Tenía talento, todos me lo decían. Pero mis padres me mataron con aquellas palabras, las cuales destrozaron mis sentimientos y los pisotearon... Desde ese día no quería pintar. Abandoné ese sueño... En vez de entrenar mi don simplemente lo destruí. En vez de practicarlo lo tiré a la basura... ¿Quien sabe? Tal vez si hubiese seguido practicando habría llegado a algo grande. Pero... Bueno... Eso ya pasó. Y desde entonces, los únicos dibujos que hacía eran bocetos rápidos cuando estaba solo, dibujos que escondía o destruía una vez acabados...
Y cuando destruyeron mi primer oficio, todas las demás artes cayeron con el. Decidí ocultares todos mis talentos, mantenerlos fuera de su vista. Lo único que quería era ser feliz, y con mis padres diciéndome eso no podía hacerlo. Así que antes de que lo volviesen a repetir, antes de que me destruyesen más de lo que ya lo hacían en el colegio, preferí dejarlos, dedicarme a simplemente pasar el rato en las clases y hacer todo lo que podía por bucear en un mar de asignaturas que no me gustaban para nada.
Pero cuando llegué al instituto y Alex me mostró el rol. Cuando me mostró un lugar donde a través de la pantalla podía crear mis historias, descubrí que aún estaba a tiempo de practicar uno de mis talentos. Tomarlo y mostrárselo a todos. Enseñárselo a quien lo apreciase, un lugar donde mis padres jamás verían mis trabajos y no podrían así descubrirlo. Y creo que él no sabe lo agradecido que le estoy por ese hecho. El haberme permitido escribir libremente...

Suspiré de nuevo al recordar toda mi vida en aquel lugar... Aquella vida que tanto odiaba y de la cual, de lo único que me alegraba de haber vivido era de haber conocido a mis amigos. Alex, que me hizo compañía en Karate, aquel que me daba fuerzas para seguir yendo a pesar de haberme partido ambas manos y haberme lesionado varias veces. A pesar de tener que aguantar a algunos que no entendían el significado de un arte marcial. Él valía la pena. Él fue un ejemplo a seguir para mi. Inteligente, buen escritor, bueno en Karate, y un gran amigo...
Vicente... El que me sacó de la soledad... Tras seis años en el colegio, seis años en los que había pasado multitud de penas. Golpes, insultos, y sobre todo denominación... Cuando llegué al instituto, uno donde no había ningún compañero que hubiese estado conmigo en el colegio. Un lugar donde rehacer mi vida... O eso pensé el primer día, pero comprobé que no era así. Fue más difícil de lo que pensé. Allí todos ya tenían pareja, iban con amigos suyos del colegio, gente con la que ya habían trabado amistad, y a la cual no le importaba lo más mínimo yo. Ellos ya tenían amigos, y yo no. Ese era mi problema. Y los primeros días con esa soledad... Pero apareció él... Ya tenía un amigo, pero decidí ir con él, y me aceptó... Tal vez fuese una suerte para ambos, dado que apenas unos días después su... "Amigo..." le abandonó, pidiéndome que hiciese lo mismo... Pero le mandé a hacer puñetas. Me había ofrecido ser mi amigo, él y todos los suyos, si dejaba a Vicente... Lo rechacé.
A pesar de que en esos días había llegado a pensar incluso que habría sido mejor ir con mis otros compañeros. Aguantar sus estupideces con tal de no estar solo... Algo que si, seguramente se vea estúpido desde fuera, pero es lo que se siente al estar realmente solo... A pesar de esos deseos, decidí quedarme solo con él ¿Por que? Fácil... Si me quedaba con él, tenía la posibilidad de que fuese mi amigo de verdad. Pero si me iba con ellos, igual que le habían traicionado a Vicente, podían hacer lo mismo conmigo... Preferí darle una oportunidad a un único amigo, a ir con muchos de los que debía desconfiar...

Jose... Él había sido mi hermano. Eramos bastante parecidos, en físico, en edad (Apenas un año mayor que yo) y en pensamiento. Nuestra amistad, a pesar de darse a través de una pantalla era tan fuerte como la unión de dos hermanos. Y le quería como tal. ¿Quien me iba a decir que, poco después de que Alex me mostrase el rol, buscando un foro de pokemon, iba a encontrarme con alguien así? Si... Parece sorprendente que nos encontrásemos de una forma tan casual. Yo que le ayudé a mejorar en el rol... Recuerdo cuando en ese mismo foro se abrió un apartado para hablar de los juegos de rol, y en él Jose puso una ficha de personaje, no tenía demasiada información, pero se podía ver calidad en ella, se podía ver el talento queriendo despertar. Fue cuando le puse una de mis primeras fichas. Era pésima si se compara con las de ahora, que si bien no puedo decir que sean geniales, son mejores que esas... Y él dijo que le había dejado por los suelos al poner una ficha tan buena. No le creía... Hasta yo en esos momentos me daba cuenta de que era mala. Siempre fui muy auto critico...
Fue cuando le pasé el foro donde estaba, cuando le ayudé a hacer a su personaje, a mejorarlo, y a convertirle en un roleador mejor... La sorpresa fue mía cuando al poco tiempo no solo había alcanzado mi nivel, si no que a mis ojos me había echado en adelante, lo cual me obligó a mi mismo a mejorarme por alcanzarle. Por evitar que me superase. No de forma mala, como sería evitar que mejorase, si no subiendo mi nivel para alcanzarle. Una competencia bastante divertida que aún manteníamos... Yo le ayudaba a mejorar, y él a mi... Maestros mutuos... Aunque podría decirse que yo fui uno de los suyos, dado que fui el que empecé a hacerle mejorar dentro de nuestro círculo. Dado que tenía conciencia de que él tenía otros maestros. Igual que Alex fue uno mío, el tenía otros...

Y por último, pero no menos importante, en absoluto. Estaba Matías... Mi mejor amigo... Aquel que no veo desde los siete años, pero que a pesar de ello, sigue teniendo un hueco en mi corazón.
Él fue el primero de mis amigos. El primero de todos. Anterior a Vicente o incluso a Alex... Él fue mi apoyo en la infancia. A pesar de que solo le podía ver una vez al mes como mucho, durante un día. A pesar de eso, era mi apoyo. Era el hijo de la novia de un primo mío. Por lo que no nos unían lazos de sangre. Tampoco nos unían legales, dado que según se, no llegaron a casarse. Pero si pasaron mucho, mucho tiempo juntos.
Nos veíamos en mi pueblo, que era a donde íbamos ambos que coincidía. Nunca supe exactamente donde vivía ¿Valencia? Lo mencionó alguna vez... Pero según tenía entendido tanto él como su madre eran Argentinos, y se le notaba un tanto en la voz...
Yo iba más o menos a mi pueblo una vez al mes, y deseaba quedarme allí mucho más tiempo, y en verano pasaba los tres meses allí. Con la esperanza de que el llegase uno de esos días y se quedase varios días. Vale, no pasaba más de una semana o un mes a lo sumo, pero todo tiempo con él era bastante.
Él sin embargo, venía tal vez cada dos meses, y no siempre coincidíamos... A veces el se iba un sábado, y yo iba un domingo. Y al llegar me decían que justo se había ido el día anterior... Pero no importaba. El mes siguiente había otra oportunidad...
O así fue hasta aquel fatídico día en el que me dijeron que mi primo y su novia se habían separado... Se me cayó el mundo a los pies de nuevo (Desgraciadamente, eso sucedió apenas un año después de que mis padres me hiciesen abandonar mis deseos de practicar mis musas.) No quise creerles... Y seguí yendo cada mes, pasando los veranos allí. Esperando que por alguna razón él volviese. Me sentía tan solo... Pero no volvió... Nunca lo hizo... Ahora mismo yo me pregunto... ¿Él se acordará de mi? ¿Tendrá esos recuerdos que yo tengo de él? Es lo que me carcome cada día... El pensar que pudo olvidarme... Puede que ahora sea feliz donde esté, y así lo deseo, que por haberme olvidado sea feliz... Y lo aceptaría, prefiero su felicidad a la mía, si él es feliz, al menos tengo ese consuelo. Aunque me duela su olvido... Lo aceptaría... Pero ni tan siquiera tengo eso... Solo su recuerdo, cada día más difuso...

Los rostros de las cuatro personas más importantes de mi vida se iluminaron en mi mente sobre aquel fondo de oscuridad, haciendo que una lágrima resbalase de mi rostro... Ellos eran los más importantes para mi. Aunque uno no lo viese desde hace ya más de media vida... A pesar de que otro viva a kilómetros de distancia y solo pueda hablar con el a través de palabras... A pesar de que por uno perdiese la oportunidad de estar en un grupo... A pesar de que por uno deba aguantar golpes y lesiones...
A pesar de todo... Estoy feliz con ellos... Una frase de Doctor Who que me gustó... "Se puede aguantar un mundo de demonios por ver a un ángel, y ese ángel para mi es El Doctor..."
Pues... Sinceramente me viene genial... Puedo aguantar una horrible vida por unos pocos momentos de facilidad. Y esos momentos que me hacen sonreír son aquellos que estoy con esas cuatro personas... Ya sea en la realidad o sea solamente en mis recuerdos o imaginación...
Alex me planteó una cuestión una vez... "Si al morir te planteasen una pregunta: ¿Querrías vivir tu vida de nuevo, olvidando todo lo que has vivido, teniendo que repetir todo lo que has hecho, sin cambiar absolutamente nada, con sus desgracias y alegrías... O preferirías simplemente desaparecer? ¿Tu que elegirías? Yo elegiría vivir, entre vivir mi vida y desaparecer... ¡No quiero desaparecer!"
Yo... Respondería volver a vivir... Pero no por miedo a desaparecer. Como acababa de hacer, me había sumido en la oscuridad sin pensármelo... No era por eso... Era porque... Por mucho mal que haya en el mundo. Mientras ellos estén a mi lado siempre hay posibilidad de cambiar. Por lo que por ahora mi respuesta sigue siendo... Si... Quiero volver a vivir mi vida...

Pero ahora me encontraba flotando en la nada... solo de nuevo, únicamente con mis recuerdos... Reviviendo mi vida en la soledad... En mis pensamientos. Pero... Eso mismo, mis pensamientos habían sido los que habían creado parte de Noreth, los que habían creado a Illua y al resto de mis personajes... ¿Que sucedería allí? ¿Pasaría algo? ¿O estaba condenado a vivir flotando en aquel lugar para toda la eternidad? ... No lo sabía... Simplemente cerré los ojos y empecé a pensar en mis personajes. Sobre todo en Scart... ¿Por que le había dejado tan de lado durante ese tiempo? Me había centrado un poco en Illua... No. Si lograba salir de esa... Me centraría en Scart. Él era yo. Yo era él... Eramos uno...
Por un momento se me ocurrió la curiosa idea de que aquello fuese como "La Historia Interminable" cuando el mundo es consumido por La Nada... Me pregunté... Si pasaría algo similar... Si podría recuperarse todo lo perdido. ¿Que pasaría en mi mundo? No lo sabía... Pero... Tal vez fuese así... ¿Por que no? Tal vez los recuerdos diesen forma de nuevo a un mundo... Ya lo habían hecho una vez. A la hora de construir Noreth... ¿Por que no podrían rehacerla? Me dejé arrastrar por el mar de oscuridad mientras pensaba en todo. Mi vida... La de mis personajes. Noreth. La Nada...
Y vagué... Vagué sin rumbo...

Off:
Viaje por mis recuerdos patrocinado por Posts Emotivos S.A. xD ¡Decido ir a Noreth! Quiero pasar un rato con Scart... Gracias por la magnífica partida, Ivo...
Por cierto, cabe mencionar, todo lo que he escrito en mis post es cierto. Mi vida, los acontecimientos en ella sucedidos. Etc. Podéis preguntar a quienes nombro (Excepto a Matías por obvias razones) y comprobar que es cierto. Seguramente no os interese para nada mi vida. Pero... Bueno. Era el último post, y decidí dejar plasmadas mis emociones en él. Que tampoco está de más... Es el post más emotivo que he hecho hasta ahora, no porque tenga que hacer llorar a nadie ni nada de eso, si no porque he colocado todos mis sentimientos en él. Espero que os guste. Gracias a todos.
avatar
Illua
Duelista Sombría

Mensajes : 167
Edad : 22
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Noreth Se Revela

Mensaje por Inuwel el Miér Feb 15, 2012 5:23 am

La maldad tenía forma de oscuridad, negra y siniestra oscuridad, que se arremolinaba en torno a mis pensamientos, mis creaciones y las deformaba en su interior hasta hacerlas desaparecer o más bien convertirlas en parte de él.
Hace tan solo unos días era una chica común y corriente enfrentando situaciones…. Ya saben, nor-ma-les, y no me quejaba realmente, me sentía satisfecha de dicha forma, de todas formas siempre podía encontrar un rato para imaginar y así dejarme llevar por situaciones fantasiosas para pasar el rato aburrido que puede llegar a ser la cotidianidad, pero tampoco es algo que no lo tolere, todos nacimos y nos criamos bajo la cotidianidad, siguiendo las reglas y los pasos de lo que es normal, y hasta el momento hemos teniendo momentos agradables que de fantasía nada tienen, ¿así que por qué quejarse?, y sí, también ocurren malos momentos pero saberlos llevar es la gracia que tiene la vida.
De todos modos, esa era mi única preocupación, no tenía más, y no necesitaba más, lo único aparte de mi vida normal podría decirse que era el rol por foro, administrar un foro y jugar con él, pero a excepción de ello nunca en la vida me imaginé estar frente a una circunstancia como la que afrontaba ahora.
Me imaginé que una espada de luz surgiría entre mis manos y una larga capa de guerrero hondearía tras mi espalda, quizás me acompañase un escudo o una armadura, pero… je, nada, estaba desprovista de cualquier arma que me sirviera para defenderme, ¿pero defenderme de qué?, de una materia, de una sombra, de un algo que era capaz de tragarse los sueños, de un algo nacido bajo nuestra propia imaginación y ahora se manifestaba tangible frente a mis ojos, capaz de causar un daño real.
¿Qué es falso? ¿Qué es real?, ¿Cómo saberlo en este momento?
Quimeras, quimeras… nado en un mar de quimeras, de quimeras que se vuelven en contra de sus creadores, que muerden la mano que les dio de comer, que bullen desde las sombras queriendo volverse material, volverse real, salir de los ensueños para consumirlo todo.
-¡Eres una quimera, y lo seguirás siendo!-Exclamé tomando una silla y lanzándola en dirección al baño. Cualquiera que viera esa escena me llamaría loca y chiflada pero si quisieran ver un poco más allá se darían cuenta que le lanzaba a una sombra gigantesca que quería hacerse dueña de todo.
Aquella masa oscura quería comerme, tragarme tal y como lo hizo Inuwel, ¿cómo imaginar resultaría ser un juego tan peligroso?, la cosa es que traté de esquivarla, corrí por la sala sintiendo como una fuerza inconcebible parecía tirar de mis piernas, de mi espalda, de mis brazos… ¡de todo mi cuerpo! Y arrastrarme hacia atrás, para llevarme a la vorágine de oscuridad traga mundos.
Y si bien lamentaba la pérdida de Inuwel siempre tenía mi vida por sobre lo demás, porque bueno, era importante, era un pj mío… pero no era real, no podía quitar ese hecho que por mucho que doliera no era real, y sí, ahora mismo podría envolverme en un enigma existencialista filosófico acerca de lo qué es real, lo que existe y lo que no, qué somos, de donde somos, etc, etc… pero como ustedes comprenderán no era el momento.
-Mira, tengo que entregar unos ensayos este viernes así que me temo que no te puedo acompañar-Comenté con una sonrisa nerviosa de quién ya cree que enloqueció mientras corría ahora hacia las escaleras viendo como aquella masa oscura seguía mis pasos. Mierda, mierda… ¿qué hago, qué hago?, me preguntaba constantemente hasta llegar a una de las habitaciones y tropezar sin querer, traté de incorporarme pero sentía como aquella fuerza misteriosa me empujaba hacia atrás, quería llevarme consigo, quería eliminarme.
Traté de incorporarme arañando la puerta hasta sujetarme del pomo de la puerta, me sostuve con mucha fuerza mientras cerraba los ojos y gritaba sintiendo como mis piernas se levantaban del suelo por la fuerza de empuje que emanaba de aquella sombra, no obstante de golpe mis piernas cayeron sobre el suelo logrando que soltará un leve “Ay” y mirase hacia atrás sin soltar el pomo de la puerta.
Dicen que después de la tormenta sale el sol…
Pestañeé perpleja luego de ver como aquella sombra había desaparecido y ya no quedaba nada a mis espaldas, aguardé por unos minutos por si volvía a aparecer pero nada…
Pero sin haberlo sospechado poco a poco mi mente fue dejando de lado todo lo relacionado con el foro, era como si aquella sombra no solo se hubiera tragado al foro, a Inuwel, y los pjs de todos los demás, si no que también todos los recuerdos que yo tenía de él.
Sentía una incómoda jaqueca mientras me incorporaba y miraba a mi alrededor anonadada, ¿por qué está todo desordenado?, me pregunté pasado unas horas al tiempo que tanteaba también la razón que me había traído a Limache. Era tarde y tenía la televisión prendida y mi notebook... oh dioses, estaba rota la pantalla y mi pendrive estaba partido en dos. Me llevé una mano a la frente preocupada e incluso algo asustada, a veces me venían ideas a la cabeza, sucesos que me costaba enlazar pero que me parecían reales... y a la vez de fantasía.
Miré de reojo la televisión, hablaban de la muerte de alguien... un nombre que me sonaba familiar pero que...
-¡El ensayo!-Me acordé de golpe apagando la tele, restándole importancia a esas cosas mientras me disponía a ordenar la casa para mañana temprano volver a la mía y hacer lo que tenía que hacer, lástima que tendría que comprarme otro notebook.
Basta de musarañas, es momento de trabajar.


Spoiler:
Ivo agradezco mucho tu idea de una partida que nos hizo afrontar circunstancias no como pjs, si no como usuarios e incluso hacernos cargo y conocer a carne propia a una de nuestras creaciones favoritas, sin embargo como te comenté por razones de tiempo y ganas no pienso continuar en la segunda parte, éxito para los que continúan por la lucha de Noreth y gracias al doctor huevo por está gran partida que la he disfrutado bastante.




http://www.cuentosdenoreth.net/t159-inuwel-y-la-luna-orgullosa-es-aplaudida-por-aullidos

Gracias Jose n-n
Spoiler:


La última Garra Gris

Spoiler:
[/center]
avatar
Inuwel
Belleza letal

Mensajes : 470
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Noreth Se Revela

Mensaje por Doctor Ivo Robotnik el Dom Feb 26, 2012 9:03 pm

Y sin importar nada
El hambre se devoro a si mismo
Dejando de existir y regurgitando
Todo aquello que había consumido
Con el paso de los siglos.

Christian Chacana 26 de febrero de 2012

Y como si de un rompecabezas se tratara cada ser volvió a su lugar, cada personaje encajo como debía de ser, y con ello hubo calma … claro como si existiera ello, en un océano negro, sobre piedras oscuras brillaba un tétrico palacio, tan endeble como su propietario, tan famélico como el hambre que existía en ese lugar, entre paredes oscuras y techos altos, alguien tomaba asiento en un trono de huesos y piel, un hombre, tan delgado que sería imposible que pudiera vivir, sus costillas parecían barras de acero, su columna como ganchos que rompían la piel sus encías retraídas y sus dientes sangrando, sus ojos hundidos y sus manos esqueléticas, él era el amo y señor … él era el emperador de la nada, aquella que había devorado a noreth, que había borrado sus letras, sus historias sus vidas … pero aun existían algunos que vivían … frente a él tres criaturas, tres mujeres que habían escapado de sus manos, pero ahora estaban frente a él, a lo lejos, en la oscuridad del salón flotaban dos jóvenes, aunque uno tan sano como entro el otro no lo parecía … su viaje había sido algo mas movido, era José, el cual por alguna razón no dejaba de sangrar desde su mano … y la razón era simple … una larga varilla de la tienda le había atravesado el hombro limpiamente … no era una herida seria si se trataba pronto … pero en ese lugar … quien sabría…, parecían que levitaban en la oscuridad, en la nada, levitaban en posición fetal, excepto José que parecía estar con sus miembros estirados, mientras una sonrisa se desdibujaba en los labios de aquel ser.

-Y todo por fin esta completo… y con estos bocados por fin saciare mi hambre-

El ser ansiaba alimento, ansiaba saciar su apetito, y estirando sus esqueléticas manos para tomar el primero de estos su mano se paro, mientras dos ojos le miraban en la oscuridad, el hombre se levanto, con mirada seria ¿seria verdad que aun existía otro bocado? Quizás no, ya que su mente estaría jugando con él, pero cuando volvió a intentar coger el primer bocado, un sonido le detuvo, un paso, luego otro y otro, las sombras se abrían, un joven estaba frente a él, su cabello oscuro, los cristales sobre sus ojos, no demasiado alto ni agraciado con la belleza, pero aquel ser sentía algo … era como si estuviera contra algo ajeno a lo que era él, el muchacho miro hacia ambos lados negando con un suspiro, mirando a las tres mujeres y luego a la criatura.

-Tanto mal que haces… tan solo para saciar tu apetito… bueno creo que tengo que meterme ¿no crees?*llevando sus manos a su espalda* primero te comes lo que no sirve… después por hambre buscas mas y mas, llegas a noreth, te alimentas de sus tierras, de sus habitantes… de mis creaciones… a ellas no les agrado desaparecer y créeme que me ha costado mucho mantenerlos aun…-

Mientras el muchacho hablaba mas y mas sombras comenzaba a aparecer, algunas con dos ojos, otras con menos o más, pero todas rodeaban a el hambre que existía ahí, entre las sombras un brazo delgado, con mano enguantada y portando una vieja arma de fuego surgió a la vista de todos, mientras apretaba el gatillo y la detonación surgía entre las cuatro paredes de ese lugar, la bala impacto en el hombro del hombre, haciendo que sus huesos crujieran por el impacto, el chico miro hacia la sombra negando.

-Mi buen doctor, creo que eso fue algo innecesario, pero comprendo su molestia… al igual que la de todos los demás, no ha sido fácil llegar hasta aquí e incluso… no se cuanto tiempo podre permanecer ante ustedes, lamento mucho que las cosas sean así, pero deberé de pedirles unos pequeños favores… pero antes, creo que debemos de volver las cosas a su lugar ¿no creen?-

Varias cosas salieron disparadas desde las sombras, como gruesas serpientes que se enroscaron en los miembros de ese ser, pero si alguien miraba con más atención, vería que no eran serpientes, sino mas bien tentáculos oscuros, y entre las sombras, tan solo un enorme ojo que miraba fijamente, entre las sombras mas tentáculos surgieron, pero más cortos y pequeños, mientras una mano delgada y atemorizante surgía, cerrándose lentamente, el hombre atrapado sintió como sus huesos y tendones eran retorcidos lentamente, como eran triturados por algo que no podía controlar.

-Tu nombre no es vacio … tu nombre no es hambre … tú no eres ajeno a este mundo … tu eres la papelera del foro … tu el cual siempre buscas alimento y sin importar nada siempre estas vacía … creo que tenemos que recuperar lo que has borrado … claro que con ello tu función dejara de ser útil-

Entre las sombras lo que pareció una daga salió volando para clavarse en el vientre del hombre, el muchacho sonrió cuando de un movimiento el vientre fue abierto en dos y una esfera pudo verse entre la piel apergaminada de su interior, nuevamente negó cuando metió su mano y saco la esfera, en su interior podía verse noreth, todo lo que existía en él y todo lo que existiría algún día, el hombre intento zafarse de ese presión, pero sin poderlo evitar fue atraído a la oscuridad, mientras las sombras se juntaban y el sonido de su cuerpo despedazándose fue más que notorio, el muchacho camino hasta una pequeña abertura que era al ventana de ese lugar y dejo caer la esfera la cual se quebró contra las rocas … y anda mas sucedió, hasta que instantes mas tarde, una luz rompió la oscuridad y el sol se levanto del océano, mientras a lo lejos podían verse los bosque de noreth, todo volvía a ser lo que era … pero era tiempo de hacer más cosas … de ese hambre no quedaba nada, tan solo restos de piel, el chico sonrió y suspiro mientras tomaba asiento en aquel trono, acomodándose.

-Bueno viendo lo que ha sucedido … creo que podemos jugar a algo … por lo que veo, tanto Salvador como José están acá, eso es interesante … se parece a una partida que quería hacer hace tiempo … aunque en ella era algo diferente … de cualquier manera debemos de encontrar que hacer con ellos … *mirando a las sombras que lentamente tomaban la forma que realmente tenían* Zyr … sé que no te gusta esto pero creo que debemos de hacer un poco de trabajo, mi buen Ivo, usted debe de encontrar la solución a este dilema … Shuma, Dormammu, Beel, Dynas, Swarm, Malthazard … creo que también jugaran un papel importante en este divertido juego, pero por ahora *mirando a los dos muchachos* llévenselos con aquellos que son sus creaciones …-

Y con ello termino aquella aventura … mucha sangre se había derramado, Camila había olvidado noreth … Salvador y José permanecerían en aquel mundo … mientras que ese muchacho manejaba los hilos de aquellos que le pertenecían … quizás algún día podrían salir, pero como todo mundo, aquel tenia infinidad de posibilidades, infinidad de rasgos que aprovechar … y el los usaría todos, mientras pudiera.

Mientras, en el mundo real, las cosas habían mejorado sustancialmente, noreth estaba en línea nuevamente, cada uno de sus usuarios vería con alivio como todo volvía a la normalidad, aunque algunos de ellos, quizás los más afortunados, recibirían un mp… lo que decía en el, solamente ellos lo sabrían… por que noreth estaba abierto… la realidad y al literatura estaban unidas, más de lo que uno pudiera creer y desear…

Spoiler:
Bueno, con esto he terminado la primera parte, se que el final no es lo que esperaban, pero di paso a la segunda parte, Camila pidió no participar, así que van Salvador y José, por otra parte, pido disculpas este enorme retraso, pero como saben, estaba esperando a José que me pedía tiempo y al final no ha querido postear, así que por ahora su castigo estará listo en la segunda parte, y espero que me sea aceptado esto, por otra parte, si ven que merezco baja calificación por mi demora, lo acepto, gracias por participar en esta pequeña aventura, espero que la hayan pasado bien y que también puedan seguir disfrutando del foro, muchas gracias por soportarme y no sacarme la madre con algunas cosas.



~~
avatar
Doctor Ivo Robotnik
Artifice Mecanico

Mensajes : 301
Edad : 52
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Noreth Se Revela

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 6 de 6. Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.