Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» 5 días bajo la nieve [Grupo 1][Campaña][Kasumi, Arete, Pereza, Eudes, Niris, Suwan]
Ayer a las 11:48 pm por Eudes

» Encuesta general: ¿Todos para un Noreth o varios Noreths para todos?
Ayer a las 7:05 pm por Khiryn

» Camino al sol.
Ayer a las 3:00 am por Gula

» Solo hay un modo de conocer el desierto...
Ayer a las 1:40 am por Kaila

» Otra ausencia
Lun Ago 21, 2017 4:59 pm por La Aberración

» La Incertidumbre de la Magia [CAMPAÑA]
Lun Ago 21, 2017 12:25 pm por Turion

» Sistema de corrección de partidas por pares
Dom Ago 20, 2017 11:02 pm por Eudes

» Gabranth [Ficha en construcción]
Sáb Ago 19, 2017 12:25 pm por Bizcocho

» ¿Donde está el Caballero Rojo?(Campaña)
Vie Ago 18, 2017 10:21 pm por Eudes

» Azura (En construcción)
Jue Ago 17, 2017 9:24 pm por Bizcocho

» No tan pequeños problemas (solitaria)
Jue Ago 17, 2017 12:29 pm por Celeste Shaw

» Y les vendieron sus almas al diablo. [Priv. Kaila]
Jue Ago 17, 2017 12:20 am por Jan Egiz

» Òracion a los Dioses] Müsenïe
Miér Ago 16, 2017 2:37 pm por Katarina

» Evento: Fe y devoción
Mar Ago 15, 2017 9:05 am por Niris

» Preguntas a la comunidad (Religión)
Mar Ago 15, 2017 8:47 am por Niris




Cuentos de Noreth
Cuentos de Noreth Cuentos de Noreth Cuentos de Noreth

Las afiliaciones hermanas se hacen por invitacion de nuestros administradores hacia otros Admins de los foros que decidamos, o por invitaciones de ellos hacia nosotros, sin embargo nos reservamos el derecho de admision de estas mismas pues seran solo una limitada cantidad y minima. Para mayor informacion acuda a la sección de Afiliaciones


Promesa del nuevo año

Página 4 de 5. Precedente  1, 2, 3, 4, 5  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: Promesa del nuevo año

Mensaje por Kurato el Vie Jun 22, 2012 2:42 am

Escuchaba con tranquilidad las palabras de ella durante aquellos minutos, respirando de forma calmada y alegre como poca veces antes, sin soltarla ni aflojar su abrazo, mientras les observaba con una leve sonrisa y visiblemente cansado aquel hombre pequeño y pálido, cosa de la que el apenas se había dado cuenta, solo sentía las escamas de la raptora, solo olía su perfume, oía sus palabras, veía su cuerpo entre sus brazos y en cuando llego la sorpresa de aquel beso solo sintió de cualquier forma y manera sus labios, le costó un poco, en parte por el imprevisto de aquello, pero lo correspondió, sintiéndose el raptor más afortunado del mundo.

Una vez escucho lo de la promesa de la celda, si hubiese podido se habría sonrojado, trato en vano de hablar, pero no le salió ni un mero tartamudeo, -bueno, yo iré afuera, tengo que encargarme de algunos asuntillos, hay que empezar la tortura eterna de los amos y encontrarle una vida a las y los esclavos liberados…os dejare intimidad- lo siguiente que se escucho fue el sonido de la puerta al cerrarse.

-Sofi…ahora misma en lo último que pienso es en ese raptor, quizás después si, pero ahora solo quiero estar un rato tranquilo por primera vez en mucho tiempo con la persona más importante para mí- se acurruco contra ella y miro alrededor, dándose cuenta de que aquel lugar, bastante al contrario que el resto de la casa que estaba hecha un caos por causa del reptil, estaba bastante ordenada y limpia, un par de grandes armarios e madera, una alfombra, algunos muebles o decoración más y una mullida cama grande, volvió a mirarla.

-Sofi…yo no sé como cumplir eso que me dijiste en la celda, no estoy seguro de que hacer ni nada, por mi parte soy feliz ahora mismo, pero si quieres hacer otra cosa, me encantara- le dijo inseguro y con sorprendente timidez para él, no sabía qué hacer, que decir, temía que cada palabra fuese la equivocada, estaba perdido, se apretó contra ella y por un segundo pudo superar su timidez para robarle un último beso, era sorprendente como algo que había descubierto hace menos de un minuto le había gustado y enganchado tanto, -yo solo sé que me gusta mucho estar con tigo y que al ataque me has dicho antes yo también te…te amo- dijo en un suspiro, sin saber las consecuencias de sus palabras, tanto deseando esas consecuencias como temiéndolas.
avatar
Kurato

Mensajes : 86
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Promesa del nuevo año

Mensaje por Sofi el Vie Jun 22, 2012 3:36 am

ATENCION: POSTS CON CONTENIDO SEXUAL. SE RECOMIENDA DISCRECION AL LEER. (+18)

Aquel primer beso…. Fue interrumpido por el sujeto que había ayudado a Kurato. Fue cuando reparo en el…¿Qué quería en realidad? Nadie ayuda así como así. Le preocupo un poco, pero lo vio salir, quedándose solos en una habitación buena, acomodada y limpia. Le agrado no ver tanta sangre y muerte por doquier. Miro a Kurato y sonrió ante lo que dijo. Ella acaricio su rostro antes de levantarse y alejarse de el un par de pasos –Entonces, te enseñare. -Muchas veces las mozas le contaron sus aventuras… sin mencionar que otras veces había visto.

Sofía soltó su cabello. Este callo en una cascada verde sobre sus escamas, sobre su espalda y hombros. Sus manos fueron hacia los tirantes que sujetaban su vestido, tirando de ambos al mismo tiempo. La tela resbalo con suavidad hasta el suelo, acariciando las curvas de la muchacha en el proceso. Tan solo de pensar en ella y Kurato juntos, sintió que su cuerpo reaccionaba. En teoría, era la primera vez que lo hacia y, todos sus movimientos eran prácticamente lo que ella imaginaba, su instinto. Se basaba en hacer lo que su cuerpo deseara… y ahora mismo quería con todo su ser que el la mirara.

Había un par de cicatrices en su cuerpo, pero, Sofía se dio cuenta que muchos menos de las que recordaba en retazos de pensamientos que aun le asaltaban. Sonrío al reptiliano, acercándose al, no llevaba ropa interior alguna, por lo que era fácil de ver su cuerpo completamente lampiño, escamoso, fresco. Hasta el llegaría su perfume, una mezcla del almizcle que su cuerpo comenzaba a producir entre sus piernas y, el aroma de su piel, muy parecido a la lavanda. Sofía acaricio la barbilla del reptil, sus senos redondeados y bien formados se erigían delante de el. Ella se inclino hacia adelante y sus labios se posaron en los de el… acariciándole, impregnándose con su aliento, una de sus manos fue hacia la cresta de Kurato, pasando sus dedos juguetonamente por entre los pliegues, disfrutando la sensación de sus escamas. La otra fue hacia abajo, acariciando la mano de Kurato con dulzura, guiándolo hasta colocarla sobre su seno derecho que inmediatamente se endureció, respondiendo a la sensación de tener al reptiliano tan cercas. –Solo… deja que tu cuerpo te guie- susurro ella contra sus labios, tan cercas… sentía la energía que emanaba de el y eso solo le atraía aun mas. Estaba loca por ese reptil, y lo quería dentro de ella.
avatar
Sofi

Mensajes : 442
Edad : 29
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Promesa del nuevo año

Mensaje por Kurato el Vie Jun 22, 2012 6:51 pm

Una sensación de pesadez le inundo el cuerpo mientras se separaba de el, la mano con la que le había empezado a acariciar el cuerpo de la joven cayó pesadamente al suelo cuando la dejo de acariciar, un suave picor recorrió su piel y sus labios cuando la dejo de sentir tan cerca de el, no podía hablar, solo podía observarla retroceder.
Como unas cuantas veces antes, los tirantes de aquel vestido se bajaron, pero esta vez no solo por un desagradable efecto de la gravedad, esta vez, de forma intencionada.
Si antes no se podía mover de su sitio, ahora, al poder verle completamente todas las escamas de su cuerpo, sin apenas imperfectos, un ligero temblor le sacudía las extremidades, mientras sus ojos se paseaban con lentitud y no podían dejar de fijarse en el cuerpo de Sofia, antes, apenas la había visto como la veía ahora, por lo general, solo en momentos muy específicos de su pasado, y la mayoría eran fugaces y en los que el mismo se resistía a mirarla, pero ahora ni podía ni quería.

Otra vez sensaciones imposibles de describir se adueñaron de su cuerpo cuando aquellos cálidos labios se volvieron a posar sobre los suyos, la torpe parálisis que le había poseído el cuerpo, con lentitud se fue recuperando, moviéndose con más rapidez , cuidado y suavidad a cada momento, tratando de sentir todo lo posible a aquella mujer y dejarse a sí mismo un recuerdo imborrable de su ser, sus manos no tardaron en tratar de rodearla, pero solo una pudo recorrer con lentitud su espalda, la otra fue cogida y acariciada por la aparentemente frágil mano de la raptora, que no tardo demasiado en llevarle a otro rincón de su cuerpo, más relacionado con lo que iban a hacer, zona que acaricio, palpo y exploro, dispuesto a sentirla en cada escama.

-Sofi…mejor vamos…a la cama, será….más cómoda que el suelo- le susurraba entre beso y beso, nunca sin separarse más de lo necesario para hablar, poco después de eso, pudo contener su deseo lo suficiente para cogerla en brazos y llevarla rápidamente a la cama, dejándola mirando al techo.
Con lentitud, una vez ella estuvo en la cama y él en pie delante de esta, apoyo sus brazos en la cama y bajo el morro hasta las piernas de la joven, saco su húmeda y larga lengua y fue subiendo con lentitud hacia arriba, acariciando con ese órgano todo su cuerpo, dispuesto a que solo las zonas que le disgustasen a ella fuesen las únicas que evitaría tocar, finalmente, tras recorrer todo aquel sinuoso cuerpo y empaparse de aquel aroma fresco y calmado como el mar, termino por estar completamente sobre ella, -gracias por enseñarme-
avatar
Kurato

Mensajes : 86
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Promesa del nuevo año

Mensaje por Sofi el Sáb Jun 23, 2012 8:09 pm

Sofía sintió la mirada caliente de Kurato sobre sus escamas, una de sus manos fue a abrazarla, recorriendo su espalda con lentitud, pequeños toques eléctricos invadieron su columna vertebral, esparciéndose por su cuerpo. El pidió ir a la cama, Sofía asintió, sin responder, dedicándose a besarle de cuando en cuando. El calor entre ellos aumentaba a cada minuto, su cuerpo reaccionaba a el, Le cargo en brazos, ella se acurruco en su pecho, mirando directo a los ojos de Kurato. Esas joyas rojas que tanto le cautivaban… observo el techo durante unos segundos, antes de que el distrajera su atención a su cuerpo.

Su morro recorrió parte de su cuerpo, hasta llegar a sus piernas. Sofía sintió el fuego que le invadió, dejando escapar un gemido al sentir su lengua, tibia y cálida recorrer su cuerpo… sus muslos, subiendo con lentitud y calma, haciéndola desearle cada vez mas… su entrepierna y, aunque solo paso suavemente cercas de ella, Sofía se estremeció, cerrando los ojos. Siguió su tortuoso y delicioso camino hasta sus pechos… quedando sobre ella. Sofía le miro con profundidad, sonriéndole –No hay que dar las gracias por nada- dijo ella, mientras su corazón palpitaba con fuerza. Su mano fue a sus hombros, acariciándolos con suavidad y dulzura. –Kurato…- murmuro, a su oído, mientras bajaba lentamente por sus brazos, su torso… -quiero tocarte- dijo ella –quiero sentir tu toque –continuo –quiero…- se sonrojo- sentirte dentro de mi- El solo hecho de estar junto a el, de sentir su aliento y su aroma picante y embriagador le hacia palpitar, temblar y estremecerse. Ella necesitaba de el, necesitaba de su cuerpo, de su toque, de su caricia. Quería fundirse en uno solo con el, perderse entre sus escamas, olvidarse del mundo… Kurato era todo para ella ahora mismo y lo iba a aprovechar. Una pregunta surgió de pronto, rasgando su mente… ¿Dónde estaba su…? Ella se sonrojo, sin saber si preguntar o no, mordiéndose el labio inferior, le miro, abrazándole. –Te amo- murmuro a su oído.
avatar
Sofi

Mensajes : 442
Edad : 29
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Promesa del nuevo año

Mensaje por Kurato el Dom Jun 24, 2012 2:07 am


-¿De…dentro de ti?- tartamudeo el reptiliano en un ligero susurro, con su mundo reducido completamente a la mujer que tenia ahora mismo bajo el, no sabía muy bien qué hacer, un leve cosquilleo eléctrico le recorría las escamas cada vez que ella la miraba, el normalmente nos e preocupaba de que le mirasen, incluso cuando no le recubría su traje de cuero negro n le molestaba que le mirasen las escamas, pero en esos momentos sus ojos le paralizaban, incitaban y excitaban en todas las maneras posibles.

Al menos de momento no sabía que se refería con lo de dentro de ella, su mente se hallaba ofuscada por el ondulado cuerpo de la raptora moviéndose bajo el, incitándole a abrazarla, acariciarla, besarla, apretarla contra sí mismo y no volverla a soltar nunca más en su vida.
Cerró los ojos un instante, no más, no quería perderse un segundo de aquellos tiernos y deseosos momentos, cuando los abriese vio besando a la raptora con lentitud y pasiones contacto con aquella zona de ella, pero no quiso, no podía limitarse solo a eso, se termino de tumbar sorbe ella, su cola le rodeo por completo su cintura, acariciándole en un delicado abrazo toda la zona de su cadera por debajo de la propia cola de la raptora, moviéndose sin parara, acariciando, rozando también aquella pequeña zona intima delantera de la chica, mientras sus manos no daban abasto, querían tocarla, acariciarle todo a la vez, cada caricia por placentera que fuera se quedaba corta, comparando lo que la seseaba, espalda, la misma cadera que rodeaba su cola, el cuello en los tímidos y leves momentos que su larga lengua no se escapaba del beso y le acariciaba su cálido cuello, incluso aquella parte de su cuerpo que acababa de empezar a explorar, sus senos se montaban ahora candidatos ideales a su largo, cálido, deseoso y excitante masaje.

Finalmente, una suave presión le hizo notar que aquello no estaba siendo todo lo placentero para ambos que podía ser, inicialmente ignorada, una leve presión en la zona de su cadera, dentro de la bolsa, vagamente parecida a la cloaca de aves y reptiles solo que en la suya solo desembocaba un órgano, como una bolsita protectora donde esperaba ser usado, nunca le había dado mucha importancia, hasta ahora que clamaba por salir afuera, se separo un segundo del rostro de Sofia -amor… algo que falta…me… me gustaría montártelo- dijo tímido, cogiendo una de las manos de ella con cuidado y arrastrándola hasta aquella zona tan desconocida para el.
avatar
Kurato

Mensajes : 86
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Promesa del nuevo año

Mensaje por Sofi el Miér Jun 27, 2012 2:37 am

Su cola… Sofía se estremeció al sentirla alrededor de su cadera, moviéndose pícaramente, dando toquecitos en sus escamas. La reptiliana dejo escapar un suave gemido al sentir la punta jugueteando en su parte mas intima. Un disparo de placer surco su cuerpo, advirtiéndole que quería más. Dioses, Las manos de Kurato eran sin duda las mejores. Su lengua, le llevaba a un paraíso que no creyó conocer. Su cola causaba sensaciones en su pecho que le hacia estremecer… Sofía quería ser suya y nunca apartarse de el. Estar juntos para siempre…

La lengua de Kurato, juguetona toco sus senos, sus pezones se endurecieron con solo su caricia, su beso la excitaba cada vez mas… nunca se cansaría de su toque, de su lengua…de su cola… de el. No, nunca se hartaría de despertar mirándolo cada día. Jamás se cansaría de mirarlo cuando sonreía, cuando se preocupaba por ella, cuando incluso se aferraba a tratarla con tal dulzura y suavidad… Se separo de pronto de su rostro, hablándole sobre algo que le gustaría mostrarle. Con un brillo audaz y emocionada supo a que se refería. Tomo una de sus manos y la guio… en el proceso ella se encargo de excitarlo más. Bajo su toque por su estomago… hasta su vientre donde se recreo acariciando las escamas. Metió la mano dentro de aquella área oculta. Sintió como si un tesoro se mostrara ante ella… con suavidad, tomo aquel miembro en su mano, apretándolo con cuidado… comenzó a mover la mano de arriba abajo… y, ayudándose con la otra, lo saco… era un magnifico miembro que se erigía ante ella. Aun no estaba erecto del todo, pero Sofía pudo ver su tamaño y su textura. Se relamió los labios, mirándole fijamente –Kurato…- dijo con una suave sonrisa –te guiare…- sin separar su mano del miembro de su amor, comenzó a masajearlo. Ella se acerco a el, a su oído, murmurando –Esto… es lo que me llenara y unirá a ti… -

Tomo una de las manos de Kurato y comenzó a bajarla por su cuerpo, hasta su entrepierna, a la entrada. Gimió suavemente cuando llevo sus dedos justo al área indicada. Murmuro de nuevo a su raptor –aquí… - dijo ella mirándole con las pupilas dilatadas, excitada. El podía sentir su humedad resbalando por sus piernas… entonces, del mismo modo que el, ella paso la punta de su cola por su espalda… -te amo- murmuro, con dulzura.
avatar
Sofi

Mensajes : 442
Edad : 29
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Promesa del nuevo año

Mensaje por Kurato el Miér Jun 27, 2012 3:35 am

Mentiría si dijese que no tenía miedo, pero no podía contenerse, quería sentirla, ser sentido, aquel aroma embriagador le hacía desear probar todas las cosas nuevas del mundo.
Normalmente, todas las toxinas y desechos que un humano normal podría soltar por aquella zona, el no lo hacía, se aprovechaban para su veneno y las expulsaba a través de la piel, por lo que nunca había usado aquel miembro, a veces lo había notado más o menos como ahora, presionando un poco, pero nunca así, era sin duda la primera vez que era usado, que era tocado, no sabía muy bien que extrañas sensaciones podría esperar, pero las deseaba todas, buenas o malas, mientras a ella le gustasen.

Sentía como palpitaba, como su propio corazón en sus manos, mientras aquellas herramientas que ella tanto había usado para excitarlo y acariciarle, continuaban su magnífica labor, haciéndole emitir ligeros gemidos a cada caricia, casi temblando del placer y la excitación a la que le arrastraban sin remedio cada gesto y cada palabra a las cuales apenas podía asentir ligeramente o pronunciar algún tímido murmullo inaudible, cuando una de sus manos fue a parar a aquella zona intima de la raptora de nuevo, y esta le indico que era allí durante unos momentos, confundido por el placer y las suaves caricias no sabía muy bien a qué se refería, sin saber que hacer solo se atrevió a acariciar con fuerza aquella zona, sin adentrarse prácticamente nada en su interior, finalmente, entendió.

Quería estar cerca de ella, no separarse jamás, verla cada día al despertar y dormir, abrazarla, besarla, pasar cada minuto del día acariciando aquella piel, sentir la suave caricia de su voz en cada palabra, tantos deseos y promesas, plasmados para él en un solo gesto.
Se coloco sobre ella, apenas dejando espacio entre sus dos cuerpos, sus brazos, firmemente plantados a su lado como pilares, uno de ellos se fue un momento, cogió su propio miembro y lo coloco a las puertas de la entrada a su cuerpo, hacia un gran esfuerzo por no temblar de la excitación, apenas podía controlarse, quería entrar, quería dar y recibir placer, quería oírla gemir y estremecerse bajo el, con un suave murmullo en la oreja le advirtió, -espero que estés lista amor mío…- separo la mano de su miembro y con timidez y deseo, inflamados por una suave pasión, comenzó a entrar con lentitud.
avatar
Kurato

Mensajes : 86
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Promesa del nuevo año

Mensaje por Sofi el Sáb Ago 18, 2012 7:41 pm

Sofía jamás se había sentido tan nerviosa, sin embargo, estaba realmente segura de que esto era lo que quería hacer. Nada en el mundo le haría retroceder y, mientras sus recuerdos se mezclaban entre un Kurato que la protegía del mundo y pesadillas que pudieron haber sido, su cuerpo reaccionaba al de el. Acaricio la mejilla de su raptor con dulzura, su respiración entrecortada… fue entonces cuando estuvo segura de lo que el representaba para ella; la salvación.

Kurato había aparecido como un rayo de luz en su propia oscuridad, recordándole que aun tenía algo de compasión y amor que dar, mostrándole un área que ella había enterrado años atrás, en su niñez. Con el, no le importaba sonreír, no le preocupaba ser ella misma, era libre. Y, con aquel conocimiento sintió como se abría paso en su interior. Arqueo la espalda, mordiéndose el labio inferior cuando sintió la barrera de su propio cuerpo, siendo al igual que él, virgen, gracias a su protección durante tantos años… jadeo cuando aquella barrera fue superada, aferrándose a el mientras una punzada de dolor se expandió por su cuerpo. Se tensó un segundo, ocultando su rostro en el cuello de Kurato. Respiro profundo –estoy bien… - murmuro suavemente, temiendo haber preocupado a Kurato. Pronto, aquel dolor fue suplantado poco a poco por un placer que le recorrió completamente. Volvió a recostarse, acariciando el rostro de Kurato, mientras le sonreía. Estaban unidos por algo mas que simplemente el cuerpo… lo vio y vio la conexión que compartían. Ella supo que no podría vivir sin el nunca más.

-Te amo…- murmuro en un suspiro, mientras iniciaba un suave movimiento de cadera que pedía a Kurato continuar con el movimiento. Sofía aprovecho su cola para seguir acariciándolo por la espalda, mientras sus manos vagaban por su cuello y pecho. Sintió que sus ojos se llenaban de lagrimas con la emoción de saber que ella pertenecía a el en mas de un sentido… sonrió. No era como con sus amos, esto, completamente distinto significaba para ella mucho más. Se entregaba por deseo propio, sabiendo que Kurato nunca la dañaría. Pronto simplemente dejo de pensar, centrándose en su cuerpo y en el de el, en el placer que le recorría… en Kurato.
avatar
Sofi

Mensajes : 442
Edad : 29
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Promesa del nuevo año

Mensaje por Kurato el Sáb Ago 18, 2012 11:32 pm

-So…fi…- gemido fuerte y grave que se le escapo de la boca sin que pudiera retenerlo con placer intenso al sentir como con lentitud empezaba a introducirse en el interior de Sofia, con latitud derivada de la preocupación por equivocarse y hacerle daño, pero poco a poco se introdujo por completo, rodeándose por completo de su humedad y su calor, sintiendo como el puro deseo le recorría el cuerpo, quería entrar más, mojarse más de su cuerpo, inconscientemente apretó más hacia dentro, pero sin poder entrar más de lo que ya estaba, mientras su suave y escamoso cuerpo de arqueaba, atravesando el pequeño espacio que separaba sus cuerpos, dejándole sentir cada trocito de su piel, cada curva, cada escama, sus manos pasaron por debajo de la raptora, rodeándola en un abrazo mientras la penetraba, apretándola contra si, sintiendo en una molestia su propia piel quería estar más cerca de ella, nada era suficiente para saciarle, quería acercarla mas a él, fundirse con ella, reducir su mundo a aquella única persona que le había enamorado el corazón, esclavizado el alma y excitado el cuerpo, cuando llego hasta el fondo, sintió como se acurrucaba en su cuello, el estaba abrazándola, incapaz de moverse, excitándose por momentos mientras disfrutaba del placer carnal que le producía, nunca pensaba que haría eso, estaba visto que se equivocaba.

Pronto, aquella quietud no fue suficiente para él, quería poseerla, hacerla suya, que le perteneciera solo a él y pertenecerle solo a ella, aquel movimiento de caderas, le incito y siguió el movimiento, sintiendo aquel chisposo placer al que lentamente su cuerpos e iba acostumbrando al tiempo que su deseo solo crecía mas, cada vez más rápido entraba y salía de su cuerpo, nunca sin salir completamente, dejándose llevar completamente por el deseo, solo sintiendo y disfrutando del momento, cada segundo que pasaba quería más de ella al tiempo que la acariciaba todo el cuerpo.

Sus manos suaves, buscando recorrer todo su cuerpo y excitarla todo lo posible, pasaron de sus hombros donde fuertemente la abrazaron durante la entrada hacia abajo con lentitud y suavidad, hasta , aunque dudo un momento, sus nalgas con las que jugueteo unos segundos hasta empezar a pasear sus manos por su zona delantera, acariciándole, masajeándole, pellizcando y frotando sus pechos, mientras se dejaba a la tentación y comenzaba besarla dulcemente, el único pensamiento que le llegaba a su cabeza era la pregunta de que mas podría hacer para que disfrutase más su Sofia.
avatar
Kurato

Mensajes : 86
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Promesa del nuevo año

Mensaje por Sofi el Dom Sep 09, 2012 12:19 am

La excitación l envolvía tan fuerte y nítida que no lograba reconocerse a si misma. Poco a poco, la pasión aumento el fuego en su sangre y en un momento, lo único que podía pensar era en Kurato y la sensación de placer que sentía ahora mismo. Tan profundo dentro de ella, le hacia desear fundirse en el en un abrazo eterno… pronto, el siguió a su petición y comenzó a mover sus caderas, ella acompañándole en un compas armonioso y sensual, donde podía sentir sus cuerpos acariciándose… La habitación se lleno de sus gemidos cada vez mas altos, cerro los ojos echando la cabeza hacia atrás, mientras su cola parecía tener mente propia y se enredaba en las caderas del reptil, acariciando su espalda baja.

La lujuria invadía cada célula de su piel, lujuria que era despertada solo por Kurato, desde la primera vez que lo había visto. De pronto, el tomando la iniciativa comenzó a acariciarla, pasando las manos por sus hombros, hacia abajo, Sofía saboreo la sensación cálida y excitante que le proporcionaron sus dedos juguetones, bajando por su espalda con lentitud, acariciando sus nalgas de un modo que le causo escalofríos placenteros. Luego, a sus pechos, correspondió aquel beso dulce, sus manos fueron a su espalda, pasando las uñas con suavidad por sus escamas… Kurato le sorprendía a la vez que encantaba. Por un lado, había visto esa faceta salvaje y cruel, que no cedería ante nada, mientras que a la vez, se mostraba tan dulce y amable… ella deseo retribuir todo aquello, hacerle sentir del mismo modo que el lo hacia…

El sonido de la pasión inundaba aquella habitación con la melodía de los gemidos y suspiros de ambos reptiles que, unidos, demostraban el amor y la importancia que el otro tenia. En un momento, Sofía miro a Kurato con ternura antes de dar un suave giro, dejándolo de espaldas para quedar sobre el sin deshacer la unión. Sin decir nada, se inclino suavemente hacia adelante besando las escamas de su torso y pecho, mientras su cabello caía en cascada sobre los dos, cubriéndoles como una cortina sedosa que se movía según Sofía subía sus besos hasta encontrar los labios de Kurato, plasmando ahí el sentimiento que el despertaba. Pero no se quedó solamente ahí, sino que, con el apoyo de sus rodillas, comenzó a subir y bajar, reanudando a ritmo lento las penetraciones, tomando ella el control. De a poco, la velocidad aumento, sus manos se apoyaron en el pecho del reptil, y, mientras le miraba fijamente a los ojos con las mejillas teñidas de rojo brillante por la excitación, ella le sonrió genuinamente, con amor, mientras un cumulo de sensaciones y emociones se instalaba en su pecho, al mismo tiempo que todo el placer parecía acumularse en la parte central de su cuerpo, amenazando con explotar, haciéndole aumentar el ritmo y velocidad, anhelando sentirle mas profundo, queriendo con todas sus fuerzas entregarse a el, entregar cada parte de su ser, con temores y deseos, con sueños y esperanzas. Quería ser una con Kurato, porque, en el mundo, era el único que le hacia sentirse feliz… tranquila. Lo miro, acariciando su mejilla, jadeando…

avatar
Sofi

Mensajes : 442
Edad : 29
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Promesa del nuevo año

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 4 de 5. Precedente  1, 2, 3, 4, 5  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.