Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» El amor... ¿perdido? ¿O reencontrado? [Isla de Sade] (priv. Atlas y Axis)
Ayer a las 9:53 pm por Atlas y Axis

» -A quien le pueda llegar a interesar.-
Ayer a las 9:51 pm por Balka

» Strindgaard se ha hecho invisible.
Ayer a las 5:47 pm por Runesha

» Anhouk, la forjafora
Vie Oct 20, 2017 10:04 pm por Anhouk

» Ingeniería Rúnica
Jue Oct 19, 2017 2:30 am por Staff de Noreth

» El cordero
Jue Oct 19, 2017 12:08 am por La Aberración

» Rakaash
Miér Oct 18, 2017 2:06 pm por Señorita X

» Llegando a ciudad esmeralda [El Gremio de la Pureza]
Mar Oct 17, 2017 4:57 pm por Veronika

» Malleus Maleficarum [Campaña +18]
Mar Oct 17, 2017 4:59 am por Lujuria

» Visión del primer paso...
Lun Oct 16, 2017 1:03 pm por Alegorn

» La Incertidumbre de la Magia [CAMPAÑA]
Vie Oct 13, 2017 4:00 am por Aulenor

» [Historia de Asterion] El clan "Cuerno de Hierro"
Jue Oct 12, 2017 10:01 pm por Minos

» Índice de Personajes No Jugadores o NPC
Miér Oct 11, 2017 11:56 am por Minos

» Aracnofobia [Campaña]
Mar Oct 10, 2017 2:06 am por Almena

» La fuga (solitaria) [Phonterek]
Lun Oct 09, 2017 1:29 pm por Lilith, la sombría




Cuentos de Noreth
Cuentos de Noreth Cuentos de Noreth Cuentos de Noreth

Las afiliaciones hermanas se hacen por invitacion de nuestros administradores hacia otros Admins de los foros que decidamos, o por invitaciones de ellos hacia nosotros, sin embargo nos reservamos el derecho de admision de estas mismas pues seran solo una limitada cantidad y minima. Para mayor informacion acuda a la sección de Afiliaciones


Cacería noctífaga.

Página 2 de 2. Precedente  1, 2

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: Cacería noctífaga.

Mensaje por Franz Krieger el Dom Mar 04, 2012 2:21 pm

Forcejeó y se apartó de Jack, que no presentó demasiada resistencia al ver que en realidad no quería escaparse si no liberarse de la presión de Jack en su brazo. Entonces empezó a decir chorradas ¿Qué necesitaba sangre? Ya, y Jack necesitaba unas botas nuevas. Se podía ver que ya deliraba, a lo mejor no mentía en eso de que tenía sed. No le convenía cargar con un peso extra-muerto, teniendo en cuenta de que los vampiros son carne muerta, si además esta ofrece resistencia al movimiento.
Se arrodilló ante él y empezó a suplicar que la matase, Jack ni siquiera alzó el arma. Sólo miró a ambos lados, afinó el oído y esbozó una mueca de duda. Agarró bien la pistola y clavó el cañón en la frente de la vampira, hundió el frío metal en su pálida piel y miró sus ojos, que poco a poco parecían cada vez más humanos.
Y es que, la bestialidad que antes veía en ella había desaparecido, ahora sólo veía a una muchacha pálida, de mirada perdida y sin saber que hacer.

- ¿Esto es lo que quieres, morir en un bosque dejado de la mano de dios, donde nadie te volverá a ver jamás y a manos de un desconocido? - Espetó, con desprecio hacia la decadencia a la que había entrado Jack.

Bajó el arma y la enfundó. Sacó un cuchillo y se hizo un pequeño corte en el antebrazo, a media altura entre la muñeca y el codo. Dejó que corriera la sangre y permitió a la vampiresa que se alimentara, dejando a su altura el brazo y el corte.
Si hacía esto era por unas pocas razones, su juicio estaba ciego y había sucumbido ante la estúpida idea de mantener con vida a aquella mujer que además, desconocía su nombre.
No tenían mucho tiempo y no estaban en el lugar más indicado para hacer juegos de malabares.

- Sólo bebe, atrevete a clavarme un sólo colmillo y sí que te mataré. - Murmuró con desgana el cazador, atento a los movimientos de la mujer.
avatar
Franz Krieger

Mensajes : 421
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Cacería noctífaga.

Mensaje por Korax Crow el Dom Mar 04, 2012 3:00 pm

Cuándo parecía haber adoptado la intención de cumplir con mi deseo y colocó el cañón de su arma en mi frente me sentí aliviada de alguna manera y por el contrario, también sentía temor. Si había algo después de la muerte, cosa que dudaba, no sería algo bueno para mí. Las leyendas populares decían que el vampyr pierde su alma junto con su vida mortal. "Mortal" , ¿eh? significa que puede morir. Pero yo ya lo estaba, lo que suponía qué solo tenía miedo de desaparecer. Nadie me recordaría, nadie lloraría por mí.

"¿Esto es lo que quieres, morir en un bosque dejado de la mano de dios, donde nadie te volverá a ver jamás y a manos de un desconocido?" preguntó con desprecio.

No me dio tiempo a responder, dejó de amenazarme con la pistola para enfundarla y sacar un cuchillo de caza.
¿Prefería no hacer ruido por si había otros seres cerca? O quizás porque era como degollar a un animal... pensé con tristeza preparándome para mi fin.

En vez de eso, se hizo un corte de poca profundidad en el antebrazo, dejando caer su sangre en un fino hilo.
Ávidamente me incliné hacia delante para que mi boca pudiese alcanzar el esquisito regalo que se me ofrecía por razones desconocidas para mí.

“Sólo bebe, atrevete a clavarme un sólo colmillo y sí que te mataré.” me advirtió, justo antes de que mis labios rozasen su piel.

Primero lamí la sangre que se iba a derramar y volví al corte del cual bebí con tranquilidad, sin clavar mis colmillos. Nunca había bebido de manera tan delicada, pero la situación lo requería.

No quería que se le escapase ni una sola gota así que cuándo estaba a punto de ocurrir, con su lengua la interceptaba y la llevaba dentro de sí.

Su mente se iba calmando poco a poco mientras sus ojos perdían su color pálido para oscurecerse.

Dado que no lo había mordido, no había podido influenciarle, allí estaba, mirándome beber. Podría haber apartado la vista pero por alguna extraña razón me seguía observando.

Mis manos apresaron su brazo, no podía parar, es como decirle a un borracho que esa es la última copa y que no tome más. Esperaba que no me parase pronto porque aún no estaba saciada. “Ni lo estaré solo con un aperitivo” pensé e hice todo lo posible por apartarme.

La bestia de mi mente empezó a resurgir, me decía “¡Mátalo!,¡Bebe toda su sangre! Hasta la última gota viva de su cuerpo...”

Me forcé a apartarme y grité asustada “¡NO!”

No quería hacerle daño, no después de toda su amabilidad. Me había salvado la vida, y lo menos que podía hacer era sentir una obligación con el.

Además no quería no volver a ver esa mirada... esos oscuros ojos... tan parecidos y tan diferentes a los míos...





"Mejor morir de pie que vivir arrodillada."

http://www.cuentosdenoreth.com/t2509-korax-crow
avatar
Korax Crow

Mensajes : 42
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Cacería noctífaga.

Mensaje por Franz Krieger el Dom Mar 04, 2012 3:19 pm

Había bebido demasiado. Jack empezó a dejar de notar el brazo, lo apartó cuando ella se echó hacia atrás. Lo agitó un poco como si tuviese arañas en él. Se le había dormido y le picaba mucho. Le picaba tanto que ni siquiera prestó atención a la chica cuando gritó, que por cierto, ¿Por qué gritó? Estos vampiros estaban locos, no hacían más que oir voces y esas chorradas que los vampiros hacían, y lo peor es que aquella mujer no podía morir, no a manos de Jack.
La llevaría a Phonterek y allí se cobraría su merecido con el capitán de la guardia, Titus. Ese cabrón seguro que se lo pasaría bien con un vampiro.

Agitó la cabeza y levantó a la mujer, agarrándola del hombro.

- No vuelvas a gritar, ¿No has visto lo que ha pasado antes? - Refunfuñó Jack mientras andaba con el brazo de la mujer bien agarrado.

No sabía su nombre, ni le importaba. Pero necesitaba una forma de llamarla, cómo Periquita o Reptáculo. Garrapata, garrapata era perfecto. A partir de ahora la llamaría garrapata.

- Te llamaré Garrapata. Y tú Garrapata, vas a ir hasta Phonterek donde tendrás lo que mereces. - Gruñó, apretando su mano para evitar que se escabullese.
avatar
Franz Krieger

Mensajes : 421
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Cacería noctífaga.

Mensaje por Korax Crow el Dom Mar 04, 2012 10:46 pm

Me erguí de inmediato, disfrutando de la nueva energía en mi cuerpo. Por fin podía ver con claridad y sentía la fuerza que volvía a mí.
“No vuelvas a gritar, ¿No has visto lo que ha pasado antes?” me reprochó el hombre. Tenía toda la razón, pero... había sido instintivo, casi siempre perdía la calma cuándo la bestia me daba órdenes, no quería cumplirlas. Muchas veces había matado a víctimas a las que bien habría podido dejar con vida por ella... aquella voz dentro de mi cabeza.
“Te llamaré Garrapata. Y tú Garrapata, vas a ir hasta Phonterek donde tendrás lo que mereces.” me advirtió después de unos vagos momentos.
¿Hablaba en serio?, ¿creía de verdad que soportaría que alguno de esos asquerosos psicópatas me tuvieran entre sus manos?
Había oído lo que les hacían a mis semejantes. Torturas insufribles... cómo arrancarles los colmillos, exponerlos parcialmente a la luz del sol... quemándoles poco a poco... hacerles pasar hambre hasta el delirio... y otras cosas que no me gustaría mencionar.
¿Por qué haría eso? Yo no le había hecho nada malo a él. Incluso había sido amable conmigo, para ahora desvelarme que... me entregaría a ellos.
La tristeza me inundó. Esperaba desde lo más profundo de mi ser que fuese mentira. Debía descubrir el motivo de su propósito.
Me llamaba Garrapata, no es que me molestara en especial, pero no me sentía cómo una... o en todo caso, me sentía como alguien obligado a vivir como una.
¿Qué terrible error había cometido para llegar hasta allí?
¿Qué grandes pecados manchaban mi alma para que mereciese eso?
Caminé en silencio, tampoco podía huír, fuera de los muros de la ciudad el sol sería mi verdugo, y no conseguiría nada.
Tenía miedo de las torturas, quería seguir en ese mundo, merecer una oportunidad.
“De acuerdo, iré.” le informé para que se relajase un poco. No sabía cuántas horas faltaban hasta el alba, pero era solo una de mis muchas preocupaciones. “¿Cómo te llamas?” le pregunté. Quería saber el nombre de mi salvador y … del que me provocaría la muerte.





"Mejor morir de pie que vivir arrodillada."

http://www.cuentosdenoreth.com/t2509-korax-crow
avatar
Korax Crow

Mensajes : 42
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Cacería noctífaga.

Mensaje por Franz Krieger el Dom Mar 04, 2012 11:01 pm

Nombres, no le gustaban los nombres. Llamar a alguien de una manera debida sólo hacía las cosas más difíciles, en cambio llamarlo de forma despectiva y graciosa facilitaba con creces, no tenías pesadillas ni cargamento moral por matar a alguien que sabías su nombre. En cambio, a la hora de dar nombres no le importaba demasiado, incluso podía decirle el nombre de su madre, no le importaba lo más mínimo, además ahora Garrapata estaba a punto de quedarse por toda la eternidad literalmente, en los calabozos de Phönterek.
Pero no lo dijo sin más, vaciló unos instantes, quedándose en blanco, pensando que quizás tampoco era tan neccesario decirselo, ¿Qué importaba eso?

- Me llaman Cross, Jack Cross. - Musitó, pancho como un topo en verano. Esbozó una mueca de satisfacción, mientras pensaba; "No soy mejor por qué no me entreno. Espera, si lo hago. Por eso soy el mejor". Entonces se tropezó con una raiz y se dió contra una rama de un árbol cercano.

Se cayó al suelo de espaldas, sobre un lecho de hojas secas debido a la pasada temporada de otoño. El golpe no hizo demasiado estruendo y la verdad, bastante comfortable su improvisada cama.
El golpe había hecho efecto bastante rápido, haciendo notar un chichón bastante grande en la frente. Con un gemido de dolor se llevó la mano a la cabeza, para después gruñir y mirar a su alrededor con preocupación.
avatar
Franz Krieger

Mensajes : 421
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Cacería noctífaga.

Mensaje por Korax Crow el Dom Mar 04, 2012 11:25 pm

“Jack Cross” se quedó grabado en mi mente. No olvidaría fácilmente ese nombre. Mientras hablaba se distrajo y tropezó con una rama, cayendo sobre un lecho de hojas. No pude evitar soltar una carcajada.

Parecía estar cómodo ahí, aunque miró a un lado y a otro preocupado. “No te ha oído nadie” quise decirle... Mis sentidos habían recuperado su fuerza, y no había nadie en los alrededores.

No sabía qué hacer, si tumbarme yo también y descansar, o correr lo más lejos posible. La segunda era más tentadora, además, él estaba en desventaja en ese momento. Yo veía en la noche y había recuperado fuerzas. Él estaba en el suelo y tenía medio litro de sangre menos.

Tenía que actuar deprisa. Aprovechar el momento.
Me dí la vuelta y empecé a correr con decisión. Mis pies se sentían ligeros y no miré hacia atrás. Me concentré en ir lo más rápido posible y en olfatear, si encontraba un gran olor a gente, debería ir hacia allí.

No estaba segura de que mi apariencia fuera muy tranquilizadora en ese momento, además el brazo tenía una gran herida abierta y seguía doliéndome. Ya no sangraba, de alguna manera, pero no tenía buena pinta, estaba cogiendo un color oscuro.

No quería pensar en qué pasaría si me volviese a alcanzar el cazador, solo en la posibilidad de salvar mi existencia.

Por fin conseguí encontrar un leve rastro olfativo de civilización, cambiando mi rumbo ligéramente hacia el noroeste.





"Mejor morir de pie que vivir arrodillada."

http://www.cuentosdenoreth.com/t2509-korax-crow
avatar
Korax Crow

Mensajes : 42
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Cacería noctífaga.

Mensaje por Franz Krieger el Dom Mar 04, 2012 11:42 pm

"Joder, joder, joder" Se dijo para sí mismo. Aunque sabía que la vampiresa había empezado a huir, no se levantó ni empezó a seguirla, ni siquiera le importó. Cerró los ojos y respiró ampliamente, una buena bocanada de aire, inspirar y espirar. "Sabes que lo has hecho queriendo, cabronazo", pensó con media sonrisa dibujada en su cara. Soltó una carcajada y abrió los ojos en par, la luna estaba bien alto en el cielo, dando con sus tenues rayos de luz lunar en su cara.
Aquel bosque, ahora que se paraba a mirarlo, era bastante bonito. Lucía un aspecto bastante tétrico que le daba un encanto especial, estaba en completo silencio y aunque eso daba que pensar en muchas posibles muertes cercanas, le daba aún más belleza. El silencio del bosque.

Se levantó con toda la fuerza que consiguió reunir de su maltrecho cuerpo, magullado, lleno de chichones y con un corte hecho en el brazo. Y eso le daba que pensar en la vampiresa, aquella maldita chupa sangres que había conseguido que Jack Cross el ácerrimo cazador de vampiros se hiciese la picha un lío y la cagase. Aunque claro, esto no lo diría a sus colegas, ni siquiera a las fulanas del burdel que frecuentaba. Era su más oscuro secreto, (Después de que él robase la formula secreta de las hamburguesas de cangrejo de su aldea natal), pero eso era otra historia.

Se comprobó todos sus pertrechos, tanteando con los dedos las pistolas, todos los cuchillos y el zurrón que llevaba colgado a modo de bandolera. Estaba todo, excepto medio litro de sangre que había perdido en el brazo, necesitaba coger fuerzas.
Sacó una bandana del zurrón y se hizo un improvisado vendaje en el corte, luego sacó un poco de pan reseco y empezó a comer.
Reanudó una marcha muy despreocupada por el bosque, pensando en aquella que le había hecho fallar en lo que mejor sabía hacer.

¿Qué tenía de especial?

La maldita inocencia, eso era Jack, eso era. Habías dejado escapar a una vampira novicia sólo por que te había caido bien, y encima irías a cobrar tú recompensa. La noche no había ido del todo mal en ese sentido, había matado a un hombre lobo de una forma bastante suave, se había golpeado dos veces en la cabeza, aunque eso había sido por su única culpa. Era un patán, nada más que eso.

Un afable patán de los bosques.
avatar
Franz Krieger

Mensajes : 421
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Cacería noctífaga.

Mensaje por Korax Crow el Mar Mar 06, 2012 7:59 pm

Siguiendo el rastro llegué a la ciudad de la que había salido hacía tan solo un par de horas, en lo que dio tiempo de tantas cosas... Realmente se me habían hecho eternas.

Quería ponerme a salvo, sí, pero estaba herida, y mis ojos brillaban delatando mi naturaleza, no podría hablar con un humano cara a cara en esa situación.

¿Qué debía hacer?

Aunque ya no tenía sed... al menos no tanta, no lo suficiente para que doliese... mi brazo seguía teniendo una gran herida abierta.

¿Quién me podría curar? Me planteaba mientras vagaba por las callejuelas sin luz en las que podía esconder mi mirada y las manchas de sangre de mi ropa.

Tan solo unos despistados ciudadanos caminaban por las inseguras calles nocturnas, pobremente alumbradas por la luz de alguna ventana entreabierta.

Era buena ocasión para cenar, quería la bestia en mí inducirme, pero me refrené. No quería ariesgar nada. Tenía una regla autoimpuesta muy importante. Nada de comidas en sitios muy transitados. No quería problemas con la ley, y mucho menos que todos supiesen que hay un vampiro suelto en la ciudad.

Mis dotes curativas eran nulas, y no había médico que conociera remedios específicos para una mordedura de lycan, así que decidí acudir a alguien especializado.

¿A quién?

Eso ya era otra cuestión.

El “plan” era bueno, pero tenía un inconveniente, no conocía a nadie.

Sin memoria no tenía amigos de mi antigua vida, y en la nueva no era ningún personaje, solo un alma condenada y perdida del montón.

Necesitaba descansar, “dormir”, pero era de noche.

Ya tendría tiempo por el día. ¡Día!

Las luces del alba no tardarían en asomar, necesitaba buscar un refugio.

Piensa, Korax, piensa...”

Seguí caminando, aumentando la velocidad de mis pasos.

“Da igual, dónde sea, aquí mismo” miré al almacen principal de la ciudad. Había recovecos dónde nadie buscaría. En el apartado destinado a la pólvora, por ejemplo. Al menos que tuviera mala suerte, no vendrían a buscar. No era algo de día a día.

Necesitaba entrar, esa ya era otra.

Dos guardias estaban en la gran puerta.

“Ahh... mierda.” suspiré.

No tenía ninguna habilidad especial, y matarlos no era en absoluto buena idea.

Era hermosa, pero tanto como para seducirlos solamente con mi físico... no lo planteé como buena idea. Además, mi aspecto dejaba mucho que desear, con la ropa llena de sangre, rasgada, y yo herida y cansada.

“Será mejor que utilice el sigilo.” decidí.

No era lo mejor que hacía, pero mi cuerpo era leve pluma si la situación lo requería. Aunque comparada con otros vampiros se me pudiera considerar torpe, era más silenciosa y hábil que cualquier humano de a pie.

Había mucho espacio entre los guardias y el límite de la entrada, las puertas eran enormes.

También ellos parecían cansados, turno de noche, ya en la madrugada... me sería relativamente fácil entrar sin ser percibida.

“Sí...” dije alegremente al estar dentro.

Busqué el lugar idóneo y me hice un ovillo.

Otro día más escondiéndome de la luz del sol.

Solo esperaba no morir desangrada durante la noche, y que la herida pudiese curarse mañana, ya encontraría la manera.

Sentí como el cansancio me hacía presa y como el placer de estar tumbada se adueñaba de mi ser.

Empecé a pensar e imaginar.

Desear.

Soñar.





"Mejor morir de pie que vivir arrodillada."

http://www.cuentosdenoreth.com/t2509-korax-crow
avatar
Korax Crow

Mensajes : 42
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Cacería noctífaga.

Mensaje por Franz Krieger el Mar Mar 06, 2012 9:50 pm

Andó y andó durante largas horas, cruzando uno y otro camino para acabar en un problema muy gordo: Estaba más perdido que una gamba en una charcutería.
Dió vueltas en círculos durante más de dos horas, descansó otra y contó ramas de árbol otra más, hasta que al fin encontró su corcel, justo donde lo había dejado, sólo que destripado y sin sillín.
Así que así se hizo de día, con un perdido cazador de vampiros en un bosque perdido de la mano de Dios.
Siguiendo su maltrecho instinto llegó al camino por el que había llegado, tomó el sendero hacía el norte y confió su vida en los siete para llegar a buen reacudo.

A la tarde del segundo día llegó al pueblucho donde la garrapata había hecho de las suyas hace dos noches. Le acogieron bien y le dieron una manta y sopa al verle tan hecho polvo. Las preguntas llegaron nada más acabarse la sopa, "¿Acabaste con ella?, "¿LA MATASTE, NO?"". A todo respondió que sí, aquella vampira aún con vida no daría más problemas en este pueblo. A parte de darle un pequeño escarmiento pudo ver el miedo en sus ojos negros. Un miedo poco común, no tenía miedo a la muerte pues ya estaba muerta, tenía miedo en cambio de dar muerte, no estaba preparada para la vida que le esperaba y quizás si Jack la hubiese matado habría hecho mayor bien.
Pasó aquella noche en ese pueblo, luego cogió la primera carreta que se dirigió a Phonterek, tardando un día más en llegar.

Nada más llegar a la capital de Noreth, se dirigió al cuartel de la guardia para notificar la "muerte" del objetivo. Cuando le pidieron pruebas le exijieron por pruebas notorias, Jack notificó que el cadáver había sido chamuscado ante la luz del Sol y que habría sido imposible traerlo para demostrarlo. Le dieron el dinero a regañadientes, pero tampoco le importó mucho a Jack, con tal de tener dinero fresco en manos. Un dinero que usaría en comprar comida, bebida y unas cuantas fulanas para celebrar otra misión cumplida por Jack el caza-vampiros Cross.

Después de cobrar fue a los establos y dió parte del dinero de la misión en pagar el caballo que había asesinado. Fue a la tienda de armas y compró unos cuantos perdigones para sus pistolas, luego fue a la tienda de suministros y reabasteció su zurrón, comprando algo de comida.
En total, no le quedaron más que suficientes monedas como para beberse una jarra de hidromiel fresquita, y eso es lo que hizo; Beber una simple jarra de hidromiel, tan recargada que se emborrachó, después tomó cama y dormió y dormió y en los sueños se adentró.

Ohh Jack, por qué eres tan apuesto y odias a todo el mundo... ¡Porque no sois yo!
avatar
Franz Krieger

Mensajes : 421
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Cacería noctífaga.

Mensaje por Franz Krieger el Lun Abr 09, 2012 8:48 pm

Cuando abrió los ojos aún era de noche, la tenue luz de la luna iluminaba Phonterek. Era de madrugada, rondarían las 3 o las 4 de la noche, apenas había dormido una hora o hora y media. Se sentó al borde de la cama y se vistió, no podía dormir. La herida del brazo que hace un rato se había hecho le ardía como mil demonios, en realidad, tendría que curarsela o si no, se podría infectar y adiós brazo, adiós.

El cuarto en el que estaba tenía una antorcha apagada en una de sus paredes y Jack contaba con yesqueros para encender la antorcha. Una vez ardía y su fuego crepitaba, la agarró y se sentó en una silla. Con la mano libre agarró de su zurrón una pequeña cantimplora con alcohol y virtió un buen montón sobre la herida en su totalidad, empapandola tanto exterior como interiormente, luego, agarró la antorcha y suturó manualmente la herida. Soltó un grito ahogado del dolor y luego, escupió al suelo y dejó la antorcha donde debía estar.

Se sentó al borde de la cama y observó como la herida poco a poco se cerraba, como por arte de magia. Echó una mirada a la antorcha, que ahora sus llamas tenían un tono verdoso, luego azul y por último, rosáceo.
El suelo se caía sobre Jack, que gritando sin cesar se veía (Literalmente) cayendo por un precipio negro.
Durante unos instantes todo careció de sentido y cientos de relojes lo rodeaban, para luego estar en un barco que cruzaba un mar negro, una carcajada se oyó y un tsunami rojo lo embestía.

Despertaba en una orilla de calaveras amarillas, para luego ponerse en pie y adentrarse en la jungla, donde sólo veía la imagen de Stake desangrandose viva. Así como aquella pesadilla iba aumentando más y más la intensidad de los temores de Jack, con cada paso que daba sus sudores fríos aumentaban, y ya dudaba si era una pesadilla o la vida real, todo era tan... verdadero, la sangre parecía que estaba ahí mismo y Stake, era exactamente igual a la real.
¿Era una pesadilla?

Poco a poco la jungla se convertía en un desierto, un desierto totalmente árido del que Jack quería irse, pero cuando se giró para volver a la jungla, ya no había nada más que arena. Oyó un temblor y segundos después, una Stake verdaderamente gigante salió del suelo, agarró a Jack con su mano y lo puso a su altura. Y cuando abrió la boca y poco a poco un indefenso cazador de vampiros se adentraba en ella, lo último que hizo fue gritar, gritar y más gritar.

La fría madera del suelo no era para nada comfortable, Jack veía las patas de la silla de una manera distinta, parecía estar tumbado en el suelo, tenía la boca reseca y parecía que había gritado de verdad. La antorcha yacía en el suelo, tirada y incendiando la mesa de una manera muy desmesurada. Parecía que se había desmayado del dolor al curarse la herida. Cuando se percató de la situación en la que estaba, se levantó de un salto y apartó la antorcha de ahí, dejandola donde debía estar, en su apoyador específico.
Agarró el agua de sus cantimploras y la lanzó al fuego, para luego coger una manta y tirarla sobre el fuego, para luego darle patadas y por fin apagarlo.

Con una sonrisa despreocupada, agarró todos sus pertrechos y se fue de ahí con miedo a que por la mañana el posadero le preguntase que había pasado allí esa noche. Vagó por Phonterek sin nada que hacer, buscó una taberna o algo donde pasar el tiempo, pero a esas horas ya nada estaba abierto y sólo veía sombras moverse por los tejados. Vampiros, hombres lobo o cualquier monstruo de esa calaña, aunque eso a Jack ya no le importaba, él no estaba de servicio y si había que matar a algún vampiro tendría que haber dinero de por medio.

Encontró un cadáver en un callejón, tenía dos heridas en el cuello. Luego, alzó la vista y buscó el por qué. Pero estaba bastante claro, aquella vampira, la que había dejado vivir, estaba en la ciudad y aunque no le importaba a Jack, matar inocentes después de la lección moral que le había dado antes, lo lógico habría sido que se redimise o algo. En cambio, a no se que hubiese más vampiros en Phonterek, cosa que dudaba debido a que Jack era un hombre de hábitos, había cazado a casi todos los no-muertos de su ciudad natal, y sólo los forasteros eran capaces de asesinar en SU ciudad. Malditos vampiros, si les dabas la mano se cogían el brazo, aunque esa era la última vez que una chupasangres le engatusaba, a la próxima le metería una bala en su cabeza y adiós muy buenas, un chupasangres menos en Noreth.

Gruñó y renegó para luego irse de allí, cuando alzó la vista se había percatado de que el sol ahora estaba ahora saliendo de su escondite nocturno, ahora, despertaba a Phonterek. Y entonces se percató de algo muy interesante, por más que cazase y cazase siempre habría un cazador de vampiros mejor que él, uno que siempre había estado ahí y nunca se había dado cuenta de ello, el Sol. EL sol había matado a muchos, muchísimos más vampiros que los que Jack hubiese cazado en toda su vida.

Necesitaba la tecnología para usar el Sol en su ayuda y luego, poder hacer lo que nunca había hecho nadie, usar un arma solar.
avatar
Franz Krieger

Mensajes : 421
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Cacería noctífaga.

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 2. Precedente  1, 2

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.