Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Ratquest [Campaña]
por Egil Dom Oct 14, 2018 11:12 pm

» Tiempo de caza [ Solitaria ]
por Balka Dom Oct 14, 2018 9:37 pm

» Fue una buena estadía
por Egil Dom Oct 14, 2018 6:14 pm

» Egil
por Egil Dom Oct 14, 2018 5:59 pm

» Elíacer. [Grifo](Terminada.)
por Alegorn Vie Oct 12, 2018 12:20 am

» Un Dios entre Nosotros.
por Strindgaard Miér Oct 10, 2018 5:02 am

» La Esfinge de los Hielos
por Katarina Lun Oct 08, 2018 11:07 pm

» A Tale of Two Fluffs
por Vanidad Lun Oct 08, 2018 9:05 pm

» El Cuervo sobre el Muerto
por Reuven Lun Oct 08, 2018 1:57 pm

» Pesadillas en carne y hueso.
por Tentrei Iskusstvo Sáb Oct 06, 2018 8:42 pm




Cuentos de Noreth Cuentos de Noreth Cuentos de Noreth
Cuentos de Noreth Cuentos de Noreth Cuentos de Noreth

Las afiliaciones hermanas se hacen por invitacion de nuestros administradores hacia otros Admins de los foros que decidamos, o por invitaciones de ellos hacia nosotros, sin embargo nos reservamos el derecho de admision de estas mismas pues seran solo una limitada cantidad y minima. Para mayor informacion acuda a la sección de Afiliaciones


Salvamento Minish

Página 4 de 6. Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6  Siguiente

Ir abajo

Re: Salvamento Minish

Mensaje por Scart el Sáb Mayo 28, 2011 4:34 pm

Protegiéndose de las embestidas de aquel... "balón floral" se hallaba el muchacho, que sujetaba en una mano el escudo, y en la otra mantenía la empuñadura de su espada... aunque por el peso del escudo se veía obligado a hacer fuerza con el mango de la espada usando la otra mano, para así poder mantenerlo en alto.
De repente, Adel sacó la mano por un lado del escudo y empezó a agitar el bastón, bolas de luz salieron de su punta, disparadas a todas partes, una por sacudida... una silla se volteó, una mesita, otras muchas le dieron al suelo, pero no sucedió nada, hasta que una golpeó a la flor la cual dio un salto en el aire y se abrió, era una pelota de nuevo, pero ahora los pétalos estaban atrás, y se veía el núcleo de la flor, con sus ojos mirando a todas partes, pareciendo confundida, pero un instante después, un corte de la espada sentenció a la flor, que quedó callada en el suelo, con un corte... un segundo... dos... tres... hubo... ¿una explosión? si fue eso debió ser una muy pequeña, porque apenas se notó, la planta estalló en humo.

El joven se dejó caer en el suelo, descansando, y miró el desastre de la habitación... ahora ya no parecía tan desastre... sonrió y miró a Adel, se le había ocurrido como arreglar los destrozos.

-Adel, usa el bastón para colocar las cosas bien, ya sabes, la cama y todo eso, mientras yo voy a limpiar un poco el suelo...-Dijo, mientras se acercaba a la escoba de la esquina... ¿Barrer los trozos de madera y otros restos? Simple si se tenia unas botas increíblemente veloces...

Mientras, en las otras habitaciones, sus compañeros también tenían su pelea, pero a la habitación de Scart no llegaron los gritos de Demian, el cual estaba teniendo problemas bastante serios...
Con las alas rotas, en un intento desesperado por salir, invocó a una de sus criaturas, y se lanzó contra la puerta, intentando cortar las ramas que la cubrían con su daga, que, si bien estaba increíblemente afilada, las ramas resistían, y se resistían a ser cortadas... aunque sus intentos no eran inútiles, tras un momento consiguió cortar una de esas ramas... a ese ritmo tardaría minutos, y no parecía disponer de ese tiempo, aunque claro, siempre se podía uno arriesgar.

Su invocación se lanzó en carga contra la planta, que reaccionó demasiado rápido, atrapándolo entre sus múltiples látigos emergidos uno a cada brazo, a cada pie, y lo alzaron, mientras tiraban de cada extremidad del ser, que se encontraba en apuros, tenia fuerza, pero le costaba mucho liberarse de los látigos, y la presión en todas las direcciones reducían la fuerza... un quinto látigo emergió y se enroscó al rededor de la cintura del ser, y cual serpiente, empezó a aprisionarlo... Él dolor del la invocación consumía las energías de Demian, y si no cesaba pronto la invocación seria revertida por faltas de energía...

Adrastea, que no se hallaba nada contenta en su cuarto, se fijaba bien en la seta danzante que tenia delante, seguramente hubiese hecho bien en no golpear a la seta con esa nube de esporas rodeándola, sin duda aquel color... aquel brillo, aquella densidad... no daban un aspecto acogedor... Tras ella había una silla, y a su lado una mesas, cubiertas de telarañas... muchas telarañas, había tantas que seguramente intentando cogerlas con las manos habría resultado como coger una sábana. Mas al fondo de la habitaciones estaba el resto de mobiliario, mas sillas, la cama, la mesita... pero lo importante, lo que había traído con ella... estaba delante, al lado de la seta, pero no cubiertos por la nube de esporas... el arco y su carcaj, junto al jarrón mágico...

--------------------------------------------------

Off: 7 días mas... oh, Demian, me sorprendió que posteases... en fin, supongo que querrás continuar con el abandono de la partida... pero una cosa... juegas con fuego... después de haberte castigado por describir un escenario de mastereo estás dando por acertadas tus acciones (Véase que conseguiste invocar a tu compañero, cuando eso es una habilidad, y el master decide si acierta) y aunque te habría permitido invocarlo, deberías dejar eso a criterio del master... me repito... mas aun después del castigo por algo similar en el post anterior...





Scart

Firmas Antiguas:


avatar
Scart
Furia Lunar

Mensajes : 306
Edad : 23
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Salvamento Minish

Mensaje por Finn, El Humano el Vie Jun 03, 2011 10:50 am

La chica siguió agitando el bastón con los ojos cerrados unos minutos. El ruido de las sillas golpeando alternativamente el suelo y el techo era fuerte y le impedía escuchar a Scart o a la planta, pero finalmente escuchó una especie de grito, muy suave. Pensó que le había acertado a la planta y sonrió abiertamente mientras se apoyaba sobre el bastón observando a la flor. Ahora sus pétalos estaban “peinados” hacia atrás, dejando ver su oscuro núcleo sobre el cual resaltaban sus ojos rojos como la sangre.

Sus miradas se cruzaron y Adel sonrió inocentemente como si no pasara nada, como si fuera un saludo amistoso, al segundo siguiente la flor fue ensartada por la espada de Scart. Se dejó caer a su lado y se apoyó en su pecho unos segundos. Con una sonrisa un tanto burlona miró el bastón y a Scart - ¿Qué pasa si te doy a ti con él? – preguntó riendo – A lo mejor te vuelvo perro otra vez – se siguió riendo hasta que se levantó el chico. Ella por su parte se puso en pie mientras se sacudía un poco la ropa.

Salió de la habitación con actitud despreocupada, como si ignorase a Scart y recogió la jarra de néctar que había dejado en la puerta al ver a la planta. Se apoyó un minuto en la pared y se la bebió tranquilamente, aunque no toda, dejó un trago largo. Suspiró con una sonrisa malévola y entró de nuevo en la estancia bastón y jarra en mano. Scart estaba de espaldas, barriendo, seguramente ya la había oído, pero no sospecharía lo que estaba a punto de hacer.

Se puso el bastón al cinto y con una mano tomó de los cabellos a Scart, lo hizo ponerse con la cabeza inclinada hacia atrás, mirándola y le vertió el jugo en la boca – No me gusta que estés tanto tiempo sin beber ni comer – dijo mientras lo soltaba y dejaba la jarra sobre una de las sillas que estaban bien puestas – Perdona que haya sido así, pero de otro modo no hubieras aceptado – se giró de nuevo hacia él y lo besó en los labios para saborear de nuevo su boca y el zumo - ¿Perdonada? – dijo mientras que sin esperar respuesta cogía de nuevo el bastón y se ponía lanzar pequeñas bolitas de luz hacia la cama y el mobiliario en general, intentando no acertarle a nada vivo por si las moscas.



avatar
Finn, El Humano

Mensajes : 105
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Salvamento Minish

Mensaje por Invitado el Sáb Jun 04, 2011 5:35 pm

Miré a todos lados buscando algo que me ayudase a deshacerme de aquella seta “juguetona”. Me puse de rodillas mientras miraba en derredor, pero siempre alerta sobre cualquier movimiento de aquella cosa. La habitación estaba totalmente llena de telarañas, todos los muebles parecían tener tal capa de éstas que daban la impresión de que estaban cubiertas por una fina sábana blanca.
Nada de lo que veía parecía servirme de mucho contra aquella criatura. Me puse en pié alejándome un poco de ella y de aquella nube de color verdoso que tan mala impresión daba.

Aún paseando mi mirada por la habitación, ésta se detuvo en las cosas que había llevado yo hasta allí. Justo al lado de la seta estaban el carcaj y el arco y el jarrón “absorbe-casi-todo”. Sí, ya había pensado antes en él, las telarañas no serían un problema, ya me encargaría de eso cuando me deshiciese de la seta. Pero esa cosita con patas y ojos…no cabría por la boca del jarrón. ¿Qué podía hacer entonces? Aunque, tampoco podía acercarme mucho al jarrón, pues estaba tan cerca de la seta que seguramente aquella nube de esporas me alcanzaría con que solo la seta se moviese un poco, y si ya antes me había hecho caer al suelo, podría hacerlo otra vez. Aquella criatura parecía inteligente y muy ágil.

Opté por caminar, despacio y ladeada, hacia mi lado izquierdo, justo al lado opuesto a donde se encontraba la seta, siempre mirándola fijamente, observando sus movimientos. Lo que pretendía era muy sencillo: quería que se moviese conmigo, que se alejase del jarrón. Pretendía hacer un círculo desde mi posición inicial y esperaba que la seta me siguiese cual perrito faldero.
En ese momento una idea un tanto, por no decir bastante, disparatada se me pasó por la cabeza. ¿Y si era domesticable? Desde luego nadie, que yo supiese, tenía como mascota una seta con patas y ojos. El único problema era aquella nube de esporas, que si bien era una ventaja para quien quisiera llevársela y no podría achucharla....

¡Un momento! ¿Achuchar? ¿Mascota? ¿Me estaba volviendo loca o que? Sin duda el aire de la superficie no me estaba sentando nada bien. Yo jamás había querido una mascota y mucho menos una a la que dar cariño…yo…dar cariño…tenía que volver cuanto antes a Velkynche’el o acabaría pareciéndome a esos elfos recogeflorecillas que había por ahí, en la superficie.

Así pues, me dediqué a caminar despacio, dibujando un circulo en mi camino desde mi posición inicial y con dirección al jarrón pero por el lado opuesto, es decir, por el camino más largo. Observé la seta atenta, esperando que se moviese y me siguiese en cualquier momento, sería en ese momento cuando mis pasos, ahora lentos, serían más rápidos y me lanzaría a por el jarrón. Una vez lo tuviese en mis manos ya pensaría qué hacer con él.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Salvamento Minish

Mensaje por Scart el Dom Jun 05, 2011 6:45 pm

Off: Okay... Demian queda fuera de la partida, continuamos nosotros ^^
Lamento lo de tu ala Demian u.u en serio, lo siento, no me lo tomes en cuenta, es logica del rol >-<.
Hasta el sábado.
----------------------------------------

Scart miró a Adeluna alzando una ceja, sonreírle el comentario a su pareja.

-¿Quien dice que sea humano? Puedo serlo solo físicamente, y pensar a lo perro-Dijo finalmente sonriendo.

Y se dispuso a comenzar a barrer la habitación... era sorprendente, hacia... bastante que no barría, muchos años, desde que su madre había muerto, jamás había tenido que barrer ningún lugar después de aquello.
Pero algo le atrapó los pelos de la nuca y estiró hacia atrás, dejando al niño sorprendido mirando arriba, y por pura física la boca le quedó abierta por el tirón, momentos después un liquido dulce cayó en su boca, y se vio obligado a tragar, poco después la tensión que le sujetaba se disipó, y el joven se colocó de nuevo tosiendo, Adel y sus formas de alimentarle...

-¡Ag! Al menos avísame cuando me eches ese endemoniado zumo... cof cof... ag... casi me atraganto...-Dijo entre tosidos.-Perdonada, pero la próxima vez te morderé el trasero, que con toda la grasa que hay ahí no pasaré hambre en mucho tiempo

Tras decir eso lanzó una carcajada y empezó a barrer lo que había a su alrededor... una vez hecho... empezó a correr por la habitación llevándose por delante todos los escombros, y evitando con asombrosa agilidad las bolas que lanzaba Adel, aunque tampoco era tan complicado, para el pasaban muy lentamente, lo veía todo ralentizado cuando empezaba a correr con esas botas... Y combinado con su agilidad que superaba con creces la de un humano normal...


Los demás aun estaban apañándoselas con sus criaturas, Adrastea había encontrado una forma ingeniosa de recuperar el jarrón mágico sin exponerse a la nube de esporas de horrible apariencia, y posiblemente, iguales resultados. Giraba en torno al centro que se situaba entre ella y la seta, lentamente, mirando a su oponente a los ojos, con la esperanza de que este hiciese lo mismo, y así ocurrió, la seta fue moviéndose hacia el lado contrario de Adrastea, como si fuesen dos rivales que se preparaban para dar el primer golpe... y tras u par de pasos, Adrastea y la seta habían intercambiado posiciones...

Sin embargo, entonces su oponente pareció darse cuenta de la treta, y pegó un salto hacia delante, directo a Adrastea, y si esta no lo evitaba seria golpeada por la seta... de nuevo... y por esa nube de esporas.


Demian por su lado... tenia muchos problemas... el látigo, cual serpiente pitón, cerraba su abrazo letal sobre aquel demonio, que acabó lanzando un grito de dolor, antes esfumarse en una humareda negra, devuelto al otro plano, Demian se hallaba ahora solo, y... finalmente ocurrió lo que debía pasar de un momento a otro, los látigos se lanzaron a por Demian, específicamente a por sus alas, y uno mas al cuerpo del niño.

Los látigos de las alas tiraban hacia atrás, y el que le sujetaba por la cintura hacia delante, con una enorme presión, el niño gritó con todas sus fuerzas, un dolor terrible le recorría, y se hacia asombrosamente potente en la juntura entre las alas y su espalda, la planta se lo fue acercando hacia la flor, con clara intención de devorarlo, pero algo sucedió... Las alas hicieron un ligero crujido... un momento después, uno mayor, y el rostro pálido del niño, lanzó un ultimo grito de dolor, mientras una luz envolvía su cuerpo. Unas llamas se extendieron desde su cuerpo luminoso, y la planta empezó a arder, cuando el misterioso fuego terminó, en el suelo solo habían las cenizas de la planta y un ala en el suelo, el cuerpo de Demian había desaparecido, como ya relataré mas adelante, descubrirían que Demian había sido teletransportado a una cueva segura del bosque, en el Poblado Minish no se podía morir, cuando se estaba a punto de fallecer, la luz blanca del bosque envolvía al moribundo y lo llevaba a un lugar seguro... sin embargo...

Su ala ya estaba perdida.





Scart

Firmas Antiguas:


avatar
Scart
Furia Lunar

Mensajes : 306
Edad : 23
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Salvamento Minish

Mensaje por Invitado el Dom Jun 05, 2011 7:08 pm

Sin dejar de mirar a aquella seta tracé lentamente el círculo en dirección al jarrón. Ese era mi objetivo, el jarrón. Según mi idea, tenía dos posibilidades, siempre y cuando el jarrón funcionase como yo pensaba.

O bien apuntaba con la boca del jarrón a la seta con la idea de que éste invirtiese su “poder”, es decir, soplase en vez de absorber. Con lo que soplaría la nube de esporas y después patearía a la dichosa seta.

Mi otra opción, era prácticamente la misma, pero absorbiendo a la seta, y con ella la nube de esporas. Aunque no cupiese por la boca del jarrón aquella cosa, la nube sí la absorbería, por lo que al final, sería lo mismo. La seta con patas y ojos acabaría pateada por mi pié.

Todo dependía de lo que hiciese el jarrón, desde luego era un buen momento para ver cómo funcionaba.


Aquello parecía realmente un duelo entre espadachines, si no fuese porque ninguna de las dos llevaba espadas. Girábamos a la vez, siguiéndonos los pasos y manteniendo la mirada la una en la otra. Ninguna perdíamos detalle de los movimientos de la otra.

Era una situación, cuanto menos, extraña. Cualquiera que me viese rompería a carcajadas al ver aquella escena. Una drow manteniendo un combate visual con una seta. Era realmente patético. Incluso yo sentía vergüenza de mí misma.

Pero nada era tan sencillo como parecía, cuando apenas había dado tres pasos la seta hizo un movimiento extraño. Me quedé mirándola fijamente y abrí los ojos de par en par por la sorpresa cuando vi lo que hizo. La muy traidora se lanzó hacia mí como lanzada por un cañón. Mi reacción fue simple: gritar, agacharme y lanzarme hacia el jarrón, que por suerte ya lo tenía suficientemente cerca.

No sabía si iba a golpearme o no, pero mi intención era la de agarrar el jarrón y apuntar con él a la seta. Y eso hice. En el transcurso de los pocos segundos desde que la seta se lanzó hacia mí hasta que, calculé que llegaría a golpearme agarré el jarrón y coloqué la boca de éste hacia la seta. Que fuese lo que la diosa quisiese, si me golpeaba, a saber lo que aquella nube verdosa de esporas podría hacerme. Y si no me golpeaba…pues la suerte estaría de mi lado y conseguiría mi objetivo.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Salvamento Minish

Mensaje por Finn, El Humano el Mar Jun 07, 2011 4:47 pm

-¿Qué has dicho? – preguntó con un obvio tono de enfado fingido mientras seguía lanzando bolas de luz de manera caótica para, irónicamente, ordenar la habitación. El bastón danzaba en sus manos de manera distraída, pues parecía no ser muy consciente del poder que tenía en las manos, y los objetos iban de un lado para otro sin ton ni son mientras que algo muy veloz pasaba cerca de las esferas de luz.

Tras un rato limpiando una sonrisa brotó de su rostro mientras que poco a poco y sin que Scart se fijase ella se iba acercando a la cama. Dejó el bastón a un lado e hizo como que esperaba que él terminase mientras que se quitaba el cinto con las dos dagas rojas, ya que la de lanzar la llevaba en la bota. Estuvo un rato entretenida con su cinturón mientras que lo veía dar vueltas a una increíble velocidad, pero tan pronto como memorizó un rumbo más o menos fijo del chico le hizo la zancadilla, y antes de que tomara contacto con el suelo le puso la mano en el pecho y lo hizo caer de espaldas en la cama.

Con una nueva sonrisa se sentó sobre su cintura con las piernas abiertas mientras que sus manos agarraban las de él, sabía que tenía fuerza más que de sobra para librarse de su agarre, pero no lo haría, seguramente se dejaría llevar - ¿Dónde has dicho que me ibas a morder, lobezno? – acerco sus labios a los de él y los acarició suavemente con los suyos, pegándose a él por el pecho y la cintura mientras que la melena rubia le caía desde los hombros cubriendo ambos rostros en una cortina dorada de trenzas y cabellos lisos, llena de adornos multicolor y alguna que otra pequeña joya.

Acercó su boca a la de él una vez más y unió los labios con pasión mientras que las manos de la rubia acariciaban lentamente las muñecas del chico. La lengua de Luna entró suavemente en la boca de Scart, buscando jugar con la de él a un juego divertido y húmedo. El hecho de que siempre fuera ella la que tenía que dar el primer paso no le molestaba, en parte le gustaba eso, pero en ese momento deseaba que Scart se revolviese y la dejara a ella abajo para luego besarla con la misma pasión. Con lentitud se fue separando de él mientras que liberaba sus manos y se erguía sentada en su cintura, ya sin el cinto, que hacía que sus pequeños pantalones se abrieran un poco dejando ver la ropa interior amarilla – No me has respondido – dijo a su oído mientras que besaba suavemente su cuello – Te amo, Scart -



avatar
Finn, El Humano

Mensajes : 105
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Salvamento Minish

Mensaje por Scart el Dom Jun 12, 2011 11:20 pm

La habitación se limpiaba con una velocidad asombrosa, Adel arreglaba las cosas que estaban del revés a un simple movimiento del bastón, mientras Scart con su actual y sorprendente velocidad recogía todo lo que estorbaba por el suelo.
Pero cuando ya estaba casi todo limpio un pie apareció en su camino, y no fue capaz de evitarlo a tiempo, tropezándose a gran velocidad, pero aun así, la mano de Adel le fue llevando, hasta depositarlo en la cama, el golpe con la cama y la velocidad de lo sucedido le dejó aturdido unos instantes, los suficientes para que la chica se subiese sobre él con las piernas abiertas, en una posición muy sugerente.

Al momento empezó a acercarse a su rostro, hasta unir sus labios, Scart sorprendido por la iniciativa de la chica se no rechazó el beso, siguiendo los deseos de Adel, y, hay que admitirlo, los suyos propios también.
Cuando se separó y dijo las palabras Scart sonrió de medio lado, pensando su respuesta con picardía.

-¿Donde? ¿A parte de culona también eres sorda? jeje...-Dijo conteniendo la risa, y tomando de la cintura a Adel, empujándola hacia si con suavidad.-Yo también te amo...

Cuando ya casi podía sentir todo su cuerpo en contacto con el suyo, empezó a incorporarse él, terminando el contacto ambos en el aire, hizo ademán de besarla, pero en el ultimo momento desvió su rostro a su cuello, inspirando profundamente, y sintiendo el aroma de su piel, un olor característico de Adeluna, su olor, algo que no todos podían detectar, algo que cautivaba a Scart. Empezó a besar el cuello de Adel, mientras volvía a dejarse caer, arrastrando a Adel hacia si, dejándose llevar por los deseos hacia ella... Por un instante sus ojos se volvieron amarillos, solo un instante, mientras la besaba en el cuello y acariciaba sus caderas con la zurda, y con la diestra subiendo por la espalda de la joven.


Mientras los niños disfrutaban con sus juegos... de no tan niños... Adrastea continuaba luchando, evitó por poco a la seta que salía disparada, y la apuntó con el jarrón.
El hongo chocó contra la puerta, cerrándola con un gran golpe, y tras un segundo de recuperarse, se levantó de un saltito y se giró, para ver la boca del jarrón apuntándola, un segundo mas tarde, un anillo decorativo en la boca del jarrón empezó a girar en sentido de las agujas del reloj, y al momento las esporas de la seta volaron hacia la boca del jarrón, perdiéndose en su interior, la nube desapareció, pero mas esporas salían de la "cabeza" del hongo, que se encontraba aturdido, mientras el jarrón absorbía sus esporas, y todas las telarañas que habían por el camino, hasta que dejaron de salir esporas, la seta, antes roja brillante, ahora era de un tono grisáceo, y parecía mareada.

-----------------------------------

Off: disculpad la tardanza, ayer estuve en mi pueblo. Hasta el sábado que viene.





Scart

Firmas Antiguas:


avatar
Scart
Furia Lunar

Mensajes : 306
Edad : 23
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Salvamento Minish

Mensaje por Finn, El Humano el Lun Jun 13, 2011 2:56 pm

Adel sonrió mientras era arrastrada por él hacia la cama, parecía que empezaba a despertar. Sentía las agradables y suaves manos del chiquillo acariciar sus caderas y su espalda, todavía cubiertas por la ropa, aunque esto no duraría mucho. Las manos de la rubia comenzaron a acariciar al chico al tiempo que sus labios le daban cortos besos en los de él, cortos y lentos, alargando algunos y cortando otros. Deslizándose por el pecho de él con ambas manos llegó al comienzo y a la vez el final de la camisa, bajo la cual metió las manos lentamente, acariciando su piel.

Ella misma ya sabía lo que se acercaba y no lo iba a impedir. Su cuerpo ardía por dentro con un extraño pero placentero calor que solo era capaz de sentir cuando Scart la acariciaba de ese modo. Su corazón se desbocaba en cada caricia y en cada beso. Con cuidado fue subiendo la camisa de él mientras que bajaba con sus besos por su rostro, comenzando en los labios y dando después leves mordiscos en su barbilla, tomando un desvío por las tiernas mejillas del chaval y haciendo una parada nada técnica en su cuello.

Se separó unos instantes, quitando del todo su camisa y acariciando su pecho desnudo con la uña del dedo índice de la mano derecha, mirando directamente a sus ojos y perdiéndose en ellos – Creo que esto es injusto – dijo sonriendo de manera pícara mientras se quitaba la camisa y se contoneaba sobre su cintura con las caderas, haciendo que sus cortos pantalones bajaran por si cintura hasta sus caderas y luego desapareciendo porque ella los hizo caer al suelo, quedando solo con la ropa interior y las botas, de las que pronto se deshizo.

-Yo tenía más ropa – añadió mientras volvía a pegarse a él con las manos en su propia espalda. Buscaba el cierre de su sostén, y tan pronto como dio con él lo desabrochó rápidamente, lanzando la prenda amarilla a un lado y quedando solo el contacto de sus pieles desnudas. De nuevo comenzó a besar al chico en los labios, pero esta vez solo lo hizo una vez; de una manera intensa y metiendo su lengua en la boca de él para empezar a jugar, recorriendo sus colmillos con ella y luego rondando unos instantes su lengua antes de lamerla dentro de su propia boca.

Bajo la única prenda de ropa que le quedaba, las braguitas de color amarillo, se podía notar ya la humedad de esa zona haciendo que la tela se transparentara un poco más a cada roce, cada beso y cada lamida que daba a la lengua de Scart, usando las manos para pasearse libremente por las caderas de él, metiéndolas sin miedo y con permiso bajo el pantalón y lo que no era el pantalón.



avatar
Finn, El Humano

Mensajes : 105
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Salvamento Minish

Mensaje por Invitado el Sáb Jun 18, 2011 4:10 pm

Faltó muy poco para que la seta me golpease de nuevo, por suerte la evité al agacharme y lanzarme hacia el jarrón. Nada más lo tuve en mis manos apunté con él hacia la seta con cierto temor por lo que pudiese suceder.
No tenía ni la más remota idea de cómo funcionaba aquel jarrón, y mucho menos sabía lo que podía llegar a hacer. Sabía que absorbía todo cuanto cupiese por la abertura, pero...¿A dónde iba a parar lo que absorbía? ¿volvía a salir? Si volvía a salir estaba perdida, si absorbía las esporas estas volverían a salir y se desperdigarían por el aire. Bueno, tal y como pensé antes...que fuese lo que la diosa quisiese.

El jarrón no tardó demasiado en ponerse en marcha tras que la seta golpease contra la puerta y la cerrase del golpe. Estábamos ella y yo...sin mas. Cuando se levantó vio la boca del jarrón apuntándola, cuando un anillo de este comenzó a girar en sentido a las agujas de un reloj. La nube de esporas, junto con alguna de las telarañas que había frente a mí, comenzaron a meterse en el jarrón como si un viento las empujase dentro. Yo no pude más que mirar con asombro lo que estaba sucediendo y, poco a poco, una sonrisa se dibujó en mis labios, estaba funcionando.

La nube de esporas fue absorbida en muy poco tiempo por el jarrón, pero aún más esporas parecían salir de la cabeza de la pequeña seta.
Cuando parecía que ya la seta no tenía más esporas que el jarrón pudiese absorber, lo alcé para dejarlo a un lado, fue entonces cuando me dí cuenta de que, además de que la zona de la puerta quedó limpia de telarañas, la seta había empezado a tornarse de un color rojo precioso a un tono grisáceo enfermizo.
La miré detenidamente y después, con cautela me acerqué y me arrodille frente a ella. Sin las esporas no debería ser muy peligrosa.

Ladeé la cabeza sin dejar de mirarla fijamente - Vel'bol's xusst xuil dos? - pregunté en mi idioma natal, no sabía qué idioma entendería la seta, pero tenía que probar con alguno y con cuál mejor que mi idioma natal.

Alargué mi mano derecha hacia la seta, para intentar acariciarle la cabeza, comenzaba a sentirme mal por haberle hecho aquello a esa pobre...cosa. Tenía que admitir que después de todo, yo no era como los demás de mi raza, yo tenía remordimientos, y cuando los sentía...deseaba ser como ellos.

---------------------
Traducción de la pregunta: ¿Qué te pasa? (xD)
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Salvamento Minish

Mensaje por Scart el Sáb Jun 18, 2011 10:54 pm

Scart suspiraba a cada caricia de la chica, rozando su piel por allí por donde pasaba su piel parecía arder, reaccionando al contacto con ella, por allí donde pasaba sentía un delicioso y placentero cosquilleo, mientras sus labios rozaban los suyos, y sentía la calidez de sus besos, y el sabor de su lengua. Inspiraba hondo, sintiendo así el olor del cuerpo de la chica, intenso, agradable, cálido... Perfecto.

Poco a poco, esta fue despojándose de su ropa, hasta quedar casi completamente desnuda, mientras que él ya no tenía camisa, retirada por ella poco antes. Expulsó el aire, de manera irregular, haciendo notar así, aunque no a propósito, el placer del contacto entre ambos.
Rodeó con ambas manos su cuerpo, y la apretó contra si, sintiendo la calidez de su pecho con el suyo, un poco más calido por razones biológicas, aunque también por la situación, todo sea dicho.

Cerró un momento los ojos, en el beso que tenía con ella, largo, apasionado, sentía las caricias de la joven en su pantalón, que no hacían mas que provocarle, sentía aquel impulso de lanzarse a por ella, de rozar sus cuerpos, en aquella danza de pasión y amor, sentía impulsos, y deseos... Volvió a inspirar, notando de nuevo aquel olor sus ojos volvieron a cambiar a amarillo, pero no desaparecieron en aquel parpadeo...
Con un fuerte movimiento, pero controlado, invirtió las posiciones, quedando el encima, separó sus labios de ella y los acercó a su cuello, deseoso de probarlo, sus dientes, extrañamente mayores amenazaban con rozar la piel de la joven en un mordisco de pasión, sentir su piel, sentir su carne, en ese instante, durante ese segundo, no solo pensaba en el roce de su cuerpo, quería sentir su carne en sus labios, su sangre resbalando por su barbilla, sentir la mordía, cuello, brazos, pecho, donde fuese, solo quería... Sus ojos volvieron a ser azules, y los dientes disminuyeron de nuevo, volviendo a su tamaño normal, mientras cogía aire de nuevo.

Se hecho a un lado repentinamente, pero sin coger a Adeluna, solo, y se sentó en el borde de la cama, una gota de sudor caía por su frente, dirigiéndose a su mejilla, su respiración y latido estaba acelerado, no era solo la excitación del momento, era el miedo... casi hería a Adeluna...

-Pe... perdona... casi... perdona, pero por un momento, un segundo me he descontrolado... Adel... sabes que te amo, pero temo hacerte daño... perdóname... yo...-Apenas podía hablar, la idea de haber estado a punto de arrebatarle la vida a la joven, de acabar con ella de un solo mordisco, partiéndole el cuello... no podía soportarlo, odiaba eso, había sentido antes el placer del amor, pero desde que era un licántropo corría riesgo, cuando estaba en aquél frenesí de pasión, se descontrolaba, no podía mantener el control de sus actos, y miraba impotente los acontecimientos, lo que más temía en ese momento, era no llegar a tiempo...


Adrastea, sin embargo, ajena a los acontecimientos de sus compañeros, había logrado arrebatarle la nube de esporas a la seta, que ahora parecía mucho menos peligrosa, pero no sana, precisamente. Consumida por la culpabilidad se arrodilló y acarició la... ¿cabeza? si, se le podría llamar así, la cabeza de aquel ser, a pesar de que así quedaba expuesta a otro ataque, y preguntó en su idioma natal a ese ser como se encontraba, algo extraño, dado que no era seguro que una seta pudiese hablar, mucho menos que supiese elfico, pero, fue la sorpresa porque respondió, aunque en el común.

-Necesito agua... me has quitado mis esporas... ag... ua...-Dijo dejándose caer, y quedando sentada en el suelo, parecía mareada.-¿No tenias otra cosa que hacer que arrancarme las esporas?

----------------------------------------------------------

Off: Pues nada, como siempre, sábado...
Adra... ¡Una seta que habla y entiende elfico! =O xD





Scart

Firmas Antiguas:


avatar
Scart
Furia Lunar

Mensajes : 306
Edad : 23
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Salvamento Minish

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 4 de 6. Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6  Siguiente

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.