Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Camino al sol.
Hoy a las 3:00 am por Gula

» Solo hay un modo de conocer el desierto...
Hoy a las 1:40 am por Kaila

» Otra ausencia
Ayer a las 4:59 pm por La Aberración

» La Incertidumbre de la Magia [CAMPAÑA]
Ayer a las 12:25 pm por Turion

» Sistema de corrección de partidas por pares
Dom Ago 20, 2017 11:02 pm por Eudes

» Gabranth [Ficha en construcción]
Sáb Ago 19, 2017 12:25 pm por Bizcocho

» 5 días bajo la nieve [Grupo 1][Campaña][Kasumi, Arete, Pereza, Eudes, Niris, Suwan]
Sáb Ago 19, 2017 10:44 am por Niris

» ¿Donde está el Caballero Rojo?(Campaña)
Vie Ago 18, 2017 10:21 pm por Eudes

» Azura (En construcción)
Jue Ago 17, 2017 9:24 pm por Bizcocho

» No tan pequeños problemas (solitaria)
Jue Ago 17, 2017 12:29 pm por Celeste Shaw

» Y les vendieron sus almas al diablo. [Priv. Kaila]
Jue Ago 17, 2017 12:20 am por Jan Egiz

» Òracion a los Dioses] Müsenïe
Miér Ago 16, 2017 2:37 pm por Katarina

» Evento: Fe y devoción
Mar Ago 15, 2017 9:05 am por Niris

» Preguntas a la comunidad (Religión)
Mar Ago 15, 2017 8:47 am por Niris

» Preguntas a la comunidad (Deidades)
Mar Ago 15, 2017 8:46 am por Niris




Cuentos de Noreth
Cuentos de Noreth Cuentos de Noreth Cuentos de Noreth

Las afiliaciones hermanas se hacen por invitacion de nuestros administradores hacia otros Admins de los foros que decidamos, o por invitaciones de ellos hacia nosotros, sin embargo nos reservamos el derecho de admision de estas mismas pues seran solo una limitada cantidad y minima. Para mayor informacion acuda a la sección de Afiliaciones


Más allá de esta realidad - Capítulo 2. El Rescate

Página 3 de 3. Precedente  1, 2, 3

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: Más allá de esta realidad - Capítulo 2. El Rescate

Mensaje por Drizzt De'Lartz el Lun Dic 31, 2012 2:19 am

Estuvo corriendo, tratando de dispersar a sus perseguidores. Pero entonces ocurrió algo inesperado, del grupo aquel, dónde estaban el enano, el arquero humano y aquel ser alado. Vio de reojo que de ellos el arquero decidió hacer algo, cogió el arco y cargó una flecha lanzando contra uno de aquellos soldados. No supo que intenciones tenía, pero consiguió atraer la atención de unos cuántos soldados. Aquellos soldados, empezaron a encaminarse hacia el grupo. El enano, al que hacía un rato le había gritado para que ayudara al humano, empezó a lamentarse, o eso parecía por su semblante y por el pesaroso gesto que hacía con la cabeza negando cabizbajo. Paralelamente, el humano guerrero, estaba siendo masacrado por aquellos soldados fantasmales, le habían cruzado unas cuántas espadas por el cuerpo, eso sí, presentando una férrea y encarnizada pelea frente a aquellos, en un intento de esquivarlos. Al otro lado, más adelante, estaba el humanoide-pantera que de igual manera también estaba siendo superado por inferioridad numérica. Aunque tenía el presentimiento, que si hubiera sido un cinco versus uno, hubiera ganado claramente el humanoide-felino. Con todo, su agresividad quedaba patente, por la gran batalla que presentó. Drizzt, no pudo por menos, resignarse, mientras corría esquivando a los soldados que trataban de cercar a aquel grupo.

Y de repente, la visión se tornó neblina. Pareciera que volvíamos a nuestra realidad. Y así fue, momentos después, estábamos fuera de aquel escenario, en el mismo paisaje antes de estar en aquel tétrico lugar. Agazapado cómo estaba entre el follaje, vio cómo el humano y la pantera, estaban con vida de milagro. El rátido, que durante la batalla había corrido, ahora estaba ante ellos nuevamente, encaminándose de un lado a otro, nervioso. No sabía distinguir si por los heridos, por aquella tenebrosa voz anterior o por mí…

Entonces, el enano, grito a las montañas… “-Drow, sabemos que estás por aquí. Ven a ayudarnos si no quieres ver mi hacha descender hacia tu cara la próxima vez que te vea”. Era una amenaza velada en toda regla, pero no podía por menos no intentar ayudar. Se acercó hasta el grupo e intentaría ayudar en lo que pudiera. Cuándo ya estuvo cerca de ellos, se dirigió hacia el enano: -“Creo que eres el menos indicado enano, para mandar órdenes, cuándo has sido el primero en no ofrecer ayuda. Cuándo ellos *señaló a los que estaban gravemente heridos* necesitaban de tu ayuda. Y tú rátido! *se dirigió hacia el rátido* Será mejor que expliques todo, lo de hace un rato, la voz de aquel personaje, todo, absolutamente todo. No olvides explicar nada, o yo mismo me encargaré de ti, cuándo sea el momento adecuado”. Empezó a cargar al humano, al que no conocía de nada, pero pesaba un poco más de lo que hubiera imaginado. –“Humano *se dirigió al arquero* sería mejor que lo llevaras tú, y yo me encargo de la vigilancia del perímetro…” No era una orden, sino una petición, prefería ser el vigilante a cargar a alguien, que sólo sería una carga a la hora de desempeñar sus funciones de vigilante.
avatar
Drizzt De'Lartz

Mensajes : 142
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Más allá de esta realidad - Capítulo 2. El Rescate

Mensaje por Necross Belmont el Vie Ene 04, 2013 8:31 pm

Necross lucho valientemente contra los soldados, estaba en su naturaleza ayudar a los que lo necesitaban, aunque eso le trajera problemas en algunas ocasiones, de hecho esta fue una de esas ocasiones. Luchando consiguió escapar de las armaduras a lo que el creyó fue un golpe certero pero no estaba más que equivocado, luego al quedarse de pie quieto, las armaduras lo atacaron, una vez más su plan no funciono, no consiguió hacer movimiento alguno cuando comenzó a sentir un horrible dolor por su cuerpo.

Luego observa como una espada totalmente negra se deja ver por su pecho está viniendo desde su espalda, Necross cae al piso deseando que el dolor termine pronto, al caer observa como su compañero de batalla, el felino Neithan, está en la misma situación que él, también alcanza a observar al resto del grupo que solo se quedó de pie, esperando lo mejor, cuando por fin siente que el dulce beso de la madre muerte se acerca, Necross abre los ojos y puede ver el hermoso azul del cielo.

-¿Estoy vivo? yo creí que...*Necross intenta levantarse* no puedo moverme, perfecto. Maldito Aerim, Malditas armaduras, Malditos seres que no hicieron nada más que quedarse quietos... malditos sean todos.

Lo que lo despertó fueron las lamidas de su fiel lobo, Foxhound desesperado le gruñe a todo el mundo e inclusive intento morder a Aerim por acercarse demasiado, lo único que puede hacer es mover los ojos y pensar, al escuchar los gritos y peleas de los demás , Ferrú el enano tomo acción de líder y comenzó a dar órdenes luego apareció el elfo oscuro que se escondía en la oscuridad, este tomo a Necross y cual saco de papas se lo paso a Kedth, Necross se siente deshonrado, no le gusta ser un peso para los demás, no le gusta sentirse inútil. Necross comienza a pensar, lo hace como si estuviera hablando con alguien, quizás y solo quizás alguien lo escuche.

Si alguien puede escucharme le ruego que me rasque la nariz, esta picazón me está matando, ¡Ferrú con un demonio, deja de dar órdenes!, Neithan espero estés bien, elfo como te atreves a lanzarme como si fuera nada más que un saco sin utilidad, cuando consiga mi movilidad te invitare un vaso de algún licor fuerte, Kedth, si me escuchas te ruego me cargues hasta que me recupere, ¡y alguien puede por favor preguntarle a Aerim que demonios sucedió!
avatar
Necross Belmont
The Azure Knight

Mensajes : 1010
Edad : 97
Link a Ficha y Cronología : Necross Belmont
Un Hombre sin Lobo

Nivel : 7
Experiencia : 2630 / 3500

Volver arriba Ir abajo

Re: Más allá de esta realidad - Capítulo 2. El Rescate

Mensaje por Kedth Vmyr el Lun Ene 21, 2013 7:39 pm

Había fallado, el virote que había disparado desde su arbalesta no había llegado a su destino, si no que uno de aquellos sombríos guerreros se pues en medio del virote y su objetivo, clavándose profundamente en su antebrazo- Mierda- maldijo el tirador mientras terminaba de cargar su arma. La cosa no iba muy bien, ya era demasiado tarde para sus dos compañeros, vio como caían atravesados una y otra vez por las afiladas espadas negruzcas de aquellos soldados, y por si fuera poco, el disparo errado advirtió a los soldados de la existencia del pequeño grupo en el que estaba, y ahora se dirigían a por ellos.


La cosa iba mal, por primera vez en mucho tiempo Kedth no sabia que hacer, estaban totalmente rodeados y ya habían caído dos de sus acompañantes, el tirador se puso a pensar las opciones que tenia ante esta situación, hasta que le distrajeron unos gritos soltados por el drow, no sabia de donde había aparecido, pero sus suplicas al enano por ayudar al otro humano eran inútiles, ya había caído bajo las terribles hojas de las espadas de las sombras, que cada vez se acercaban más, creía que estaba perdido hasta que tras un parpadeo vio ¿árboles, el cielo, las nubes? ¿Qué había pasado de nuevo?


Ya había salido de aquel oscuro lugar y estaba en el mismo sitio donde estaban antes de que aparecieran en la sombría estancia de antes, con algo de esfuerzo se incorporo con la espalda algo dolorida, debido a allí estaban sus armas y había caído de espaldas. Nada más levantarse vio como Aerim se acercaba corriendo primero a Necross para después dirigirse a la pantera.
-Esto es malo-malo. Aerim cayó en la trampa del Hechicero Negro y ahora el humano-humano y el humano-felino-humano están atrapados. Pero el Hechicero Negro sabe que Aerim va a buscarlo ahora… El Hechicero Negro puede intentar atacar a Aerim y al resto… ¡Debemos continuar! Deben cargar-cargar a los caídos y llegar a una cueva, pasar la noche. Aerim puede traerlos de regreso, pero debe esperar hasta mañana-mañana. ¡Síganme!-dijo Aerim.


Entonces Kedth se percato de la mirada de desprecio del enano, - Enano, no me mires así, tu eres el que no paraba de gritar que les ayudáramos, y no te moviste del sitio- dijo algo cabreado-de todas formas tenemos que ocuparnos de estos-continuo señalando a sus compañeros caídos-estos no se pueden quedar aquí- siguió dirigiéndose al enano, que se puso a gritar, diciendo al drow, que habíamos visto antes en aquel sitio, para que saliera de su escondite, que efectivamente, se mostró ante el grupo, quejándose del molesto y mandón enano, y mandándole a cargar al humano del lobo. Lo cargo a sus espaldas, y empezó a seguir de nuevo a Aerim, con gran esfuerzo, ya que tenia que levantar el peso de Necross.
avatar
Kedth Vmyr

Mensajes : 15
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Más allá de esta realidad - Capítulo 2. El Rescate

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 3 de 3. Precedente  1, 2, 3

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.