Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» La fuga (priv. Calígula) [Phonterek]
Hoy a las 12:56 am por Calígula

» El secuestro de Gr´olKos "El clan cuchilla sangrienta"
Ayer a las 3:30 pm por Lilith Schwarz

» [Evento] Los Cuentos Perdidos de Noreth
Ayer a las 10:57 am por Lamb

» Buenas
Vie Dic 15, 2017 3:27 pm por Balka

» A Hope's Tale
Jue Dic 14, 2017 10:56 pm por Gar'Shur

» Anhouk, la forjadora
Jue Dic 14, 2017 9:33 pm por Bizcocho

» Demonología: Adulterium [+18]
Mar Dic 12, 2017 10:23 am por Envidia

» Aulenor Abe
Dom Dic 10, 2017 6:33 pm por Bizcocho

» - Apocalipsis now -
Sáb Dic 09, 2017 10:11 pm por Balka

» Una mala decisión
Sáb Dic 09, 2017 1:56 pm por Bizcocho

» Calígula, el demonio del mar
Sáb Dic 09, 2017 1:13 am por Calígula

» Aracnofobia [Campaña]
Vie Dic 08, 2017 10:27 pm por Vanidad

» Un paseo inesperado [Priv. Celeste Shaw]
Mar Dic 05, 2017 10:06 am por Celeste Shaw

» Locuras en Santa Timotea para Jóvenes Azuzables [Priv. Eudes]
Sáb Dic 02, 2017 9:26 pm por Isarika Endier

» The Shining of a Thousand Suns (Privada)
Miér Nov 29, 2017 6:51 pm por Vanidad




Cuentos de Noreth
Cuentos de Noreth Cuentos de Noreth Cuentos de Noreth

Las afiliaciones hermanas se hacen por invitacion de nuestros administradores hacia otros Admins de los foros que decidamos, o por invitaciones de ellos hacia nosotros, sin embargo nos reservamos el derecho de admision de estas mismas pues seran solo una limitada cantidad y minima. Para mayor informacion acuda a la sección de Afiliaciones


Los viajes de Starkest. [Parte 2. Privada]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Los viajes de Starkest. [Parte 2. Privada]

Mensaje por Starkest el Jue Abr 04, 2013 4:03 pm

Me dirigía hacia las montañas de Drakenfang en un paso mas por mis largos viajes, en la información conseguida antes de llegar a estos parajes había descubierto que el odiado asesino de mis padres había pasado por esta zona no hacia mucho y yo le seguía el rastro. Me habían asegurado que la montaña tenia dos caminos para poder adentrarse en ella, pero el mas seguro supuestamente era el paso del borracho que me llevaría a Drunk'Thrond. Sabia como llegar gracias a las indicaciones y un mapa que había comprado en una taberna no muy lejana a la entrada. Al llegar a la entrada vi como era un paso que se veía a lo lejos casi interminable entre la nieve, me habían avisado que por aquellos lugares había goblins trolls y gigantes de las montañas por muchas zonas y tendría que andarme con cuidado. También me habían informado que pasaban muchos mercantes enanos y que lo mas seguro era ir con ellos pues se conocían bien esas tierras sin duda alguna los enanos habitaban las montañas. Los guardias ya veteranos en proteger aquellos parajes en los que se encontraban los enanos, se decía que las criaturas que allí habitaban les temían por lo tanto lo mas seguro era seguir una de las caravanas mercantes para no sufrir daño alguno.

Al llegar a la base de la montaña justo enfrente del paso del borracho vi los establos de los mercaderes enanos que allí estaban y pues como me habían contando podía fiarme de aquellos seres honorables y mineros.

-Buenas soy un viajero que desea entrar en su humilde ciudad y me gustaría acompañarles para no sufrir daño por las criaturas que andan por estos lares.-
Un enano que estaba por las zonas de fuera observando como estaban sus caballos me contesto.
-Lo lamento señor no sale ninguna caravana hasta dentro de unas semanas por la nieve pues ahora mismo es muy difícil cruzar tendrá que esperar.-
-Gracias por su ayuda señor, pero no puedo esperar.-

En ese mismo instante pensé que no debía perder tiempo alguno pues el asesino de mis padres a cada segundo que pasaba estaba mas lejos de aquella zona no podía perder tiempo debía alcanzarle así que me abrigue, y me dispuse a caminar solo por aquellas zonas inexploradas para mi. Mi destino era adentrarme en el valle del interior que las montañas del exterior escondían supuse que el asesino de mis padres se escondía en Drunk'Thrond, por aquellas sinuosas zonas con enanos poco conocidos no le seria difícil ocultarse. Porque se habría ocultado allí que buscaba o perseguía debía averiguarlo así que sin mas demora entre en el paso mirando aquel camino que me esperaba entre la nieve y los acechadores que allí se albergaban. Empezando por el primer escalón cubierto de nieve y con mi mano ya sujeta en mi espada no me debía fiar de nada que por allí se ocultara pues estaba solo. Sabia defenderme sin duda y luchar con valor pero aun así allí había cosas peores que yo que podían hacerte estremecer hasta el ultimo hueso de tu cuerpo.


Última edición por Starkest el Vie Abr 05, 2013 6:45 am, editado 1 vez
avatar
Starkest

Mensajes : 60
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Los viajes de Starkest. [Parte 2. Privada]

Mensaje por Starkest el Vie Abr 05, 2013 5:04 am

Los escalones de aquellas escaleras estaban prácticamente cubiertos por la nieve, se notaba el frió en el viento mientras iba subiendo un escalofrió me recorría la espalda algo me decía que no debía fiarme de aquel ambiente oscuro y tenebroso pues estaba solo se oía perfectamente el silbar del viento. Desenvaine mi espada de su funda y la empuñe con una mano apoyándola con soltura en mi hombro por si en cualquier momento requería de ella ya tenerla completamente preparada. Ya había dejado atrás las caravanas de aquellos enanos y me hallaba al principio de la escalera sin intención de marchar hacia atrás ya me habían advertido de los peligros de adentrarme solo en aquellos parajes pero no debía tener miedo, debía ser fuerte y honrar la muerte de mis padres.

Poco a poco fui subiendo aquellas escaleras heladas y resbaladizas con precaución atento a cualquier sonido que no fuera el mio propio. Cuando apenas alcanzaba a ver los establos de aquellos enanos que ya se notaban muy a lo lejos, escuche el chasquido de una piedra caer pues a mis alrededores había picos no mucho mas altos que yo, del cual vi como de uno caía un trozo de piedra desde lo mas alto. Me quede observando con atención por si veía algún ser de los que me habían advertido pero al parecer no se veía nada ni nadie así que continué subiendo. Al llegar a lo que yo creí que era el final de la subida vi un circulo como si fuera el aviso de mitad de camino y de repente escuche unos chillidos unos graznares parecidos a los de un pájaro pero mas agudos.

-Mmmm... parece que ha conseguido llegar hasta la mitad del camino no creeis.-
-Si yo lo veo bastante fuerte y alto esto parece prometer.-
-Estoy de acuerdo Smagg.-


Yo por lo que había oído de aquellos parajes suponía que me situaba en Atalaya Gharund una pequeña montaña en la mitad del camino. De aquellas voces dos sonaban agudas y potentes en cambio la ultima que había sonado por segunda vez sonaba potente y fuerte.

-¿ Quienes sois y porque estáis en medio del paso ?.-

Les pregunte a aquellos seres segundos después de mi pregunta aparecieron tres sombras al fondo por donde parecía que continuaba el paso una grande y gorda, y dos pequeñas y flacas. Al verlos con mas claridad pude deducir que eran goblins, tres goblins un pequeño grupo y supuse que no me costaría mucho luchar contra ellos.

-Yo soy Trhoil.- Dijo un pequeño de la izquierda.-
-Yo soy Trhail.- Dijo el pequeño de la derecha.-
-Y yo soy Smagg.- Dijo el del centro-

-Pues yo soy Starkest y pido que me dejéis pasar.-

El del medio sin pensárselo dos veces pues pensaban que tenían las de ganar me contesto rápidamente con una presentida ironía.

-Jajaja, para poder pasar tendrás que derrotarnos y si lo consigues podrás proseguir tu viaje, si no morirás aquí ya hora y todos tus sueños y esperanzas se irán contigo.-
avatar
Starkest

Mensajes : 60
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Los viajes de Starkest. [Parte 2. Privada]

Mensaje por Starkest el Vie Abr 05, 2013 5:26 am

No podía permitir tales palabras de un ser tan repugnante y feo pues las nubes se habían disipado y ellos al acercarse habían descubiertos sus cuerpos y rostros. El de la izquierda era feo y bajito con una cresta pelirroja y bien abrigado, el de la derecha era igual solo que con la cresta azul y con unos dientes mas podridos por la suciedad. Ambos verdes y con un aire pintoresco y horrible el del medio se parecía a ambos solo que como anteriormente descubría su silueta era mas gordo y grande que los dos anteriormente mencionados sujetaba una gran hacha entre sus manos mientras que los pequeños tan solo sostenían unas dagas. Era feo y tenia varias cicatrices en la cara este no tenia pelo y era de un verde mas oscuro a los otros dos, al parecer iban en grupo eso sin dudarlo. Pues no sabia que hacían aquí estos seres y porque me habían atacado aquí y ahora mientras Darknost avanzaba mas y yo cada vez estaba mas lejos debía darme prisa ellos no debían frenarme demasiado así que les conteste a su anterior osadía.

-Dejadme pasar no deseo hallar combate pues tengo prisa, no quiero derramar vuestra sangre.-
-Como te hemos mencionado antes solo pasaras si nos matas cosa que no sucederá.-
-Vosotros lo habéis querido no puedo demorarme mas en mi viaje lo lamento.-

En ese mismo instante baje el arma de mi hombro y me abalance hacia uno de los enanos mas pequeños, pero al ser tan enanos era bastante ágiles así que al intentar acertarle con mi espada de frente la esquivo sin problemas mientras que el del medio me intento propinar un ataque con su hacha. Al parecer eran un grupo muy pintoresco pero bien organizados para lo que de normal se solía ver de su raza. Al conseguir esquivar su hacha por los pelos me retire hacia atrás para poder pensar una estrategia clara pues como ya había visto los pequeños al parecer irían delante pues eran mas rápidos y el grande me propinaría el golpe mortal debía estar atento en todo momento al mas grande de ellos. Pero cuando alce la mirada después de haber retrocedido los pequeños ya no estaban y tan solo se veía la sombra del grande mientras se reía a carcajadas pues parecía que para ellos esto era un juego.

De repente uno de los enanos apareció a mi lado puede verle gracias a que hizo ruido al empuñar su daga ya estaba debajo de mi pierna y si no lo hubiera visto unos segundo antes probablemente habría sido herido de gravedad en esa pierna. Pude moverla justo a tiempo cuando me rozo la pierna haciendo una herida superficial gracias a mi armadura de cuero lo que apenas me había inmovilizado o dolido demasiado. Ahora ya sabia que debía estar atento a aquellos pequeñajos seres y que no debía fiarme de mi enemigo en esta batalla debía estar atento pues al parecer por mi estupidez ya había sido alcanzado y podría volver a serlo.

-¡ Malditos seáis pequeños bichos asquerosos acabare con vosotros !.-

No se si me contestaron o no pero apenas me importaba debía estar atento al enemigo aquellos pequeños diablillos se movían mas rápido de lo que parecía, tenia que mantener mi posición y esperar al siguiente ataque para intentar esquivarlo y atravesarle con mi espada a pesar de recibir daño intentaría que fuera superficial. Me puse en posición de contra-ataque y espere su próximo movimiento.
avatar
Starkest

Mensajes : 60
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Los viajes de Starkest. [Parte 2. Privada]

Mensaje por Starkest el Vie Abr 05, 2013 6:10 am

Veía como uno de los pequeños seres se acercaba a mi por la parte frontal corriendo mientras que a mis espaldas no muy lejos de mi a unos 3 metros se hallaban las escaleras por las que acababa de subir por lo que supuse que no intentarían un ataque por detrás. Pero había perdido a uno de los pequeños seres de vista y no sabia donde estaba lo cual era desconcertante intentaba buscarlo por los sonidos o con la mirada pero no lo encontré. Cuando el pequeño goblin ya estaba apenas a un metro de mi coloque mi espada de frente a su llegada para asestarle un golpe directo pero el maldito enano se movió a tiempo como para tan solo cortase un extremidad ya que mi espada era muy larga le alcanzaría con facilidad.

-Mi brazo este maldito bastardo me a cortado el brazo.- Dijo el pequeño goblin muy enfurecido.

Cuando ya había asestado el golpe al goblin que venia de frente, uno se había situado detrás de mi aprovechando la confusión y me hizo un corte no muy profundo en la otra pierna, ahora si había sentido dolor había atravesado claramente la armadura de cuero, pues este si había tenido tiempo de asestarme el golpe. Golpee con fuerza al goblin que estaba bajo mi pierna tirándolo por las escaleras escuchando un chillido de dolor sin saber donde había parado, lo escuche caer hasta que prácticamente ya no se oía nada. El otro goblin al que tan solo había conseguido alcanzar el brazo dijo.

-¡ No, hermano !.- El del medio que apenas se había movido dijo.
-Malditas sea este humano nos esta dando mas problemas que los demás, ya es hora de que entre en acción.-

Yo no dije nada me quede observando al goblin gordo y feo que delante de mi a unos 6 metros estaba y lo vi empuñar su hacha con ambas manos antes de atacar. Se quedo en posición y yo sin mas pensar viendo que parecía ser fuerte y que los pequeños goblins habían trastocado mi defensa al herirme las piernas, pensé en atacar primero lo que me daría cierta ventaja si tenia cuidado de que no me asestara con su hacha. Aprovechando la poca visibilidad gracias a la altura en la que nos situábamos, me encamine por su lado izquierdo a gran velocidad mientras tomaba carrerilla pues apenas unos pasos nos distanciaban y mi intención era desarmarlo para poder asestarle el golpee final.

Pues aun tenia en cuenta al pequeño goblin que todavía quedaba en pie pero muy lesionado como para apenas poder defenderse pues lo único que podía hacer era ponerse detrás del mas grande y intentar no recibir ningún golpee mas. Con dificultad para correr por mis lesiones continué avanzando los pocos metros que nos separaban hasta llegar a la distancia justa para no tener que aproximarme demasiado intente asestarle un golpee de frente con mi espada en recto para atravesarle pues yo pensaba que contaba con la sorpresa, pero no era así. Casi sin dificultad aquel ser paro mi arma con su hacha haciendo descender en golpee, provocando que el hierro de mi espada golpeara contra en suelo, con fuerza levante la espada hacia arriba antes de que golpeara el suelo dándole en una pierna haciéndole una herida superficial haciéndome retroceder, salte unos pocos metros hacia atrás mientras el goblin se quejaba y se quedo arrodillado sujeto de una pierna medio en pie.
avatar
Starkest

Mensajes : 60
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Parte 5.

Mensaje por Starkest el Vie Abr 05, 2013 6:56 am

Escuchaba como sollozaba y se quejaba del dolor pues no sabia si le había cortado un tendón pero parecía que le había cortado bastante profundo porque aquello sangraba con rapidez. Con dificultad para ponerse en pie se alzo y me miro fijamente antes de hablar.

-Maldito seas no perdonare esto que les has echo a Trhoil y Trhail.-
-Ya os lo advertí dije que no os interpusierais en mi camino.-

Al pequeño goblin Trhail le faltaba un brazo, y el otro había salido despedido por las escaleras por lo que ya no se esperaba nada de el, puesto que la caída era bastante larga y si había llegado al final los enanos de las caravanas habrían acabado con el. Fijándome de nuevo en el adversario que tenia delante que ya apenas se sostenía en pie y el pequeño goblin que tras el se ocultaba atemorizado. Estaba a pocos metros y oía como gruñía sin parar pues la rabia ya le corroía y en un ataque desesperado intento clavarme su hacha llevándola en la mano izquierda yo pensé con presteza me eche hacia la derecha y escuche un chasquido como si atravesaran un filete. No sabia si me había acertado agache la cabeza y vi que yo estaba intacto a parte de las heridas de mis piernas, vi como su hacha descendía sin fuerza pues estaba atravesado por mi espada.

-Tu como has podido derrotarnos que llevamos aquí años robando y matando a los viajeros que se adentran solos por estas zonas, tu nos has matado, un humano.-
-Soy mas de lo que parezco y recordad mi nombre allá donde vais, pues me llamo Starkest.-

Lo deje caer suavemente al suelo saque mi espada de su cuerpo mire al pequeño goblin atemorizado y pase de largo, para que matar a una criatura que ya estaba sola ademas a penas podía defenderse pues le faltaba un brazo, su hermano había muerto vergonzosamente y su compañero había caído por no medir las habilidades de su enemigo. Sin mirar atrás continué mi camino por aquellas escaleras para poder llegar a Drunk'Thrond. Ya se veía la ciudad a lo lejos era uno de los mayores símbolos de fuerza y poder que habían albergado los enanos era la ciudad mas grande de las tres, cosa que se notaba a la vista de mis ojos. Estaba tallada a simple vista en piedra blanca, se veía como estaba separada como en prácticamente cualquier ciudad el barrio pobre estaba a las afueras allí se entrenaba a los enanos jóvenes y persistían los veteranos como guardias de aquella zona.

Era muy fácil distinguir el barrio exterior del interior pues el interior según lo que me habían dicho, el interior estaba perfectamente regulado pues por allí recorría lava pero solo se dirigía hacia donde fuera necesaria o se utilizaba de fuente de energía aquella zona de los mas nobles y reyes estaba bien protegida por muros de piedra. Cabía decir que eran estructuras hermosas pues no había duda de que habían sido echas por enanos lo primero que tendría que hacer al adentrarme en la zona pobre era recavar información sobre algún forastero recién llegado y conseguir una posada en la que comer y descansar mis aun abiertas heridas.

-Hermosos parajes, a valido la pena el viaje largo y duro para admirar estas vistas, pero me he de centrar a lo que he venido.-
avatar
Starkest

Mensajes : 60
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Los viajes de Starkest. [Parte 2. Privada]

Mensaje por Starkest el Sáb Abr 06, 2013 12:56 am

Podía ver aquel lugar perfectamente como para tener una imagen que se quedaría en mi memoria. Pues tenia dos barrios uno al descubierto el que ya había mencionado anteriormente y otro un poco mas adentro oculto, allí era donde residían los que solían decir los enanos la escoria de la ciudad, los enanos que se habían quedado sin honor y sin riquezas prácticamente incapaces de defenderse y criticados por los nobles. Pues ya sabia de la existencia de aquella zona porque anteriormente antes de mi llegada había recabado información de unos borrachos en una taberna no muy lejana, pues allí se hallaba la escoria y posiblemente a quien yo buscaba. Pero también tendría que visitar el palacio interior de roca pura.

Al llegar a aquellas gigantescas puertas y traspasarlas ya me encontraba en el interior de la ciudad en la zona de guerreros y veteranos todos me miraban con cara de asco y repulsión debían preguntarse que hacia yo aquí. Cada vez odiaba mas a los enanos nobles tan engreídos y superiores aquello era algo inexplicable para mi sabia que eran fieles al honor pero aun así no podía creer lo que veía. No olía ningún rastro de el asesino de mis padres tan siquiera notaba si el había pasado por allí y si lo había echo hacia ya mucho que se había marchado pensaba que si este viaje abría sido en balde para mi. Pues cada vez me adentraba mas y debía llegar a la zona de la escoria para ver si el se encontraba allí pues si no quería que le encontrara yo habría ido allí era muy extraño que alguien estuviera por aquellas zonas y mas que entrara un forastero. Caminaba con la cabeza agachada para que aquellas gentes no me miraran pero lo hacían igualmente aun tenia sangre seca en mi armadura del combate anterior con los goblins debía llegar ya y reposar así que saque por primera vez el mapa que me había comprado anteriormente en la taberna. Lo mire fijamente para poder descubrir cual era el camino que debía tomar para llegar, pues aquellas casas parecían todas iguales pequeñas y picudas todas con la misma forma y sus gentes eran difíciles de diferenciar la mayoría con barba y apenas veías humanos. Según el mapa debía girar dos calles mas a la izquierda y luego a la derecha cruzaría un umbral y ya estaría en la zona de los despojos de aquella ciudad no se como me pasaba pero siempre acababa en los mismo sitios.

Continué caminando hasta haber seguido las indicaciones que en el mapa ponían ya había llegado sin duda alguna, pues había gente sentada en las calles la mayoría mugrienta y sucia otros mas bien vestidos pero pálidos y con cara de hambre. No quería pensar lo que mis ojos veían y decidí centrarme en llegar a la posada lo mas velozmente posible pero en el mapa no había información sobre alguna posada por esos lugares así que me toco preguntar a un anciano que yacía tumbado en la calle con la espalda reposando encima de la pared de una casa.

-Disculpe parece un amable anciano podría decirme donde hay algún hostal cercano.-
-Pues claro que si jovencito continua recto hasta que veras un cartel grande en el que pone hostal, ademas se nota que eres un forastero y que estas cansado nadie andaría con esas pintas por aquí, deberías andarte con cuidado joven esto es una zona de rateros y ladrones.--Muchas gracias por las indicaciones y el consejo señor pero se cuidar muy bien de mi mismo, gracias.-
avatar
Starkest

Mensajes : 60
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Los viajes de Starkest. [Parte 2. Privada]

Mensaje por Starkest el Sáb Abr 06, 2013 1:20 am

Tras seguir las indicaciones de aquel amable anciano me dispuse a llegar a la taberna continué recto con las mismas vistas de aquellas gentes tan poco agraciadas por la suerte o la vida que les había tocado, no quería pensar pues me daban demasiada pena todos tenían caras tristes había hombres, mujeres, ancianos y niños sin prácticamente ningún futuro. Tan solo por haber sufrido una deshonra en su linaje o por tener menos que los demás realmente había albergado odio hacia aquellos enanos que se hacían llamar nobles, pues habían desterrado de su bonita ciudad a otros como ellos en lugar de apoyarlos e intentar ayudarlos eso era para mi un gran pesar. Al fin había llegado a la posada estaba muy cansado y apenas podía con mi alma había echo una largo viaje sin descanso había tenido una corta pero intensa batalla con los seres de aquel lugar y mi cuerpo me pedía un descanso, primero comería y luego me echaría en una de aquellas habitaciones mugrientas pues no esperaba nada limpio o agradable después de ver semejantes cosas allí fuera. Abrí la puerta lentamente alce la vista y mire al posadero que allí se encontraba pero antes eche un vistazo a como estaba el lugar, estaba echo de madera vieja y mugrienta se podían ver los bichos recorriendo el suelo, nada mas entrar un recibidor luego unas escaleras que subían a las habitaciones algo sencillo.

-Disculpe posadero deseo una habitación para tres noches,¿ Tienen servicio de comidas ?.-
-Oh si señor enseguida le acompaño a su habitación y le doy su llave, claro desea pedir algo para que se lo suban no solemos tener clientes nuevos por aquí.- Dijo el posadero con mala cara pues veía normal que no hubiera forasteros por estas zonas.
-Gracias muy amable, si desearía un filete de cordero si puede ser.-
-Si señor enseguida se lo suben acompáñeme.-

El posadero salio del recibidor rápidamente pues se notaba que hacia ya tiempo que no tenían un cliente que pagara primero y preguntara después así que le saque monedas de plata y le entregue 5 como pago por la comida y las noches que pasaría aquí. El posadero cogió las monedas y me hizo un gesto para que subiera las escaleras yo subí tranquilamente mientras me guiaba por un pasillo largo y amplio con muchas puertas hasta llegar a la del fondo, paso delante mía introdujo la llave en la cerradura y me la dio.

-Esta habitación tiene cama y servicio no creo que necesite nada mas, tiene agua caliente por si desea darse un baño ahora enseguida le subiremos lo que a pedido.-
-Gracias por todo.- Le dije seguidamente mientras se retiraba por el profundo pasillo.

Al entrar me senté en la cama y di como una especie de salto para ver si la cama era blanda, no estaba mal había dormido en cosas peores fui al baño a vendarme y lavarme las heridas me quite mi arma y el cinto para no estar cargado con mis cosas eternamente. De repente sonaron dos golpes en la puerta y mientras pasaba para abrir la puerta escuchaba como la madera vieja y mugrienta crujía bajo mis pies, cualquiera que entrara seria descubierto ya solo por ese simple pero escandaloso sonido. Cuando abrí allí estaba el posadero con mi plato me lo entrego y se marcho de nuevo por el pasillo tal y como había venido, me lo comí enseguida pues tenia mucha hambre al terminarme el plato lo deje encima de la mesilla me quite la armadura y me tumbe en la cama a reposar y esperar el día siguiente. Mientras cogía sueño pensaba en los lugares por los que pasaría mañana para averiguar por donde andaba Darknost el asesino de mis padres.
avatar
Starkest

Mensajes : 60
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Los viajes de Starkest. [Parte 2. Privada]

Mensaje por Starkest el Sáb Abr 06, 2013 3:43 am

Ya apenas podía mantener los ojos abiertos se me cerraban solos el cansancio había acabado conmigo y el camino había sido mas largo de lo que esperaba el lugar era bastante hermoso y me gustaba, excepto por estos barrios en los que me encontraba actualmente estaba decepcionado con la alta sociedad de los enanos y su poca amabilidad hacia estas personas. Ya estaba soñando y no soñaba nada bueno, pues tenia pesadillas de nuestro anterior encuentro y no podía evitar pensar en mis errores tenia que ser fuerte y vengar la muerte de mis padres para recuperar el honor perdido. Soñaba que el me atacaba en una fuerte pelea y tenia lapsus de cuando me transforme sin poder evitarlo apenas tenia imágenes claras de lo sucedido eran unos fuertes recuerdos. Me hacían estremecerme en la cama y sentía dolores la bestia que había en mi se estaba enfadando mientras dormía pues era muy poderosa dicha pesadilla que estaba teniendo. Hasta que me desperté en medio de la noche repleto de sudor, abrí los ojos un instante para tranquilizarme, los volví a cerrar para sumergirme de nuevo en mis sueños. Ya era algo mas calmado y natural pues había conseguido controlarme no quería armar un escándalo en una ciudad llena de guardias a las afueras.

Me desperté al día siguiente me fui al servicio me dispuse para darme un baño de agua caliente llene la bañera y me metí para poder reposar. Cuando quise pensarlo mire mis heridas pero ya estaban curadas pues apenas habían sido profundas, al terminar de bañarme salí del servicio recogí mis armas mi cinto y me puse la armadura dispuesto a salir a la calle. Salí por la puerta de la habitación, recorrí el largo pasillo con los sonidos de la madera mientras crujía, baje las escaleras rápidamente y me dirigí al posadero.

-Disculpe posadero me podrían servir el desayuno, quiero unos huevos con patatas por favor.- Le entregue 50 monedas de bronce como pago por la comida.
-Si señor espere aquí y se lo traigo, gracias por ser tan amable con los pagos.- Ya había cambiado la manera en la que me miraba el posadero pues el día anterior parecía no fiarse de mi.

Espere a que el posadero regresara con mi desayuno para poder marcharme a una taberna de la zona a recabar información sobre el asesino de mis padres, no debía perder tiempo pues cualquier cosa me retrasaba para saber su paradero. El posadero llego mas pronto de lo esperado me entrego el plato y me lo comí allí en un momento pues tenia prisa le pregunte al posadero por alguna taberna cercana y me dijo.

-Señor siga tres o cuatro casas mas abajo de esta calle al salir y encontrara una de las tabernas mas visitadas de esta zona.-

Le hice una reverencia con la cabeza en sentido de gratitud y salí por la puerta, seguí las indicaciones del posadero hasta llegar a la puerta de la taberna, la empuje con una mano sin pensar en lo que ahí adentro me esperaba, pues viendo la posada y el resto del lugar ya me podía hacer una idea de todo. Al entrar vi un establecimiento amplio y grande con una altura de unos 2m 30cm. No olía demasiado bien la verdad estaba casi todo encharcado de lo que parecía cerveza, las mesas estaban sucias y había ceniza de tabaco de pipa por todas partes la barra estaba asquerosa, los vasos sucios, ya no podía esperar nada peor. Entre y me senté en una de las mesas mas limpias que vi, llame al tabernero y me quede lo mas cerca posible de la gente haber si escuchaba algo de un forastero recién llegado o cualquier cosa que me valiese para algo.
avatar
Starkest

Mensajes : 60
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Los viajes de Starkest. [Parte 2. Privada]

Mensaje por Starkest el Sáb Abr 06, 2013 4:15 am

El tabernero se acerco rápidamente a mi mesa para preguntarme que quería para beber, mientras las personas que estaban cerca mio tenían varias conversaciones, pero de momento ninguna parecía servirme de mucho pues solo hablaban de su vida cotidiana y sus problemas debía esperar a que pasara un poco mas la mañana para que el alcohol diese rienda suelta a sus lenguas. Al acercarse el tabernero sonriente y con voz amigable aun que se notaba que era fumador.

-Que le sirvo señor desea una pinta, hidromiel o cebada solamente.-
-Tan solo quiero una pinta cargada, gracias por su atención.-

El tabernero se fue para servirme mi pinta mientras yo pensaba en mis cosas, ya había llegado que era lo mas importante ya tan solo tenia que completar el paso de la información y mas o menos estaría mas cerca de encontrar mi objetivo no podía permitir que se me escapara, este pensamiento me atormentaba. El tabernero dejo la pinta sobre la mesa con una sonrisa y se marcho a la barra yo mientras bebía para que pasara la tarde. Cuando ya habían pasado unas horas y aquellos hombres que estaban a mi lado ya iban prácticamente bajo los efectos de la cebada, aproveche para recabar información me cambie de mesa y les dije velozmente.

-Disculpen caballeros estoy buscando a un fugado de una prisión llamado Darknost, que anda por estas tierras saben si ha estado aquí o algo sobre su paradero, cualquier información me sera útil.-
-Si...hiiip...señor por aquí a pasado un tal Darknost pero hace ya unas semanas de ello se puso a hablar con aquel señor que estaba al fondo sentado solo en la taberna.-
-Gracias por todo.-

El ya no estaba había pasado por aquí pero ya no estaba, osea que había hablado con el señor que estaba sentado al fondo a la derecha de donde yo me encontraba, me levante de la mesa de los borrachos con los que acababa de hablar y me dirigí a aquel señor que estaba sentado en la parte mas oscura de la taberna. Cuando llegue a la mesa cogí la silla que tenia el enfrente y me senté en ella.

-Disculpa los chicos de la mesa del otro lado me han dicho que un tal Darknost vino a hablar contigo le estoy buscando, sabes ah donde se dirigía o donde puedo encontrarlo.-
-Eh,eh,eh relaja tus preguntas apenas me conoces y ya me estas atacando yo no soy ellos a los que les sacaras la información tan fácilmente, Starkest. Jajaja si te conozco.-
-Eh, como tu de que me conoces, ¿ Como sabes mi nombre ?.-
-Yo conocí a tu padre cuando estaba en nuestro clan se podría decir que eramos amigos y Darknost ah venido a recobrar una vieja deuda de dinero y por eso tu le has seguido, yo no tenia nada en contra de tu padre sencillamente era una orden y no se podía dar marcha atrás.-
-¿ Porque que sucedió ? Si no hablas te ensartare con mi espada.-
-Esta bien te lo contare, Darknost estaba enamorado de tu madre y tu padre también, ambos lucharon por su amor pero tu padre fue el que consiguió conquistarla, en aquellos tiempos no solo importaba conquistarla debían luchar como rivales por su amor y el que ganara se quedaría con ella para siempre, pero la cosa no salio muy bien Darknost gano el combate y los padres de ambos decidieron que ellos se casarían lógicamente ella no estaba enamorada de el por lo que se escapo.-
avatar
Starkest

Mensajes : 60
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Parte 10.

Mensaje por Starkest el Sáb Abr 06, 2013 4:44 am

Estaba perplejo con las palabras de aquel hombre pues al parecer conocía toda mi historia lo que era de donde venia quienes eran mis padres, conocía hasta mas cosas que yo ni imaginaba me estaba dejando atontado pero cuando le di vueltas a todo un poco mas me di cuenta de que el también era licantropo pues había dicho que se conocían del clan.

-Un momento entonces tu también eres un licantropo pues dices que los conocías del clan o me equivoco, continua contando tu historia.-
-No, no te equivocas chico yo también soy uno de los de tu especie, bueno por donde iba, ella se escapo junto a el y se marcharon muy lejos, el clan les persiguió durante mucho tiempo pero hubo unos años en los que perdieron todo rastro, hasta que un día les llego información sobre el paradero de tus padres y como el verdadero esposo era Darknost lo mandaron a que consumara su venganza. Y esa es la historia de lo sucedido yo no puedo decirte nada mas lo único que se es que Darknost ya no esta en esta ciudad ni en sus alrededores y si quieres atraparle sera mejor que tu también te vayas.-
-Muchas gracias por todo señor, sera mejor que me marche, no necesito saber su nombre con lo que me ha dicho ya lo se todo.-

Me levante aprisa pues no creía las palabras de aquel señor mi madre y mi padre viviendo un amor prohibido, en estos momentos nada tenia sentido para mi todo era confusión no era capaz de entender nada. Me acerque al tabernero le pague lo que había consumido alrededor de la mañana y camine hacia la posada para recoger mis cosas y marcharme de allí cuanto antes no podía perder mas tiempo ahora ya sabia algo mas sobre Darknost estaba casi preparado para mi venganza. Al llegar al hostal abrí la puerta rápidamente sin decirle nada al posadero corrí hacia mi habitación, y cerré la puerta con fuerza me pare a respirar apoyado de espaldas encima de la puerta, me moví hacia la cama y me deje caer en ella unos instantes mientras asimilaba todo lo que acababa de escuchar. Seria cierto lo que me decía aquella persona de la taberna, pues para que iba a mentirme en realidad prácticamente no me conocía de nada y tampoco ganaba nada mintiendo, no acababa de entender las palabras de aquel señor pero debía darme prisa y marcharme de Drunk'Thrond lo antes posible, recogí todas mis cosas me quede mirando la habitación di un suspiro y me marche por la puerta. Volví a bajar las escaleras mire al posadero y le dije.

-Unos asuntos me requieren debo marcharme del lugar, gracias por su atención y quédese con el pago a usted le hace mas falta que a mi.-

Salí por la puerta rápidamente y me dirigí a la calle para volver por donde había venido para continuar mi viaje pues una nueva aventura me esperaba ya recorría zonas nuevas, me iba un poco enfadado por no haber visto casi nada de aquella zona tan hermosa diseñada por los enanos, me hubiera gustado ver la parte interior pero no pudo ser. Mire hacia atrás por ultima vez aquella zona y continué mi camino hacia el paso del borracho, después proseguiría mi camino.
avatar
Starkest

Mensajes : 60
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Los viajes de Starkest. [Parte 2. Privada]

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.