Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» El Club [priv.] [Celeste Shaw ; Shirei/Baku]
por Celeste Shaw Sáb Jun 15, 2019 8:59 pm

» ¡Ha llegado la cruzada!
por Strindgaard Jue Jun 13, 2019 4:33 pm

» Reglas de Noreth
por Sigmar Freud Miér Jun 12, 2019 7:01 pm

» Urna
por Amelie Winter Miér Jun 12, 2019 1:39 am

» El alma del bosque [Solitaria]
por Skam Mar Jun 04, 2019 3:08 pm

» [Reclutamiento y OFF] Historias de La Tetera de la Señora Freona (Parte 1)
por Lamb Jue Mayo 30, 2019 11:11 am

» [Campaña] Historias de La Tetera de la Señora Freona (Parte 1)
por Lamb Jue Mayo 30, 2019 11:00 am

» Un Zarpazo en la Tormenta.
por Ayanne Sáb Mayo 25, 2019 1:51 am

» Un Dios entre Nosotros.
por Azura Jue Mayo 23, 2019 8:01 pm

» Las desventuras de los bienaventurados (con Kasumi) [En construcción]
por Skam Miér Mayo 22, 2019 11:25 pm



La leyenda de una flecha fuerte [ Privada ] H8SDUFN
Cuentos de Noreth Cuentos de Noreth Cuentos de Noreth

Las afiliaciones hermanas se hacen por invitacion de nuestros administradores hacia otros Admins de los foros que decidamos, o por invitaciones de ellos hacia nosotros, sin embargo nos reservamos el derecho de admision de estas mismas pues seran solo una limitada cantidad y minima. Para mayor informacion acuda a la sección de Afiliaciones
La leyenda de una flecha fuerte [ Privada ] SiUh6o7
La leyenda de una flecha fuerte [ Privada ] KRfbrcG
La leyenda de una flecha fuerte [ Privada ] 9fBXn98

La leyenda de una flecha fuerte [ Privada ]

Ir abajo

La leyenda de una flecha fuerte [ Privada ] Empty La leyenda de una flecha fuerte [ Privada ]

Mensaje por Arshen Belen el Mar Abr 16, 2013 4:02 am

Me hallaba tan desesperado por una aventura, tenia ganas de viajar destripar y matar todo lo que encontrara a mi paso deseaba viajar moverme, pero no sabia a donde. Me acerque a una taberna a descansar mis piernas y haber que oía por aquellos lugares que se solían contar historias, mitos y leyendas de las cuales algunas eran ciertas. Me senté en una de las sillas del fondo con mi capucha tranquilamente mientras le pedía al tabernero una pinta, podía escuchar con perfección como los borrachos contaban historias de las cuales una capto mi atencion. " Zheroker, conocido como el pueblo de los cazadores formada a partir de Huntas del norte buscando un hogar. Cuenta la leyenda que mientras intentaban cazar a un oso aquel les guió a una tierra fértil, llena de animales y vegetación. En el cual decidieron asentarse, la ciudad esta escondida entre las montañas rodeada por un rió de agua dulce y para conseguir entrar en la ciudad es necesario hacer un trueque. Este lugar ha llegado a ser conocido por que en la ciudad se halla el gremio de caza conocido como Escama Azul ya que se dice que el fundador cazo a un dragón azul. En esta ciudad es donde se encuentra la montaña del dragón azul, allí moran temibles bestias y feroces criaturas capaces de engullir a una persona en cuestión de minutos, se cuenta que el hijo del gran dragón aun vive en la cima de esa montaña y sencillamente que le gustan los acertijos, si aciertas uno de ellos transformara tu arma en una de las mas valiosas, pero si fallas en uno te matara sin dudarlo ". Mientras ellos continuaban la charla con sus historias yo me di cuenta de que aquella ciudad estaba echa para mi, tan solo tenia que conseguir llegar y una vez allí entrenarme para visitar al pequeño dragón para hacerme mas poderoso. No me seria muy difícil llegar tan solo tenia que encontrar el rió que me guiaría al interior de la ciudad, una ciudad de cazadores era perfecto para mi practicaría con ellos y me haría mas fuerte aprendería de ellos mientras pudiera destripar a alguna abominación ya de paso. Me bebí aquella pinta de un trago que no sabia muy bien, le eche un par de monedas al tabernero y salí de aquel mugriento lugar. Tan solo necesitaba un mapa, algo de comida y bebida para el viaje así podría marchar, mi cuerpo ya deseaba empezar el camino estaba ansioso ya tenia las imágenes de mis aniquilaciones por el camino. Quizás encontraría a alguna mujer y la forzaría como a mi me gustaba, sin duda un viaje para recordar. Así que sin mas demora busque a alguien que tuviera algún mapa de esa zona, pero por mas que buscaba no encontraba una tienda de mapas o alguien que poseyera un mapa de dicha zona, pero mientras iba por la calle gire la mirada y vi a un vendedor ambulante por la sombra.

-Disculpe anciano, no tendrá usted un mapa de Zheroker por casualidad.-
-Si, lo tengo pero no te saldrá barato chico, nueve monedas de plata y sera tuyo.-
-Esta bien, nueve monedas de plata.-
-Oye chico acaso tu sabes lo que es un trueque, por que al lugar donde vas te ara mucha falta.-
-Siete monedas de plata y no se hable mas anciano, es usted muy enérgico para su edad.-
-Esta bien chico, pero espero que aprendas de esta lección si no mas adelante tendrás problemas. Tengo los huesos de hierro es algo natural, suerte en tu camino chico.-
-Gracias anciano, pff....-

Suspiraba de alegría al fin despues de pelear con aquel anciano había conseguido el mapa, ya tan solo tenia que prepararme y podría marchar a Zheroker.



Mis errores me hacen mas fuerte,pero cual es tu situacion Invitado, lógicamente morirás frente a mi hierro.
Arshen Belen
Arshen Belen

Mensajes : 47
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

La leyenda de una flecha fuerte [ Privada ] Empty Re: La leyenda de una flecha fuerte [ Privada ]

Mensaje por Arshen Belen el Jue Abr 18, 2013 4:40 pm

Continué caminando para conseguir llegar a un establecimiento donde poder conseguir comida y demás necesidades al entrar le pedí al encargado de dicha tienda que me diera lo necesario para el duro viaje. Después de que aquel amable señor me diera todo lo necesario lo guarde en mi bolsa y proseguí mi camino ya tan solo tenia que llegar a aquel rió, pero necesitaba algo con lo que hacer un trueque, mire haber que tenia en mi bolsa pero al parecer nada me serviría, necesitaba una cazuela o cualquier cosa de ese estilo para poder entrar. Vi a un vendedor ambulante me acerque y le pedí materiales de trueque, con lo que el me dio una cazuela y una sarten. Procedería a buscar el muelle donde lógicamente comenzaba el rió, conseguí llegar después de unas horas de andar, cosa a la que ya estaba acostumbrado, compre una barca con una moneda de oro y proseguí el camino por el río. Observando aquellas hermosas montañas que estaban a mis laterales el agua era prácticamente cristalina y brillaba con fuerza. Todo lo que me rodeaba era hermoso, el canto de los pájaros a mi alrededor cuando a lo lejos parecía haber otra persona en una barca encallada, supuse que seria el del trueque. Al acercarme lo suficiente para estar frente a frente prosiguió la conversación.

-Bienvenido a las puertas de la ciudad de Zheroker, como conocerá nuestras costumbres supongo, necesito algún material de trueque para dejarle pasar.-

-Si las conozco amable anciano tome, una cazuela nueva para dicho trueque.- Saque la cazuela de mi bolsa y se la entregue.

-Muchas gracias puede continuar y no se pierda estas aguas tienen varias direcciones, siempre es agradable ver a un forastero.-

Al escuchar esas palabras saque mi mapa y puse ojo avizor por si las moscas, no debía fiarme del todo de lo que rodeaba esta atento a cualquier cosa pensando en mis futuras aniquilaciones. Al abrir el mapa vi que era cierto lo que decía aquel anciano, había dos caminos pero por suerte yo tenia mi mapa, mientras observaba fijamente el mapa la corriente se iba poco a poco llevando mi barca. Justo a tiempo solté el mapa y cogí los remos con fuerza redirigí la barca para entrar por el camino correcto. Las montañas se habrían ante mis ojos dando paso a una ciudad hermosas, llena de verde y animales pastando por la zona. Impresionado por tales vistas con la boca abierta realmente impresionado todo rodeado por grandes montañas la ciudad no era demasiado hermosa ni llena de lujos pero era lo adecuado. Estaba orgulloso en una ciudad de cazadores podría aprender de ellos y sus costumbres.



Mis errores me hacen mas fuerte,pero cual es tu situacion Invitado, lógicamente morirás frente a mi hierro.
Arshen Belen
Arshen Belen

Mensajes : 47
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

La leyenda de una flecha fuerte [ Privada ] Empty Re: La leyenda de una flecha fuerte [ Privada ]

Mensaje por Arshen Belen el Jue Abr 18, 2013 8:31 pm

Al final llegue a una pequeña orilla donde atar la barca, baje de ella y camine por el muelle hasta llegar a las escaleras para subir a el pueblo/ciudad. No era para echar cohetes pero todo el mundo se ganaba la vida honradamente, unos cazaban otros cultivaban y demás. En esta zona tan solo vivían humanos para poder luchar contra las bestias tendría que buscarlas, ya estaba ansioso por degollar animales y asesinar a mi antojo. Ya deseaba ir a la montaña pero todavía no era lo suficientemente fuerte como para llegar hasta la cima. Así que tendría que esperar, decidí ir a buscar a los grandes cazadores a que me enseñaran sus artes en tiro con ballesta o lucha cuerpo a cuerpo. Pues eran prácticamente todos cazadores debían saber tales técnicas para la supervivencia en aquellos angostos parajes. Pero primero de todo tendría que conseguir encontrar un hostal en la zona para refugiarme, lógicamente en un sitio así tenia que haber hostal. Busque pero no lo encontraba, no quería preguntar pues todos me miraban con cara extraña era un forastero y en mi mapa no salía nada de ningún hostal. Después de dar muchas vueltas por la zona vi el cartel, me dirigí a la puerta de aquel hostal que no olía precisamente bien. Abrí la puerta con decisión a pesar de aquel olor que me dejaba perturbado, mire al posadero con una cara de mala “leche”.

-Disculpe posadero, deseo una habitación pero que no tenga los olores de la entrada.- Dije muy seriamente.

-Tranquilo señor la sirvienta esta enferma por lo que, no se limpia esta zona.-

Le mire con mala cara, mientras le seguía para que me guiara hasta mi habitación, subimos las escaleras y aquello no parecía mejorar demasiado. Me dejo en la puerta y me dio la llave le lance un par de monedas de plata, como pago por la habitación.

-Eso por la habitación, ¿ Aquí sirven comidas y cenas ?.- Dije girándome antes de que el posadero bajara las escaleras.

-No aquí no las servimos tendrá que ir a la taberna de enfrente.-

-Vale gracias.-

Entre en mi habitación me senté en la cama saque algo de comida de la bolsa y comí tranquilamente, mientras pensaba que haría después si marchar a buscar la base de entrenamiento de Zheroker o bajar a la taberna a echar un trago. Lógicamente me decante por ir a la taberna tenia ganas de echar un trago y quedarme tranquilo. Abrí la puerta baje las escaleras y salí por la puerta sin apenas mirar al posadera para dirigirme directamente a la taberna. Pues no tenia mejor olor que la posada ni por asomo, aquello olía a borracho y a pis a una distancia muy notable. Entre de todas formas pues queria beber, la taberna no estaba muy llena había poca gente y no parecía que tuvieran muchos forasteros. Nuevamente esas miradas de desconfianza y odio tan solo por no pertenecer a sus tierras.



Mis errores me hacen mas fuerte,pero cual es tu situacion Invitado, lógicamente morirás frente a mi hierro.
Arshen Belen
Arshen Belen

Mensajes : 47
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

La leyenda de una flecha fuerte [ Privada ] Empty Re: La leyenda de una flecha fuerte [ Privada ]

Mensaje por Arshen Belen el Vie Abr 19, 2013 12:46 am

Excepto dos personas que estaban al fondo que no prestaban atención a nadie, parecía que estaban hablando sobre algo importante estaban al fondo y hablando en voz baja. Era un tanto sospechoso, los demás tan solo miraron y continuaron con lo suyo. Yo me senté en una mesa que había al lado en la izquierda con un par de sillas mientras pedí una cerveza. Estaba calculando cualquier detalle, ya tenia mi plan pensado correctamente, me juntaría a esos necios les preguntaría que camino deseaban llevar y intentaría obligares a venir conmigo a cazar la bestia. Tenia que hacerme fuerte para llegar a la cima de la montaña del dragón azul, pues no era lo que en la cima me esperaba si no el enfrentamiento durante el camino seria lo que me podría matar si iba solo, pues tenia que hacerme mas fuerte. Después de todo aquello que se me pasaba por la cabeza en un momento, se acerco el tabernero a preguntarme que queria. Lógicamente pedí una cerveza.

Mientras bebía tranquilamente pensaba que les diría a los caballeros de mi lado cuando fuera dispuesto a contarles mi idea, tan solo los queria usar de cebo para hacerme mas fuerte y regresar. Para nuevamente volver y conseguir superar todos los obstáculos para llegar a la cima. Así que me bebí mi cerveza me levante de la silla y me senté a su lado, uno estaba a la derecha y el otro a la izquierda. Sin pensármelo dos veces para que no creyeran que era un enemigo les dije.

-Buenas señores soy Arshen, no hace falta que sepan mas, no soy ningún enemigo tan solo deseo invitarles a una aventura, ¿ Están dispuestos ?.-

-Cuéntanos, según lo que nos digas, si consigues convencernos iremos contigo pues mi compañero y yo también tenemos pensado ir.- Dijo el de la derecha.

-Somos Frain y Bonduel.- Dijo el de la izquierda.

Al fijarme en ellos la verdad es que se parecían bastante uno tenia la cara achatada y un poco fuerte este era Frain, Bonduel sencillamente parecía no estar en muy buena forma pero su cara era prácticamente idéntica al otro tenían los mismo rasgos. Las orejas de soplillo, los ojos un poco mas separados de la nariz, que en una persona normal y una boca enorme. Con un pelo en forma de seta, medio rubio las raices eran oscuras. Ambos dos parecían muy amables y por las pintas que tenían no parecían ser de Zheroker. Sin duda me dispuse a preguntarlo.

-¿ Disculpad sois de por aquí ?, ademas parecéis hermanos.-

-No somos de por aquí, venimos de muy lejano.- Dijo Frain.

-Pero si somos hermanos, cuéntanos tu historia y contaras con nuestras armas.- Dijo Bonduel.

-Mirad por lo que tengo entendido cerca de esta ciudad hay una montaña con un dragón en su cima, el cual es pacifico y si aciertas uno de sus acertijos tendrás un arma mas poderosa, pero para poder llegar tienes que enfrentarte a un camino de dragones y demás criaturas por el camino. A pesar de ser dragones son mas estúpidos que el de la cima, pero hay que tener cuidado. Si conseguimos llegar seremos mas poderosos que antes y tendremos una historia que contar. ¿ Estáis conmigo ?.- Dije en un intento de traerles a mi trampa, para que se unieran a mi causa y dejarlos morir.

-Nos unimos a ti, sin dudarlo.- Dijo Frain para luego terminar la frase Bonduel, como si estuvieran conectados.



Mis errores me hacen mas fuerte,pero cual es tu situacion Invitado, lógicamente morirás frente a mi hierro.
Arshen Belen
Arshen Belen

Mensajes : 47
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

La leyenda de una flecha fuerte [ Privada ] Empty 5 - 10

Mensaje por Arshen Belen el Dom Abr 21, 2013 2:31 am

Ya me encontraba con mis dos nuevos secuaces recientemente conseguidos, a base de inspirarlos a conseguir un poder mayor para la batalla que nos esperaba. Frain y Bonduel esos eran los nombres de las personas que me acompañarían en esta aventura para conseguir llegar a la cima de la montaña, todo parecía sencillo pero el viaje todavía no había comenzado y eso nos ponía las cosas difíciles. Teníamos que salir de aquella taberna y disponernos para el viaje de inmediato no podíamos perder mas tiempo con banalidades. Así que me dispuse a informar a mi nueva banda de cuales serian los siguientes pasos, en nuestra descabellada misión.

-Vale chicos esto es así de sencillo, tenemos que prepararnos por lo que yo se la cima no esta muy lejos, pero la cima no es el problema, sino los monstruos que le camino nos depara, por lo que debéis estar preparados, ¿Qué tipo de armas usáis?.-

-Yo tengo un hacha y un escudo.- Dijo Frain.

-Yo soy arquero y muy bueno debo añadir, no te preocupes tu espalda estará bien protegida.-

-Vale entonces contamos con un buen equipo, por lo que sabemos nos esperaran dragones, goblins y demás temibles criaturas que no se nombrar o que sencillamente no están calificadas.-

-Eh, no he entendido nada de lo que ha dicho.- Dijo Frain.

-Cállate Frain tu nunca te enteras de nada, siempre estas en tu mundo de pajaritos.-

-No te metas conmigo Bonduel sabes que mama, cuando me dio a luz me di en la cabeza así que no es culpa mía.-

-Ya, ya eso decía mama.-

-Dejad de discutir, bueno entonces esperaremos a mañana para partir todos juntos, esta noche beberemos, disfrutaremos luego a la posada y a descansar hasta el día siguiente.-

La noche se hizo mas larga de lo que parecía, a pesar de ser tan estúpidos ambos dos eran buenos bebedores y compañeros. Después de aquella larga noche alcohólica me levante por la mañana cansado y un poco resacoso pero con ganas de partir. Hoy era el gran día, engañar a esos bobos no había sido tarea difícil ya solo venia la peor parte. Mantenerlos juntos y sin que estuvieran haciendo el idiota, yo era el cerebro de toda aquella operación y tan solo tenia pensado sobrevivir yo. Ellos serian las presas de los animales que nos esperaban me servirían para hacerme mucho mas poderoso, era lo que siempre había soñado y continuaba haciéndolo. Aquel dragón tendría que darme el poder o se lo sacaría a golpes, ademas yo tenia intelecto no me seria difícil responder un acertijo y si lo era siempre me quedaban las espadas que me valían como segunda opción. Todavia no estaba seguro de si era una buena idea traer a aquel par de idiotas a la batalla, pero no me quedaba remedio no tenia pensado ir yo solo a enfrentarme a temibles bestias. Todo lo sabríamos de aquí poco, ya me había levantado lavado la cara vestido y preparado me puse mi capucha revise mis armas y salí a buscar al par de inútiles de Frain y Bonduel.



Mis errores me hacen mas fuerte,pero cual es tu situacion Invitado, lógicamente morirás frente a mi hierro.
Arshen Belen
Arshen Belen

Mensajes : 47
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

La leyenda de una flecha fuerte [ Privada ] Empty Re: La leyenda de una flecha fuerte [ Privada ]

Mensaje por Arshen Belen el Dom Abr 21, 2013 9:23 pm

Como era de suponer estaban en la taberna cosa lógica, no se que hacían allí sabiendo que hoy empezaba nuestro viaje, pero menos mal que uno de ellos tenia cerebro. Al entrar los vi donde estaban el día anterior, la gente aun me miraba con cara de odio y desconfianza pero ya estaba empezando a acostumbrarme. A pesar de que me entraban ganas de matarlos a todos rebanarlos y hacer me un filete de mediocridad con una pizca de suciedad. Pero tenia que mantenerlas formas no podía llamar la atención estaba en un lugar desconocido para mi y alejado de la mano de dios de mi casa. Tenia que comportarme bien, aun que esos idiotez me sacaran de quicio ahora tan solo tenia que encontrar el camino mas seguro y marchar a la montaña. Levante la mirada, mientras todos me observaban en el bar y dije.

-Frain, Bonduel venid aquí , nos vamos a la montaña.- La gente del bar cambio su mirada, con forma extrañada y impresionados. Aquellos dos se levantaron del fondo de la taberna y vinieron hacia la puerta donde yo me encontraba.

-Ya estamos aquí señor.- Dijeron a la vez Frain y Bonduel.

-Seguidme, emprendamos la marcha.-

Ellos me seguían a mi y yo tampoco sabia de cierta manera a donde me dirigía, pero aun tenia mi mapa. Ya apenas recordaba que lo tenia encima, menos mal, un mapa de toda la zona y estando perdido la verdad es que me venia bastante bien. La verdad es que la montaña se encontraba bastante lejos había unos dos días a pie, tendríamos que para a descansar en algún sitio para luego continuar nuestro camino. Había varios peligros por el camino según tenia entendido un dragón que no se podía esquivar y que se hallaba en mitad del paso el cual no se podía rodear. La entrada a la montaña estaba situada entre dos montañas de las cuales solo se podía pasar por el medio, así que no nos quedaría mas remedio y lógicamente por aquel paso me esperaba lo peor. Aun que con el peso de Frain y Bonduel no sabia si llegaría pues aquellos no hacían mas que discutir, me dispuse a explicarles lo que mas adelante nos esperaría.

-Haber idiotas tenemos que seguir este camino hasta un desvió, ese nos llevara a rodear una montaña y luego tendremos que seguir recto un día. Para luego conseguir llegar al paso de la montaña.-

Yo cuando estas palabras salían de mi boca, ya sabia que apenas llegaríamos a pasar la montaña pues allí nos esperaban los dragones. Ellos iban tan orgullosos de si mismos como cualquier otro, tan estúpidos sin saber lo que adelante les esperaba, mis remordimientos desaparecían poco a poco cada vez dando mas igual su suerte.

Todos estos tiempos me recordaban a mi padre en sus entrenamientos, cuando me decía como debía blandir mi espada luchar con mi ballesta. Ellos eran estúpidos parecidos a mi cuando tenia 15 años, igual de lentos y poco atentos. Había mejorado tanto desde entonces ahora si que era un verdadero mercenario asesino a sangre fría, todo lo que yo había llegado a soñar.



Mis errores me hacen mas fuerte,pero cual es tu situacion Invitado, lógicamente morirás frente a mi hierro.
Arshen Belen
Arshen Belen

Mensajes : 47
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

La leyenda de una flecha fuerte [ Privada ] Empty Re: La leyenda de una flecha fuerte [ Privada ]

Mensaje por Arshen Belen el Dom Abr 21, 2013 9:44 pm

Aquellos dos iban a su aire dando se golpees y riéndose mientras yo pensaba en mi pasado. Mis anteriores aventuras, violaciones aquello que me hacia tan feliz que me hacia sentir lleno vivo de nuevo, pensaba si esta aventura conocería alguna dama y la profanaría. Pero ese no era mi objetivo, aquellos dos apenas estaban atentos a lo que les decía así que supuse que estaban de acuerdo con mi idea, tampoco es que ellos fueran muy listos. La noche empezaba a caer estábamos a pocas millas del desvió y entre montañas, estar allí no era seguro cualquier cosa nos podía acechar desde arriba o nos podían rodear fácilmente teníamos que encontrar algún refugio para pasar la noche. Se avecinaba una tormenta se podía respirar en el aire, las rocas de alrededor temblaban y estaban resentidas a la vez que la tierra. Prácticamente todo lo que nos rodeaba era espeluznante, así que saque una de mis vendas cogí un palo y le enrolle la venda.

-Rápido encended un fuego y prendamos la antorcha, hay que buscar un lugar para el refugio seguramente cerca de aquí allá alguna cueva, daos prisa.- Ellos siguiendo mis palabras, buscaron madera para encender un fuego mientras yo me fijaba en los alrededores, había algo que me olía mal.

-Ya esta señor, hoguera encendida.- Puse el palo con las vendas sobre el fuego para que se avivará.

-Rápido apagad el fuego antes que alguien desde las montañas pueda vernos.- Aquellos dos idiotas apagaron el fuego rápidamente, mientras yo me fijaba en los alrededores para encontrar una cueva o algo parecido.

En efecto tanto insistir vi una cueva no muy lejos solo que habría que escalar un poco, como era de suponer aquel par de inútiles no sabia escalar por lo que tendría que subir yo y tirarles una cuerda. Empecé a escalar mientras ellos mantenían viva la antorcha arriba, las piedras estaban un poco sueltas y resbalaban pronto llovería así que me tenia que dar prisa. Cuando conseguí llegar a la cueva les tire la cuerda para que subieran, primero Frain y luego Bonduel. Seguidamente uno de ellos debía de subirme la antorcha, cosa que hicieron por una vez gracias a mi inteligencia de dejarla al lado de la cuerda. Todos preparamos las camas para echarnos dentro de aquella cueva angosta y oscura.

-Montad las camas Frain y Bonduel, yo voy a revisar la cueva ya que por estas zonas no sabemos que puede haber.-

-Si señor.- Dijo Frain con una sacudida de cabeza a su vez.

Cogí la antorcha dejándoles apenas un trozo de madera como luz y marche a ver que podía encontrar por aquella cueva por encima a penas parecía haber nada, cuanto mas adentrabas mas bajaba el techo de la cueva. Así que llegue a un punto en que no podía bajar decidí darla por segura y regresar con ellos para descansar hasta el día siguiente, pues aun nos quedaba un largo camino por delante mas de lo que parecía. Pues tendríamos que rodear la montaña cosa que no seria fácil y de la que no saldrían ellos lógicamente, mientras yo pensaba en la aniquilación de algún dragón.



Mis errores me hacen mas fuerte,pero cual es tu situacion Invitado, lógicamente morirás frente a mi hierro.
Arshen Belen
Arshen Belen

Mensajes : 47
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

La leyenda de una flecha fuerte [ Privada ] Empty Re: La leyenda de una flecha fuerte [ Privada ]

Mensaje por Arshen Belen el Dom Abr 21, 2013 10:13 pm

Se escuchaban ruidos extraños por el exterior de la cueva, parecía el silbar del viento en las ramas de los arboles. Aquel par de inútiles roncaba como si nada pasara, tranquilamente durmiendo en un momento así me alegraba ver su tranquilidad como si nada sucediera. Cerré los ojos poco a poco hasta quedar completamente dormido el cansancio podía conmigo, aquella caminata para llegar hasta el desvió me había dejado cansado. No sabia por que pero soñaba con aquel dragón y nuestro encuentro, estaba ansioso por conseguir mas poder aquello ocupaba mis pensamientos. Al despertar no vi a aquel par de idiotas las camas ya no estaban ni ellos tampoco, oía ruidos extraños en el interior de la cueva así que me fui a investigar que demonios sucedía. Aquellos dos se habían despertado antes que yo, eso me sonaba raro las camas no estaban y a mi me habían dejado durmiendo no tenia mucho sentido. Pensé por un segundo y mire mi bolsa rápidamente el mapa no estaba, aquellos dos idiotas me habían engañado, a mi, esto no podía estar pasando esos inútiles me habían robado y se habían marchado. Salí rápidamente al borde exterior de la cueva y la cuerda ya no estaba, tenia un cabreo impresionante así que descendí de la cueva escalando para buscar a aquel pal de traidores y hacerles pagar. Llegue al suelo y eche a correr para alcanzarles tenían mi mapa y lo necesitaba, aquel viejo me había echo luchar por el y esos dos inútiles no me lo iban a quitar y salirse con la suya.

Por lo menos tenia memorizado el camino hasta el desvió, eso me daba algo de margen hasta poder cogerlos conociéndolos no creí que fueran muy rápidos. No podía creerme lo que pasaba, aquel par de inútiles me la había jugado cuando yo intentaba engañarlos a ellos pero me salió mal, me habían utilizado para conseguir un mapa exacto de la montaña y sus escondrijos. Saque mis espadas y corrí lo mas rápido que pude hasta llegar al cruce a penas parecía que se pudiera pasar por allí, había carteles con símbolos de peligro por todas partes, pero según el mapa ese era el camino mas corto hasta el interior del camino hacia la montaña. Sin duda aquellos dos habían pasado por allí habías huellas frescas de pasos lo que quiera decir que habían pasado por allí a penas hacia una hora, aun tenia la oportunidad de cogerles.

La ira me recorría el cuerpo no tenia que haberme fiado debía haber escondido mis cosas, siempre me pasaba lo mismo tomaba un poco de confianza y me la jugaban. Cuando los encontrara los iba a destripar como a dos pollos, les iba a quitar la piel acuchillarles y aniquilarlos. Los haría sufrir poco a poco, haría que Frain viera como moría Bonduel o al contrario ya me daba igual. Continúe corriendo hasta que escuchaba sus voces al fondo podía ver una pequeña luz al final del desvió, ya casi los tenia estaba ruborizado. Ya sentía su dolor y ansiedad por mis cuchillos en sus caras.



Mis errores me hacen mas fuerte,pero cual es tu situacion Invitado, lógicamente morirás frente a mi hierro.
Arshen Belen
Arshen Belen

Mensajes : 47
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

La leyenda de una flecha fuerte [ Privada ] Empty Re: La leyenda de una flecha fuerte [ Privada ]

Mensaje por Arshen Belen el Lun Abr 22, 2013 12:11 am

Al llegar al final de la luz descubrí que no era el final del camino, ni que ellos estuvieran delante si no que había dos caminos por lo cual ellos habían entrado solo por uno, no creo que fueran tan estúpidos de separarse las huellas ya no estaban por lo que me tenia que guiar por mi instinto. Escuchaba sus voces pero no sabia de que lugar exactamente venían lo que quería decir que no tenia que guiarme por ellas, así que , que camino debía seguir el de la izquierda o el de la derecha. Al final por la brisa del aire me decante por el de la izquierda, a partir de aquí al ver que la cosa se complicaba guarde mis espadas y saque mi ballesta. La cargue para a medida que fuera avanzando fijarme en todos mis alrededores, pues no fiaba nada de esta zona. “Era algo parecido a un túnel entre montañas pero no con un techo cerrado, pues podía entrar la luz por la parte superior. La piedra era blanca y las paredes mugrientas con telarañas por los techos y demás. El suelo era arenilla y piedras pequeñas por lo que caminar no era una dificultad.” Frió y calculador fui avanzando poco a poco hasta llegar a una explanada la cual era un circulo de unos 20 metros que tenia tres caminos para seguir ahora si que me sentía perdido. El mapa estaba pensado para poder atajar por todos estas zonas sin perderse ya que el camino a la montaña no estaba a la simple vista de cualquiera, si no miles de personas ya lo habrían intentado, en estos momentos la suerte no estaba de mi parte.

Estaba indeciso no sabia por que lugar de aquellos túneles tirar y cuando menos me lo esperaba llego mi golpe de suerte del túnel del centro escuche unas palabras.

-Ororicosarmas.-

Sin pensármelo dos veces decidí a adentrarme por aquel túnel sin mirar atrás agachado avanzando poco a poco con mi ballesta en las manos. Cuanto mas me acercaba podía escuchar con mas claridad sus conversaciones, sin duda eran Frain y Bonduel. Ahora disfrutarían de los tiros certeros de mi ballesta y el dolor de esta misma. Al llegar al final del estrecho y oscuro túnel, pude ver una explanada de unos 10 metros repleta de riquezas, espadas y armaduras impresionantes. Lo primero que pensé era que yo no tenia nada para cargar todo aquello por suerte ya sabia que estaba allí asi que algún dia podría volver a por ello, lo cual no quitaba que pudiera coger algunas monedas de oro. Salí del túnel y me escondí detrás de una de las múltiples montañas de monedas de oro, apuntando perfectamente a la pierna de Frain. Sin pensármelo dos veces dispare mi ballestazo, dándole de lleno en la rotula de la rodilla. Aquel chillaba llamando a su hermano mientras decía. Mi pierna! Mi pierna! , me ha destrozado la pierna, decía sin para el hermano tan estúpido como el otro corrió a socorrerle. Yo aproveche para recargar y dispararle al otro en la otra pierna, aquel había descubierto mi posición. Gracias a un espejo con un marco de oro que tenia enfrente me había visto asomar tras la montaña de monedas, aquel puso su escudo por delante y desenvaino su espada dirigiéndose hacia la montaña donde yo estaba. Guarde mi ballesta, saque mis espadas dispuesto a vengarme de todo lo que acababa de suceder y de paso llevarme alguna riqueza.



Mis errores me hacen mas fuerte,pero cual es tu situacion Invitado, lógicamente morirás frente a mi hierro.
Arshen Belen
Arshen Belen

Mensajes : 47
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

La leyenda de una flecha fuerte [ Privada ] Empty Re: La leyenda de una flecha fuerte [ Privada ]

Mensaje por Arshen Belen el Lun Abr 22, 2013 1:24 am

Frain se acercaba a mi con su hacha y su escudo, yo tenia mis dos espadas preparado para atacar. Bonduel estaba sollozando de dolor por mi flecha en su rodilla, pero aun tenia las manos libres y podría dispararme alguna flecha para defender a sur hermano así que tendría que esquivar a Frain y matar a Bonduel. Tendría que saltar la montaña de monedas en la que estaba dirigirme a su hermano para dejarle sin la cabeza, así disfrutaría del dolor de Frain y consumiría mi venganza. Sin mas esperar mientras pensaba mi táctica en unos momentos salte la montaña, rodee por el suelo tan rápidamente como para llegar donde estaba Bonduel con el virote clavado y ahora podría matarlo.

-Os voy a matar por robarme el mapa, le voy a cortar la cabeza a tu hermano ¡Bastardos!.-

Acto seguido su hermano me miro rápidamente mientras mi espada iba hacia su cuello, para seccionarlo rápidamente sin apenas parpadear, su cabeza rodaba por el suelo y un gran chorro de sangre salió de lo que quedaba de su cuerpo. Su hermano grito como loco y vino a por mi.

-Te voy a matar basura, ¡Mi hermano!.-

El corría como un loco con el escudo protegiéndose el pecho, a penas se le veía la cara lo único que tenia para poder atacar eran sus piernas el se dirigía a mi, y nos separaban unos 5 metros. Yo pensé en girar hacia la derecha para volver a la montaña de monedas y sacar mi ballesta a tiempo así que rodee y seguidamente guarde mis espadas desenfunde la ballesta mientras corría. Puse una flecha y me gire mientras el venia detrás de mi, me tire al suelo, dispare mi ballesta hacia su pie dándole de lleno. Se quedo clavado pero este no hizo como el otro, chillo durante un segundo me miro con mala cara y se arranco la flecha, para continuar hacia mi. Me quedaba poco espacio para recargar la ballesta así que saque una espada para poder defenderme de sus ataques. Daba golpees en vertical y horizontal repetidamente mientras se los paraba, pensé en mis hojas ocultas el no sabia que las tenia, así que me puse la anillas en la mano derecha y mi espada en la izquierda. En su siguiente golpe vertical, buscando un agujero en su defensa conseguí darle en las costillas y atravesarlas unos 30 cm. El callo al suelo en un instante, tan solo un parpadeo y se desplomo.

-Me vengare de ti, malditas sea.-

Para después suspirar con rapidez, yo alegre por consumar mi venganza busque mi mapa en sus cuerpos, mientras estaba distraído Frain en un ultimo achaque por defenderse me atravesó el hombro con su espada para seguidamente desplomarse y morir. Busque entre sus cuerpos mi mapa para finalmente encontrarlo entre las cosas de Bonduel del que a penas quedaba nada. Yo estaba mal herido del hombro, y me costaba moverlo a penas podría defenderme por lo que tendría que volver a la ciudad a que me curaran, tampoco era una herida muy grave. Mientras me vendaba la herida, vi una cota de malla brillante deslumbrarme la cara entre todas aquellas reliquias, sin dudarlo la cogí, tenia una inscripción en ella " Perteneció al ojo esmeralda ". Este había sido uno de los grandes cazadores y asesinos de dragones de hacia muchos años, se había estado buscando su tesoro desde hacia mucho tiempo y yo había dado con el por casualidad. Al ponerla vi que a penas pesaba unos 4 kg, esta cota de malla no tenia que ser obra de los humanos tenia unos detalles impresionantes y estaba muy bien echa. Me guarde unas monedas de oro por si en algún momento las fuera a necesitar y me marche de allí con mi mapa para nuevamente volver a por el dragón. Solo que esta vez no abría errores, estaría todo muy claro, regrese a la ciudad a curar mis heridas.



Mis errores me hacen mas fuerte,pero cual es tu situacion Invitado, lógicamente morirás frente a mi hierro.
Arshen Belen
Arshen Belen

Mensajes : 47
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

La leyenda de una flecha fuerte [ Privada ] Empty Re: La leyenda de una flecha fuerte [ Privada ]

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.