Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» La fuga (priv. Calígula) [Phonterek]
Ayer a las 12:56 am por Calígula

» El secuestro de Gr´olKos "El clan cuchilla sangrienta"
Sáb Dic 16, 2017 3:30 pm por Lilith Schwarz

» [Evento] Los Cuentos Perdidos de Noreth
Sáb Dic 16, 2017 10:57 am por Lamb

» Buenas
Vie Dic 15, 2017 3:27 pm por Balka

» A Hope's Tale
Jue Dic 14, 2017 10:56 pm por Gar'Shur

» Anhouk, la forjadora
Jue Dic 14, 2017 9:33 pm por Bizcocho

» Demonología: Adulterium [+18]
Mar Dic 12, 2017 10:23 am por Envidia

» Aulenor Abe
Dom Dic 10, 2017 6:33 pm por Bizcocho

» - Apocalipsis now -
Sáb Dic 09, 2017 10:11 pm por Balka

» Una mala decisión
Sáb Dic 09, 2017 1:56 pm por Bizcocho

» Calígula, el demonio del mar
Sáb Dic 09, 2017 1:13 am por Calígula

» Aracnofobia [Campaña]
Vie Dic 08, 2017 10:27 pm por Vanidad

» Un paseo inesperado [Priv. Celeste Shaw]
Mar Dic 05, 2017 10:06 am por Celeste Shaw

» Locuras en Santa Timotea para Jóvenes Azuzables [Priv. Eudes]
Sáb Dic 02, 2017 9:26 pm por Isarika Endier

» The Shining of a Thousand Suns (Privada)
Miér Nov 29, 2017 6:51 pm por Vanidad




Cuentos de Noreth
Cuentos de Noreth Cuentos de Noreth Cuentos de Noreth

Las afiliaciones hermanas se hacen por invitacion de nuestros administradores hacia otros Admins de los foros que decidamos, o por invitaciones de ellos hacia nosotros, sin embargo nos reservamos el derecho de admision de estas mismas pues seran solo una limitada cantidad y minima. Para mayor informacion acuda a la sección de Afiliaciones


Fuerza oculta, hielo plateado, veneno carmesí y bella libertad

Página 6 de 10. Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9, 10  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: Fuerza oculta, hielo plateado, veneno carmesí y bella libertad

Mensaje por Kurato el Mar Nov 29, 2011 10:47 pm

-Maltita zorra…acabare con tigo, te exterminare junto con tu querido amigo despreciable- murmuro mientras sus largos dedos rodeaban la lanza que clavada en su hombro le llenaba el brazo de su propia sangre, la aferro fuertemente y de un solo tirón fuerte y decidido la saco salpicando la sangre y arroja aquella arma a los pies de su dueña en un gesto de desprecio.

Ahora mismo su parte más bondadosa se hallaba oculta por ese inmenso dolor que le invadía, perdía sangre en grandes cantidades, no estaba en situación de seguir peleando, tenia suerte de no haber acabado muerto ya como todos los presentes lo que cualquiera le recomendaría seria largarse de allí a su cada o alguna posada a que le venden ese hombro y descansar durante el tiempo que durase aquello, si Zatki e fijaba bien casi podía lograr ver el hueso de aquel ser, la lanzada había sido fuerte, atravesó todo el hombro desviándose ligeramente por el hueso pero atravesando toda su carne y llegando a aparecer por el otro lado.

Ni pareció inmutarse por el grito de la raptora dio golpeando al árbol y conforme sus palabras resonaban en el aire en su mente lo hacían sus respuestas a aquellos alimentadas por el odio extra que había traído consigo aquel accidente con la lanza.
-No me importa, no me importa que el mundo me odie solo me importa que me deje cumplir mi anhelo y que no me moleste después en mi paz por que si no todo el mundo será mi enemigo…- n esos momentos en su cuerpo ardía con suficiente intensidad la ira para de verdad hacer aquello, -¡no pienso unir fuerzas con Veluzi! no tengo necesidad de ello…- se grito a si mismo, -raptora débil…- murmuro, ya había visto sus armas, pensó que podría aprovecharse del cansancio de Veluzi y el de Zatki pero no pudo ser.

Antes de que pudiera reaccionar unas bombas de humo somnífero cayeron a sus pies reventando y empezando a distribuir por aquel bello paisaje ese veneno especial que fue llenando las heridas y pulmones del reptil carmesí que callo al suelo tratando de mantenerse inútilmente en pie, a trabes del humo en sus últimos segundos esforzándose por respirar oyó una voz que hablaba confusamente y a trabes del humo vio dos sombras altas y como cualquier fiera herida ataco.

Se lanzo con toda la fuerza de que fue capaz de entre el humo a por el primero, callo sobre el agarrándole fuertemente la cabeza entre las manos y usando la fuerza que le quedaba tras aquella explosión de humo clavo sus garras en la piel las deslizo para abajo apretando como podía hasta que al final le arrancase la cara siempre y cuando no pasase algo o calculase mal el golpe.

Después salto de aquella y fue a por la otra, trato de realizarle otro golpe pero el gas le hizo efecto mucho antes y callo, se desplomo sobre el como una enorme, pesada y venenosa manta sorbe el cazador que por su bien espero que llevase una cierta cantidad de ropa por que si no hasta que se lo quitasen su piel ardería en dolor a causa del veneno.


Kurato, oscuro caballero carmesí



Entrometete en mis asuntos y moriras, preguntame y mueres, no me respondas y dejaras de respirar, atacame y te desangraras, ni me retrases ni me des falsas pistas ni me traiciones porque entonces te reducire a una amorfa y sanguinolienta masa de carne y huesos pero sobretodo, ni se te ocurra mirar a Sofia por que entonces saborearas los nueve círculos del infierno en cada cacho de tu piel.

Sentimientos, palabras y personas que te hacen cambiar una vida entera y que tus viejas metas se combiertan en polvo bajo el deseo de estar con ellos.

http://www.cuentosdenoreth.com/t251-veneno-perpetuo#1760
avatar
Kurato

Mensajes : 86
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Fuerza oculta, hielo plateado, veneno carmesí y bella libertad

Mensaje por Veluzi Gedber el Mar Nov 29, 2011 11:11 pm

Cada una de sus palabras caían en el cuerpo del raptor con gran fuerza, después de que saliese del agua casi arrastrándose por el fango y luciendo una bonita colección de cortes de diverso tamaño por cortesía de Kurato y a pesar de todo y del enorme desahogo que había sufrido al terminar aquella lucha del oído que corrompía sus entrañas poco antes aun albergaba ira en su interior, no ira contre su enemigo rojo por haberle perseguido y casi matado en muchas ocasiones que aun faltaba para que saliese a relucir si no más bien el odio hacia el por que hizo daño o al menos trato de hacerlo a Zatki, aun no sentía que había cumplido su palabra de protegerla.

Un jarrón de agua fría es poco, le golpearon como un glaciar, como si su animo de lucha ardiente y fuerte momentos antes se hubiese visto sumergido en el más frío de los mares en aquellos momentos si Kurato quería pararía de luchar, no podía permitirse ver a su amiga en aquel estado, si ella se rendía el también lo haría, en esos momentos todo lo que quería era rodearla con sus brazos e irse de aquella zona maltita hacia algún lugar donde descansar y reponer sus heridas, cosa que aun tardaría en llegar.

En cuando su amiga callo en aquella red y aquel que era su mayor rival callo en aquel humo, pero especialmente ver a su amiga atrapada y sufriendo de tal manera…algo cambio en su corazón, apenas pudo oír lo que decía la cazadora, solo vio a dos hombres precipitándose hasta el.

Vel corrió hasta su hacha del suelo la cual no se hallaba muy lejos y no tardaría mucho en cogerla, apenas unos segundos, al primero lo recibió con un fuerte corte en la cintura, literalmente lo partió en dos por ese punto, pero antes siquiera de que pudiese su torso caer o sus piernas ceder al muerto impulso de la carne siguiendo el movimiento su filo volvió a descender en vertical esta vez no le secciono en dos desde una punta a otra de la cintura si no desde la coronilla hasta la rabadilla y ahora si callo al suelo cortado en cuatro grandes trozos mientras sus órganos se desparramaban por el lugar y su sangre llegaba al lago, Vel respiraba agitadamente una furia ciega como nunca antes vio le hacia permanecer en pie.

Manchado completamente de sangre cambiando su color plata habitual por el tono carmesí de la sangre que entre la suya y la de sus victimas recubría casi todo su cuerpo inspiro hondo y lanzo un rugido al aire moviendo mientras lo ejecutaba la cabeza de lado a lado, un rugido de pura ira que salía haciendo temblar la atmosfera del lugar y demostrando que en aquel momento ese reptil bueno y compasivo, amable y valeroso se había convertido en una autentica bestia, un animal salvaje que solo deseaba matar aunque fuese solo para proteger a su amiga.

Una vez hubo acabado le lanzo el hacha a la cazadora y sin perder tiempo en esperar si daba o no corrió hacia el otro tipo, sus fuertes garras se hundieron en su pecho y cadera agarrando fuerte el hueso, lo levanto y comenzó a empujar en direcciones contrarias con clara intención de partirlo en dos, pero si no funcionaba de aquella forma simplemente le dejaría caer al suelo y le aplastaría la cabeza con el pie.

No presto atención a los demás cazadores, corrió hacia donde estaba Zatki y la cazadora y trato de embestirla, solo para apartarla de aquella persona que para el tanto significaba.
Se agacho corriendo hacia ella y solo atino a decir unas pocas palabras antes de hacer lo que tenia que hacer, -tranquila pequeña, todo saldrá bien, te lo prometo…toma, bebe un poco…- le dijo a prisas antes de juntar sus labios con los de ella, en aquel beso no había pasión era básicamente para transmitirle parte de su liquido energético a ella que lo necesitaría, aunque al principio fue solo para eso un poco antes de levantarse para volver a atacar a ala cazadora por alguna razón sus labios se empezaron a mover lentamente.


Veluzi, plateado paladin de hielo.


Detras de mi un demonio, a mi lado un ángel y delante una vida, ¿tendra fin mi viaje y mis preguntas respuesta?

El demonio encontró un tesoro sin buscarlo, el mio lo encontré bajo el agua.

http://www.cuentosdenoreth.com/t125-un-nuevo-veluzi
avatar
Veluzi Gedber

Mensajes : 275
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Fuerza oculta, hielo plateado, veneno carmesí y bella libertad

Mensaje por Zatki el Mar Nov 29, 2011 11:33 pm

Las palabras de Kurato… a Zatki le parecieron dolorosas. Kurato estaba solo… y como ella, solo quería la paz. Habría respondido de no ser por los acontecimientos y porque ahora se encontraba maniatada bajo esa red, Zatki se agito nuevamente al ver y oír a la cazadora. Eran presas… con que por eso se sentía mareada. El metal enano y elfico eran bastante malos para ella, aun tenia fuerzas para luchar.

De pronto, el veneno hizo efecto tarde y Kurato mataba a un cazador, cayendo como peso muerto sobre otro, que comenzó a gemir debido a lo que ardía su piel. –Venenoso…- murmuro la cazadora sin sorpresa. Suspirando, silbo, otros tres hombres salieron, con guantes en las manos y quitaron a Kurato de encima, al mismo tiempo, veluzi partía en cuatro a uno de sus hombres, al otro lo partió en dos, gritando este de dolor. Malditos, malditos lagartos, mataron a tres de sus hombres en un santiamén… les costaría caro, realmente caro.

Por si fuera poco, el plateado lanzo el hacha hacia ella. Sin problemas lo esquivo, no por nada Cassandra era mortal y peligrosa, hábil en la lucha. Observo como el reptil salía sobre la presa atrapada y la besaba… ¿acaso quería probar que era el macho alfa? Para ella, esos tres solo eran lagartijas supe desarrolladas y nada mas. Les dejo un momento, separándose de ellos.

Zatki miro con horror la matanza que Veluzi hacia por ella. Aun desde el suelo, sus ojos se llenaron de lágrimas al ser cubierta con sangre, al ver como veluzi había cambiado. Pero el beso le tomo por sorpresa… sintió aquel liquido entrar en su boca y renovar fuerzas mas, pronto aquel beso pareció cambiar de una ayuda amistosa a algo mas… Zatki cerró los ojos, olvidándose de la situación, ese pequeño y misterioso acto provoco que una luz dulce, una esperanza surgioera en su mente. Amor... habría sido algo más placentero de no ser por el ardor que de pronto sintió en la piel… -y que sentiría veluzi también-

La cazadora estaba lista ante cualquier ataque de Veluzi, pero algo le dijo que se detendría. –aléjate si no quieres que tu linda hembra quede como un pez frito… - murmuro con sonrisa. Zatki se retorcía gritando, pidiendo que parara, mientras lentamente un aroma a escama quemada inundaba el ambiente y leves marcas rojas se hacían en su piel. –Jaulas…- dijo la mujer. Un silbido de entre la copa de los arboles y el ruido de un arrastre sordo, por la vereda cercana. La cazadora se acerco a Zatki, mirando con odio, luego vio a Veluzi. –que pasa cariño… ¿mas?- y la red comenzó a tornarse roja, metal al rojo vivo que quemaba la piel de la reptiliana. –Escucha… esto parara cuando tu –dijo dirigiéndose a Veluzi- estés dentro de la jaula. Tic tac…- sonrió, las jaulas eran arrastradas en carros por cuatro hombres cada una. Sin duda se las había apañado para ocultar un sequito de 25 hombres. Los otros que no habían sido vistos estaban bastante armados con arcos y lanzas… todo un plan de ataque, aquella que le contrato no había reparado en gastos, por lo que la cazadora hizo su trabajo del mejor modo.
Zatki sentía su vista nublada. El líquido que Veluzi había dado solo le dio mas fuerzas para gritar y agitarse bajo la red, aunque no tanto como para romper sus ataduras y ahora sentía el más intenso dolor, junto con el terror del fuego. Su fobia, Zatki no solo sollozaba… chillaba con terror y dolor. -¡basta!- gritaba, mientras miraba a la cazadora que, con sonrisa dijo –tus amiguitos asesinaron a tres de mis hombres… agradece que no te he partido en trocitos. Aunque me gustaría dividirte en cuatro… -se mofo. Luego lanzo la mirada a Veluzi. ¿Entras a la jaula? – pregunto. Dos jaulas, una grande y otra pequeña habían llegado hasta allí. La cazadora señalaba la pequeña, donde Veluzi apenas cabria de pie. Acero enano, fuerte y difícil de conseguir… más no imposible.

Yo tengo todo el día… ella… no creo…-


Adquiere la fuerza de tu pasado....

Entre el fuego y la plata, la oscuridad y la luz. ¿Podre sanar al herido y acompañar al solitario?- Zatki... -la fuerza del corazón.


tenia que ponerlo :ebe :
Spoiler:
avatar
Zatki

Mensajes : 59
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Fuerza oculta, hielo plateado, veneno carmesí y bella libertad

Mensaje por Kurato el Miér Nov 30, 2011 7:40 pm

Pesada y lentamente levantaron el cuerpo durmiente de aquel enorme raptor de encima de su compañero herido que pudo suspirar de alivio cuando pudo ver que ya no tenia a aquella fabrica de veneno encima de su cuerpo aunque los efectos de este se podían comprobar en todas aquellas zonas sin ropa o con una cantidad de esta demasiado pequeña como para actuar de escudo ante aquel cóctel de veneno que sus escamas carmesíes soltaban de vez en cuando y permanecían aun debilitándose lentamente conforme pasaba el tiempo, seguramente en cuando pudiese moverse que seria pronto ya que el raptor no había provocado ninguna clase de daños serios en su cuerpo corriese hasta el frío lago cercano, testigo mudo e imborrable de aquellos actos realizados a sus orillas y que ahora mantenía la sangre de los combatientes derramaron sobre el como una densa neblina roja que lentamente se retorcía y se disolvía, aunque ese día permanecería grabado en la memoria de muchos quizás antes de que el día acabase los únicos rastros de aquella matanza se presentasen como pequeñas manchas de sangre sobre las hojas de las plantas cercanas.

Lo llevaron arrastrándole por los brazos hasta una gran jaula de acero enano donde le metieron sin cuidado ni contemplación alguna, su serpiente por alguna razón desconocida se deslizo desde las rocas donde había estado apostada desde casi el principio de aquello en silencio completo sin agitar su cascabel y sin que nadie prestase atención a aquel reptil estando mucho más centrados en Veluzi se escabullo dentro de la jaula y se interno entre piel de Kurato cuyo veneno daño a sus escamas no le hacia y su ropa negra manchada de sangre, asomando solo tímidamente su cabeza por el lado del cuello de su amigo.

Ahora solo podía dormir, esperar y soñar.


Kurato, oscuro caballero carmesí



Entrometete en mis asuntos y moriras, preguntame y mueres, no me respondas y dejaras de respirar, atacame y te desangraras, ni me retrases ni me des falsas pistas ni me traiciones porque entonces te reducire a una amorfa y sanguinolienta masa de carne y huesos pero sobretodo, ni se te ocurra mirar a Sofia por que entonces saborearas los nueve círculos del infierno en cada cacho de tu piel.

Sentimientos, palabras y personas que te hacen cambiar una vida entera y que tus viejas metas se combiertan en polvo bajo el deseo de estar con ellos.

http://www.cuentosdenoreth.com/t251-veneno-perpetuo#1760
avatar
Kurato

Mensajes : 86
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Fuerza oculta, hielo plateado, veneno carmesí y bella libertad

Mensaje por Veluzi Gedber el Miér Nov 30, 2011 8:07 pm

¿Cómo podía haberse negado? hace solo unos pocos minutos le dijo que mientras el estuviese con ella nadie le haría daño, aquella cazadora había dado en el clavo, se hubiese dejado ensartar si eso hubiese aliviado su dolor.

En los primeros segundos se agacho y se quedo arrodillado su lado sintiendo el calor penetrante que empezaba a manar de la red, sus heridas si seguían así pronto cicatrizarían gracias al calor, solo se aparto poco después cuando le amenazo a trabes de ella y pidió jaulas, señalando una pequeña en la que el raptor apenas cabria las amenazas de el dolor de su amiga pronto volvieron a surgir de su boca.

Empezó a avanzar hacia aquella jaula que le habían dicho, con paso inicialmente lento y triste mirando al suelo y sin escuchar las palabras de aquella zorra, un grito de dolor de Zatki sirvió para que acelerase y mucho entro prácticamente catapultado en la jaula y casi la tumbo por la fuerza de su impacto contra la pared contraria, el mismo cerro su puerta rápidamente y entonces su voz solo acertó a gritarle a aquella mujer, -¡que pare ya!- y el tiempo después de que la raptora cesase de sentir dolor pareció pararse.

-Reza cazadora…- hablo un poco más tarde de aquellos acontecimientos sentado en su jaula mirando al suelo mientras repasaba los recientes y rápidos acontecimientos, -rezad- volvió a decir -si…todos vosotros miserables bastardos rezad a quien sea, rezad por que nunca salga de aquí, rezad para que nunca me escape y sobretodo tu- levanto la cabeza mirando a la cazadora -reza especialmente para que el día que escape tengas otra red como esa rodeando el cuerpo de Zatki por que de lo contrario te arrepentirás de que tu especie halla sido creada- y sin más palabras y con una extraña serenidad volvió a bajar la mirada, ligeramente sonriente.


Veluzi, plateado paladin de hielo.


Detras de mi un demonio, a mi lado un ángel y delante una vida, ¿tendra fin mi viaje y mis preguntas respuesta?

El demonio encontró un tesoro sin buscarlo, el mio lo encontré bajo el agua.

http://www.cuentosdenoreth.com/t125-un-nuevo-veluzi
avatar
Veluzi Gedber

Mensajes : 275
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Fuerza oculta, hielo plateado, veneno carmesí y bella libertad

Mensaje por Zatki el Miér Nov 30, 2011 9:19 pm

Zatki temblaba bajo aquella red que de pronto se torno demasiado pesada como para seguir luchando contra ella. Impotente, sentía el caliente metal agrietar sus escamas… -Veluzi… - murmuro, observando como el reptiliano se disparaba contra la jaula solo por ella –no…- dijo en voz baja. Una parte de si se alegraba por saber que el estaba dispuesto a sacrificarse por ella mas otra porción de si misma se sintió miserable. –Si tan solo no fueras tan débil…- la voz de su pasado llego a ella.

La cazadora observaba divertida. Si, se divertía con su sufrimiento… y no era para menos, después de lo que seres como Zatki, Veluzi y Kurato le habían hecho. Sin embargo… ese es un asunto que en esta historia no se acomoda. Escucho atenta la amenaza… suspirando negó con la cabeza –Entonces tienes un enlace emocional con esta cosa… - un chasquido y la red dejo de arder a lo que Zatki respiro con gran alivio. –No sabía que ustedes podían interesarse por alguien mas… -ladeo la cabeza, negando suavemente- Sabes… me cobrare la amenaza con la misma moneda. Amber…-

Un hombre surgió detrás de ella, materializándose de pronto. Su habilidad; mimetismo. El hombre era casi el doble que ella, tan fuerte como un roble. Sus manos podían ser del mismo tamaño que las manos de Kurato. Su espalda ancha, podía doblar a Zatki en peso, aunque del mismo tamaño, sin contamos la cola. – ¿Si, mi señora?- la confusión era evidente en su rostro. Amber solo era llamado ante momentos de grandes peleas o peligro. La mujer ladeo la cabeza observando a la pequeña Zatki, que aun así era más grande que ella, luego miro a Veluzi antes de hablar. –Jodetela.-

Tanto Zatki como Amber miraron a la mujer sorprendidos. –Cómo…?-pregunto el aturdido. Ella le miro, frunciendo el ceño –lo has hecho antes con otros botines. Esto no es diferente… vamos, te doy permiso. –El silencio era ensordecedor, el ambiente tan tenso que podia cortarse con una cuchilla. Zatki buscaba algo que le pudiera ayudar a salir de ahí… una escapatoria. No sabia muy bien lo que “cojer” implicaba, pero sabia que no seria divertido. El gigante se acerco a ella, no sin antes observar a Veluzi… había visto toda la escena. La reptiliana alcanzo a ver en el sujeto un destello de preocupación, incluso… de arrepentimiento. –Mi señora… yo… no puedo hacer eso. –El solamente cogió a Zatki entre sus brazos, aun dentro de la red. –La contratista dijo que la quería intacta… -De pronto, la cazadora se rio a carcajadas –serás inútil…. Por esta vez tienes razón. Solo quería pagar amenaza con amenaza… -observo a Veluzi –aunque… le habrías hecho un favor… ya sabes, prepararla para lo que es obvio pasara… -se encogió de hombros –métela a la jaula junto con el rojo. –Luego miro al Reptil plateado –Intentas algo… y la jaula ardera, junto con tus dos amigos… y esta vez… no me detendré. Vámonos. –

Amber metió a Zatki a la jaula, dejándola caer sin mucho cuidado. Sacando la red, la metió dentro de una mochila, tomando las armas y pertenencias de los reptiles. Observo a las tres creaturas con cierta pesadumbres… negó con la cabeza y dando la orden, pronto, varios de los hombres que iban con ellos comenzaron a tirar de las jaulas, mientras otras tres bolitas de cristal reventaban frente a Veluzi y otras tres frente a Zatki. La oscuridad les envolvió.
[Un par de horas más tarde]
Habían tenido que suministrar varias veces tranquilizante a los tres reptiles –no querían arriesgarse a que alguno despertara y decidiera escapar- fueron trasladados primero bajo la colina, después, a caballo tirando las jaulas a través de senderos desconocidos por la mayoría de la gente honesta. El paisaje cambiaba de un verde hermoso, a una maleza oscura, al lento avanzar de aquellos personajes. Finalmente, después de medio día de camino, mucho sedante y un silencio mortal, las puertas de la ciudad se abrían no muy lejanas. Pero ese no era su objetivo… mas bien, el coliseo enorme que había justo a un lado.

Guardias y esclavos de diferentes edades y tamaños salieron a su encuentro. Rápidamente, acomodaron a las tres fieras en celdas dispuestas especialmente para ellos. La cazadora suspiro, mientras bajaba cansadamente de su montura.

-a la lagartija pónganla con el lagarto rojo en la celda conjunta. Quiero una cría de ella… al otro… en las celdas para luchadores. Estoy segura de que a su señora le encantara la idea… llévenme con ella… -
Y así, fueron llevados a sus respectivas celdas, donde fueron dejados a un futuro incierto… y que parecía ser oscuro. El coliseo se conformaba de la siguiente forma:
Una gran arena circular, con sus respectivas gradas era el centro. Bajo las gradas, construidas a modo subterráneo, al menos 50 celdas de piedra y tierra perfectamente enlistadas, separadas en pasillos. De esas 50 celdas, 20 eran de castigo y otras 30 para los esclavos sentenciados a su muerte peleando en la arena. A un lado del coliseo, una mansión construía al estilo grecorromano, con sus respectivas caballerizas, sus baños públicos y hortalizas. Sin duda… todo un palacio dedicado a la diversión, a lo insano… a lo perverso.

Mapa de donde y como están acomodados. (feo hecho por mi XD)
Spoiler:


Adquiere la fuerza de tu pasado....

Entre el fuego y la plata, la oscuridad y la luz. ¿Podre sanar al herido y acompañar al solitario?- Zatki... -la fuerza del corazón.


tenia que ponerlo :ebe :
Spoiler:
avatar
Zatki

Mensajes : 59
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Fuerza oculta, hielo plateado, veneno carmesí y bella libertad

Mensaje por Sofi el Miér Nov 30, 2011 9:45 pm

(entra sofi!!! XD!)

Esperaba junto a su ama pacientemente a que terminara de comer. La mujer, sentada en un sofá a sus anchas, devoraba con ansias lo que tenia enfrente. No le era permitido juzgar a sus amos debido a su condición de esclava, pero… si los mirabas atentamente, ambos eran como animales salvajes. Aun así, Sofía no levanto la mirada, puesto que si lo hacia, esto seria un gran castigo. Tanto la mujer como el hombre conversaban, el sujeto le daba un asco terrible. Bastante obeso, parecía que de pronto le daría un infarto, aunque seguía comiendo. La mujer, más esbelta y bella lucia joven y mortal. Este… era su mundo. Un mundo que pronto iba a cambiar.

Tocaron la puerta y Sofía se adelanto deprisa a abrirla, un joven pobremente vestido hizo una reverencia, antes de anunciar. –Mis perdones mis amos, pero una señorita les busca. Dice que ha cumplido con el trabajo que mi ama le ha puesto…-

La mujer dejo de comer, mirando al joven. Se puso de pie, a lo que Sofía tuvo que correr para quitar la silla. Sin levantar la vista la siguió. La mujer giro el rostro hacia su marido, hablando con altanería. –Cielo, debo atender asuntos con esclavos nuevos. Sofía… Atiende a mi marido en lo que necesite y ven en cuanto termine de comer… - Si hubiera podido, la reptiliana habría hecho una mueca de asco, sin embargo no tenía opción. Asintió, con una reverencia mientras la mujer salía de la habitación y el sujeto le miraba con… perversión.

Media hora mas tarde Sofía salía del comedor, apurándose a con su ama. A la señora nunca le ha gustado que el servicio llegue tarde. Aun se acomodaba la túnica cuando toco la puerta, escuchando un “adelante “que obedeció de inmediato. Ahí estaban su ama y una mujer sentadas frente a frente, comiendo uvas y conversando. En silencio se escabullo hasta quedar detrás de su ama, mirando hacia el suelo.

-Bueno… entonces te lo concedo. Esa creatura tendrá crías y la primera será para ti. Te encargaras de que se apareen y tengan descendencia. A cambio, el luchador será gratis… y solo te pagare a dos reptiles. ¿De acuerdo?-

Su ama era buena negociadora. Se pregunto Sofía de que hablarían, pero sabia que la respuesta llegaría a su tiempo. Sin darse cuenta, en un insensato descuido observo el rostro de la cazadora. Se mostraba dura, oscura… con una tristeza bastante extraña. Se dio cuenta de su error cuando una bofetada arremetía contra su mejilla, de forma que el anillo que intencionalmente su ama había girado abriera una fea herida entre sus escamas. Sofía se tambaleo, soportando estoicamente de pie, mientras un hilo de sangre corría lentamente hacia su barbilla. –Sucia esclava. Jamás debes mirar a los invitados al rostro… - Dirigiéndose hacia su huésped como si nada hubiere pasado, limpio el anillo contra la ropa de la reptiliana que sentía ganas de llorar, aunque ni se inmuto. –Bueno, bueno… quiero ir a ver a esas presas… seguro que serán servidumbre ideal… claro, con buen entrenamiento… - La cazadora asintió con el mismo tono de malicia en el rostro, sin embargo, levanto una de sus manos, deteniendo a la mujer. –No le recomendaría verlos en estos momentos. Están sucios… llenos de sangre. Se cargaron a tres de mis hombres y a otro lo hirieron con veneno… si desea verlos, debería enviar a alguien a que los limpie, así estarán presentables para una mujer de su talante… -y lanzo una mirada malvada a Sofía, que se sintió palidecer. –Tienes razón… -dijo la dueña- Sofía, toma tu guadaña, ve a las celdas y limpia a los nuevos llegados. Si se portan mal, castígalos, pero no los mates… trata bien a la pequeña… ella será tu remplazo. –

Asintiendo, con el corazón en la mano Sofía salió de allí, recargándose en la puerta al sentir sus piernas flaquear. Su ama… pensaba en remplazarla… Se llevo las manos al rostro, las lágrimas no se pudieron contener mucho tiempo, aunque casi no se permitió llorar. Sus días estaban contados… tenia dos opciones. Matar a esa criatura… o asimilar su horrible destino… Fue hacia su pequeña celda junto al cuarto de sus amos, tomo su guadaña… estaba dispuesta. Tomando varias cosas de la cocina y la enfermería… se dirigió hacia aquellas celdas, con el corazón en la mano, sin siquiera haberse tomado la molestia de curar la herida en su rostro. Como diría el dicho, una raya más al tigre no hacia la diferencia…



Simpleza, libertad y Calidad. ¡Arriba mis compañeros! hagamos de este un sitio magico, un lugar apacible y un reposo para nuestras mentes.

El rol, es aquella oportunidad de mostrar tu rostro tal cual,
es aquella bendicion de ocultarte tras una mascara
es el viaje fantastico que nunca realizaras,
es la vida en un plano, que jamas existira.
El rol, como tal, es la magia, el jugueteo y la diversion del que es capaz de tomar un lapiz y, con palabras... vivir.
By MA

Tenia que ponerlo :ebe :
Spoiler:


Ficha de sofi. http://www.cuentosdenoreth.net/t1999-sofia-siempre-a-tu-servicio
avatar
Sofi

Mensajes : 442
Edad : 29
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Fuerza oculta, hielo plateado, veneno carmesí y bella libertad

Mensaje por Kurato el Miér Nov 30, 2011 10:21 pm

Volvió lentamente en si.
Le habían dado numerosa cantidad de somnífero a aquel venenoso reptil para garantizar que no se despertase en el trayecto, su hombro herido por la lanza de Zatki había dejado de sangrar hacia poco cuando llegaron a su destino.

Se despertó lentamente con la mirada borrosa tumbado en un suelo de piedra solo con unos pocos puñados de paja sorbe este que servían como una pobre cobertura de este frío suelo, aunque en un principio aun con la toxina a medio eliminar de su organismo no se percato de aquello, su turbia mirada miro solo a las rejas que no podían ser forzadas y a la pared que había ante ellas.

Cuando recupero por completo el control de su cuerpo y su visión dejo de parecerse a la de alguien que bucea bajo un pútrido pantano su primera reacción fue levantarse rápido y abalanzarse contra la puerta, palpando sus barrote y rozando el candado con la mano -maldición…- murmuro -¿cómo he acabado aquí? piensa piensa, estábamos en aquel lago, iba a matar a Veluzi, acabábamos de salir del agua, la raptora se rindió, estábamos heridos mi hombro…- en ese momento se detuvo y palpo su hombro herido con la mano descubriendo que aunque no sangraba no tenia una pinta muy bonita, ese brazo lo tenia con muy escasa movilidad aunque no perdido del todo, tardaría un tiempo en recuperarlo, las demás heridas no parecían demasiado grabes aunque trato de no tocárselas demasiado por si sangraban, había perdido mucha sangre y se sentía pesado y mareado, volvió a sujetar las barras y siguió pensando, -y luego el humo y esos dos hombres y ahora en una celda, cazadores…como con aquellos piratas me han capturado para hacer de esclavo… o al menos eso es lo que creo de momento-.

Un dejo de consuelo apareció cerca de el, reptando por su piel, saliendo de su refugio bajo a ropa negra de Kurato salio lentamente aquella pequeña serpiente que tanto conocía y quería su dueño que se alegro bastante al verla, la recogió delicadamente en sus manos y beso sus escamas -bueno, al menos te tengo a ti pequeña, no te preocupes, tardeo tempranos saldremos de aquí y te daré una de esas ratas que tanto te gustan.-

Paro de hablar ene se momento había visto algo en la celda contigua, aquella pequeña raptora que era la amiga de Vel dormía a su lado, dejo a la serpiente en el suelo , enroscada bajo un montón de paja y se acercó a los barrotes que la separaban, hizo un poco de fuerza y cedieron ligeramente, podría forzarlos con dificultad con su brazo sano, el herido prefería no moverlo.

Una vez comprobado esto se giro, había escuchado un ruido, se sentó en el suelo contra la pared y se hizo el dormido, esperando ver que aparecía.
Poco o nada podría imaginar el que bendeciría aquel día el resto de su vida.


Kurato, oscuro caballero carmesí



Entrometete en mis asuntos y moriras, preguntame y mueres, no me respondas y dejaras de respirar, atacame y te desangraras, ni me retrases ni me des falsas pistas ni me traiciones porque entonces te reducire a una amorfa y sanguinolienta masa de carne y huesos pero sobretodo, ni se te ocurra mirar a Sofia por que entonces saborearas los nueve círculos del infierno en cada cacho de tu piel.

Sentimientos, palabras y personas que te hacen cambiar una vida entera y que tus viejas metas se combiertan en polvo bajo el deseo de estar con ellos.

http://www.cuentosdenoreth.com/t251-veneno-perpetuo#1760
avatar
Kurato

Mensajes : 86
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Fuerza oculta, hielo plateado, veneno carmesí y bella libertad

Mensaje por Veluzi Gedber el Miér Nov 30, 2011 10:54 pm

Levanto la cabeza mirándola al rostro, su única expresión fue un semblante completamente serio y ajeno a los sentimientos, ni lloros ni gritos ni amenazas ninguna palabra solo una mirada seria y una expresión que no llegaba a expresar sentimiento alguno.

Esa palabra, no era la que esperaba oír de sus labios, se levantó lentamente dejando que sus garras sonasen contra el suelo de la jaula ya medio cubierto de la propia sangre de Veluzi que agarro los barrotes como si los tuviese que romper y saco el hocico entre ellos, no hablaba sin embargo sus labios se movían repitiendo lo mismo una y otra vez lo mismo que pensaba -no lo hagas, no lo hagas, por favor no lo hagas, más te vale no hacerlo….- repetía una y otra vez.

Se oyó un débil chirrido cuando la cogió del brazo proveniente de la gran presión que hacia a la barra de su jaula con las manos, aunque finalmente pudo relajarse volviendo a sentarse con las piernas cruzadas viendo como la volvían a meter en su jaula junto con la advertencia de que no hiciera nada poco después otro “plof” y se durmió.

Más tarde despertó en un celda solitaria de piedra, cuando recobro el dominio de su cuerpo se lo palpo, estaba lleno de sangre seca y sus heridas estaban cubiertas también por este antaño liquido vital, no se le veían muy bien sus brillantes escamas de plata en aquellas condiciones, miro a su alrededor, solo había la piedra del techo, suelo y pared, el metal de la celda que más tarde comprobó que no podía retorcer a base de fuerza bruta y el mismo llevado solo su colgante azul que recogió y miro con ternura recordando esos momentos pasados tan buenos en su infancia antes de perderlo todo.

Y ahora se hallaba con una extraña sensación por el cuerpo, mezcla de desilusión, odio e ira hacia la cazadora, pena y deseo de ayudar a Zatki, preocupación por ella y ya mucho en menor medida por el mismo.
Se planteo quitarse la sangre el mismo con el agua que reservaba dentro de el pero lo descarto, aquel lugar tenia algo familiar y quizás necesitase esa habilidad mas tarde.


Veluzi, plateado paladin de hielo.


Detras de mi un demonio, a mi lado un ángel y delante una vida, ¿tendra fin mi viaje y mis preguntas respuesta?

El demonio encontró un tesoro sin buscarlo, el mio lo encontré bajo el agua.

http://www.cuentosdenoreth.com/t125-un-nuevo-veluzi
avatar
Veluzi Gedber

Mensajes : 275
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Fuerza oculta, hielo plateado, veneno carmesí y bella libertad

Mensaje por Zatki el Miér Nov 30, 2011 11:20 pm

Ojos purpuras… aquellos ojos purpuras que aclamaban por auxilio y suplicaban ayuda. Esos ojos que le seguían, a donde quiera que volteara podía verlos… con lagrimas, la decepción pura de quien se hace abandonado… por favor, no te la lleves, murmuraba entre sueños. Se sentía inmóvil, cadenas le ataban al suelo y no podía siquiera respirar. Aquellos ojos los vio por última vez hacia mucho tiempo y aun los recordaba.
Ni siquiera podía decir el nombre. No podía gritar, moverse o hacer movimiento alguno. Solo observar los ojos suplicantes de su compañera de juego que clamaba por mama, por su tía, por ella. Zatki se levanto de un salto, dando un grito asustada, mientras murmuraba -¡no se la lleven!-

Giro su rostro hacia todos lados. Paredes de piedra, jaula… busco por todos lados e intento sacar la cabeza por los barrotes y su vista no alcanzo a mirar fuera. Veluzi… Veluzi era su principal preocupación. ¿Dónde estaba ahora? La última vez lo había visto en la jaula… y sintió el ardor sobre sus escamas. Aun había marcas rojizas sobre ciertas partes. Se observo a si misma, hecha un desastre, el cabello enmarañado, con olor a chamuscado… y entonces se dio cuenta de que una débil reja la conectaba a otra celda. Kurato. Los barrotes ligeramente chuecos, eso significaba que eran lo suficientemente débiles como para abrirlos. Se acerco a el, creyendo que estaba dormido.

-Kurato… Kurato…-murmuro. Se mordió el labio inferior al ver la herida y, preocupada, intento forzar el barrote. Esta vez, uno cedió, aunque no fue lo suficiente para pasar. Intento forzar pero estaba bastante débil y mareada. Termino por recargarse en sobre el metal frio, tallándose los ojos, mientras lagrimas rodaban por sus mejillas –Veluzi… veluzi… -murmuraba una y otra vez, acompañados de suaves lamentos –lo siento… -murmuro. Entonces unos pasos se escucharon, era como si alguien viniera, sin embargo, pareció cambiar de dirección. Intento levantar de nuevo a Kurato, murmurando –vamos… despierta… tenemos que buscar a Veluzi y salir de aquí… -

Estaba atrapada. Atrapada como una rata, sin saber que hacer o a donde ir… temblaba. ¿Cuál seria su destino ahora?


Adquiere la fuerza de tu pasado....

Entre el fuego y la plata, la oscuridad y la luz. ¿Podre sanar al herido y acompañar al solitario?- Zatki... -la fuerza del corazón.


tenia que ponerlo :ebe :
Spoiler:
avatar
Zatki

Mensajes : 59
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Fuerza oculta, hielo plateado, veneno carmesí y bella libertad

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 6 de 10. Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9, 10  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.