Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» 5 días bajo la nieve [Grupo 1][Campaña][Kasumi, Arete, Pereza, Eudes, Niris, Suwan]
Hoy a las 10:44 am por Niris

» La Incertidumbre de la Magia [CAMPAÑA]
Hoy a las 12:51 am por Balka

» ¿Donde está el Caballero Rojo?(Campaña)
Ayer a las 10:21 pm por Eudes

» Solo hay un modo de conocer el desierto...
Ayer a las 6:49 pm por Gula

» Gabranth [Ficha en construcción]
Ayer a las 1:38 pm por Gabranth

» Azura (En construcción)
Jue Ago 17, 2017 9:24 pm por Bizcocho

» No tan pequeños problemas (solitaria)
Jue Ago 17, 2017 12:29 pm por Celeste Shaw

» Y les vendieron sus almas al diablo. [Priv. Kaila]
Jue Ago 17, 2017 12:20 am por Jan Egiz

» Òracion a los Dioses] Müsenïe
Miér Ago 16, 2017 2:37 pm por Katarina

» Evento: Fe y devoción
Mar Ago 15, 2017 9:05 am por Niris

» Preguntas a la comunidad (Religión)
Mar Ago 15, 2017 8:47 am por Niris

» Preguntas a la comunidad (Deidades)
Mar Ago 15, 2017 8:46 am por Niris

» El Gremio de la Pureza [Disponibles]
Lun Ago 14, 2017 2:53 pm por Libaax Feher

» Noreth: Total War [Campaña]
Lun Ago 14, 2017 2:38 pm por Lia Redbart

» Hola majos
Lun Ago 14, 2017 12:43 am por Señorita X




Cuentos de Noreth
Cuentos de Noreth Cuentos de Noreth Cuentos de Noreth

Las afiliaciones hermanas se hacen por invitacion de nuestros administradores hacia otros Admins de los foros que decidamos, o por invitaciones de ellos hacia nosotros, sin embargo nos reservamos el derecho de admision de estas mismas pues seran solo una limitada cantidad y minima. Para mayor informacion acuda a la sección de Afiliaciones


El Comienzo de un Gran Herrero [Solitaria]

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

El Comienzo de un Gran Herrero [Solitaria]

Mensaje por Héredor Magnusson el Miér Mar 12, 2014 2:26 am

Como llegó

Héredor al principio, quería conocer bien las raíces de los enanos y viajó por toda Drakenfang, encaminando finalmente al oeste. Había estado algunos años viajando, con la intención de ver de primera mano las cosas, averiguando sobre el pasado de los enanos en Drakenfang, su historia, sobre de dónde vienen las materias y como se ha desarrollado el oficio de las runas. Acabó en la colina de cristal, metiéndose en lo más profundo, y siguió más al oeste a Baruk`Grund de donde, después de un corto tiempo, cogió un barco hasta Zhak`Trûgond.  Oh que maravilla de ciudad, era espléndida, pues tenían una visión más abierta, del uso de las runas. Había buena cerveza y la gente no actuaba de forma irrespetuosa ni incorrecta, era agradable en cierto modo.

Después de eso Héredor hizo un par de paradas más por la península, volvió a casa y decidió que lo que buscaba no estaba tan cerca, tenía que alejarse más. Estuvo un tiempo razonando donde podría ir, donde empezar, y estaba trabajando en la forja cuando un cliente, humano, de esos pocos que se les ve en la ciudad, pasó pidiendo un objeto, y diciendo que traía los materiales el mismo, extraídos del interior de las cuevas de Nos.

Para sorpresa de Héredor, la respuesta se le había presentado. El cliente era un simpático humano, de algo bajito pa su raza, pero alto, comparado con Héredor, diría que cerca del 1,70, estaba lleno de tierra y polvo, de tez clara, y cabellos negros, decía llamarse Barac, nombre extraño para un enano al menos, y decía que le apasionaba conseguir materiales y con los que hacer objetos exóticos.

Como la que le había encargado a él, era una espada, o mas bien dos, se trataba de un mango de 20 cm, en el que en vez de salir una hoja afilada, salen dos hojas, una paralela a la otra separadas por unos 6 centímetros. Hojas gemelas, cada una con el filo hacia afuera.de 40 cm de largo.

Después de acabar su arma, Barac había informado de que volvía a las cuevas de Nos, y Héredor le propuso acompañarlo, puesto que habían congeniado bien. Y así después de disponer todo para su partida, Héredor marchó nuevamente.   Varias jornadas de viaje tanto por tierra como por barco terminó por atravesar el mar, que lo separaba de los Montes Keyback.




Después de un largo viaje en barco, una fragata de velas, llegábamos por fin a las costas. Se veían al horizonte las imponentes montañas Payback, cubiertas de su capa blanca permanente, un buen paraje para un enano sin duda.
Pasamos por Mirrizbak, donde deje parte de mis pertenencias y nos fuimos a las cuevas de Noz.

-Otra vez gracias por la compañía y la guía que me has brindado Barac, no hacía falta, pero te lo agradezco- le digo a mi compañero, mientras amarramos nuestras monturas en una pequeña cabaña, que estaba situada en una entrada.
-No es nada Héredor, te vi entusiasmado como lo estoy yo con estas maravillosas cuevas, además me has hecho el viaje más llevadero, aunque no volveré a intentar estar a mano con un enano bebiendo cerveza.-

-jajaja, eso amigo mío, ha sido lo más insensato que has hecho en todo el viaje- exclamó mientras que le doy una palmada que lo desequilibro un poco, debería intentar ponerse más en forma, esta un poco blandengue.
-Bueno estimado compañero, he aquí donde nos separaremos, al menos por ahora, mas ya le explique mas o menos todo lo que tiene que saber, y que yo se, espero consiga respuestas a sus inquietudes y curiosidades-

-yo también lo espero- me despedí del joven humano. Mi aventura recién esta por empezar, aquí solo forjare el comienzo.
avatar
Héredor Magnusson

Mensajes : 104
Link a Ficha y Cronología : Héredor
La Herrería Rúnica de Héredor

Nivel : 3
Experiencia : 220 / 1500

Volver arriba Ir abajo

Re: El Comienzo de un Gran Herrero [Solitaria]

Mensaje por Héredor Magnusson el Miér Mar 12, 2014 11:33 am

Cap2 Preparación

Barac, se había marchado. y yo estaba ahí en una de las entradas principales de las cuevas de Noz, Había una pequeña cabaña de piedra y madera, de dos plantas y un pequeño establo detrás. Estaba destinado a dar cobijo a los aventureros que venían a las cuevas, y a cuidar a los animales de los mismos.

El precio en sí no era desbordante, pero el viaje tan largo, y todo acumulado, me inquietaba lo rápido que desaparece el dinero. Había alquilado un hueco en el establo para Bern y  una pequeña habitación, apenas tenía una cama pegada a la pared y metro y medio de separación con la pared opuesta. Una mesita debajo de una ventana cuadrada, en la que ni mi hacha pasaba si lo intentaba verticalmente. El piso estaba cubierto con una alfombra de piel de oso pardo, lo que me parece de muy mal gusto, pobre Bern, si supiera que aquí arriba hay uno de su especie usado de decoración.

Menos mal que ya había dejado las pertenencias que no me serian utiles en casa de Barac. Aquí poco espacio habría. Me tome una pequeña siesta… que sin darme cuenta se alargó algo más de lo que pensaba. Me levante a la hora y me dispuse a prepararme para salir.

Baje y hable con el humano encargado, Nortis, no sabia si llamarlo tabernero, posadero, encargado, jefe, o como sea, aun no tenía muy claro hasta donde llegaban los servicios de esta cabaña, pero tenían hasta un pequeño horno afuera para que los buscadores de minerales pudieran fundir sus piedras y poder llevarlas en lingotes.

-Bueno Nortis, ya viene siendo hora de que me prepare, quería pedirle prestado una de estas picas de acero enano que veo que tiene, y también pensaba usar un momento su mesa de trabajo y la piedra de afilar que tiene afuera-  mire un momento por la ventana, se vislumbraba un poco el horno - me deje mis cosas en la ciudad, y no voy a volver solo para afilar mi hacha-

-Bueno señor cliente…-

-Héredor, puedes llamarme Héredor-

-Señor… Héredor, añadiré el importe de la pica a su cuenta, la mesa de trabajo y la rueda de afilar están incluidos en el alquiler de la habitación-

-perfecto entonces- cojo la pica que me estaba alargando, una pica común y corriente, pero con acero de enano, esta claro que un enano no la hizo… demasiado chapucera, el acero efectivamente era enano, pero sin detalles y ajustado de forma dudosa en un mango de madera poco barnizado y con algunas astillas que sobresalían, pero me valdrá.

Salí de la cabaña con la sensación de que Nortis, me veía fijamente, que humano tan extraño, este no era para nada simpático, me parece que es demasiado estirado-

Una vez afuera me dirigí a la mesa de trabajo, deje la bolsa de viaje que tenía encima y me fui a la rueda de afilar donde me dispuse a afilar tanto el pico alquilado, como mi hacha. Después de afilado saque un utensilio destinado a la inscripción de runas, el cual también había que afilar, tenía intención de estrenar mi armadura con mis habilidades actuales en runas, y esta era buena ocasión para hacerlo.

Empaque todo nuevamente, me revise bien la armadura y fui a la entrada.


Última edición por Héredor Magnusson el Jue Mar 20, 2014 1:49 pm, editado 1 vez
avatar
Héredor Magnusson

Mensajes : 104
Link a Ficha y Cronología : Héredor
La Herrería Rúnica de Héredor

Nivel : 3
Experiencia : 220 / 1500

Volver arriba Ir abajo

Re: El Comienzo de un Gran Herrero [Solitaria]

Mensaje por Héredor Magnusson el Miér Mar 12, 2014 1:24 pm

Cap3 La Cueva

La entrada era enorme, en parte natural, en parte tallada para hacerla aún más grande, y al parecer también más estable pues incluso había columnas talladas en ciertas zonas, en el suelo había dos rieles y varios vagones, dos en cada riel para ser exactos. Parecían en buen estado, al menos 3 de ellos, el cuarto se veia mas desgastado y una de sus palancas parecía algo doblada y lo que parecía una mancha roja en el suelo. Al menos tenía por seguro que no cogeria ese.

Por seguridad, directamente no cogería ni siquiera ese riel. Me monte encima de un vagón, comprobé un poco el mecanismo, solté el freno y me puse en marcha.

Al principio todo iba bien, había una ligera pendiente que me adentraba en la cueva, aun iba en paralelo al otro riel que había al principio, pero pronto nos separamos, cada uno a un lado, yo iba a la izquierda atravesé un túnel más pequeño, tenía una entrada redonda, y dentro se notaba la humedad, habían varias estalactitas que pasaban a los lados del vagón y fue cogiendo mayor pendiente, el vagón acelera por momentos y pronto salí del pequeño túnel para encontrarme con una gran bóveda enfrente de mi y a mi pesar una gran caida, no me dio tiempo a reaccionar, el vagón cogió una velocidad aterradora, en unos segundos me baje quien sabe cuantos metros en picado, y lo peor de todo es que al final se veían pequeños orificios, no uno sino tres, me habían explicado que tendría que escoger caminos, pero no que no tendría tiempo para pensar cual coger.

Decidí que lo mejor sería coger el de la izquierda, por el simple hecho de que la palanca de direccion estaba casi encima, el vagon a toda velocidad llegó a la intersección, giró bruscamente a la izquierda y sin aminorar se metió de lleno en un hueco, poco más grande que el vagón, no pude evitar aferrarme con toda mi fuerza al vagón, tanto que incluso sentí cierto dolor al soltar el vagón después.

Una vez dentro del pequeño túnel el vagón hizo varios giros en ambas direcciones, ya no tenía la pendiente de antes, pero la energía de la caída de antes seguía presente, sentía como el vagón amenazaba con levantarse a cada curva y con el corazón de mi pecho, hasta que luego de unos minutos que me parecieron años, llegue a una planicie, en la que la pendiente era de subida, y así ayudaba a frenar el vagón.

Estaba en otra bóveda, tenía un cierto brillo, que me demostraba que habían bastantes materiales en esas paredes en un lado de los rieles había un pequeño lago subterráneo, más bien un charco, yo diría que de 10 metros de ancho. Más o menos a mitad de la bóveda en una pared lateral salia otro riel de una cueva que se cruzaba con mi riel en medio y se perdía en el lado opuesto. Mi riel también proseguía hacia adelante y se perdía en en otro túnel, pero después de la intersección había un camino de alternativo con único objeto de estacionar el vagón. Me sali de la vía y deje el vagón detrás de otro que estaba ahi tambien, aunque parecía que llevaba tiempo, pues estaba lleno de polvo.
Me baje de mi vagón, mi corazon aun estaba latiendo extremadamente rápido, aunque menos que antes, y caí en la cuenta mientras me bajaba que no había usado el maldito freno, se me había pasado por alto, tendría que pensar más en ello la próxima vez, pero la impresión que me dio la caída tan alta había bloqueado mis sentidos y mi mente, a duras penas pude escoger dirección… quien lo diría, alturas elevadas, grandes caídas y a gran velocidad, y todo eso bajo tierra.

-Maldito el loco que diseño esto- maldije por lo bajo mientras me sentaba en el suelo

Me quede un rato sentado en el suelo, esperando a que se me calmara el pulso, y la mente, para así proseguir.
avatar
Héredor Magnusson

Mensajes : 104
Link a Ficha y Cronología : Héredor
La Herrería Rúnica de Héredor

Nivel : 3
Experiencia : 220 / 1500

Volver arriba Ir abajo

Re: El Comienzo de un Gran Herrero [Solitaria]

Mensaje por Héredor Magnusson el Jue Mar 13, 2014 1:24 am

Cap4 ¿Próximo paso?



El tiempo pasó, y el corazón calmó.
Los ojos abrió, y la cueva por fin se mostró.


Hasta este momento, no había sido consciente de donde me encontraba, aparte de lo dicho previamente, esta bóveda tiene mucho más que ofrecer. No solo tenía un pequeño lago, sino que alrededor había distintos colores,  el suelo alrededor de la bóveda era plano, irregular, pero plano al fin y al cabo, y tenía muchas tonalidades de colores, por lo visto había una gran concentración de minerales aquí presente.

Me levante mirando hacia mi alrededor, había varias cuevas pequeñas sin rieles, repartidas por todo el lugar, en las paredes que también se erguían majestuosas en la bóveda hasta llegar al techo. Un techo cubierto de estalactitas de colores enormes.

Me tomo tiempo admirar la belleza general del sitio, había una pequeña casita de madera en uno de los túneles, otro de ellos parecía medio derrumbado, otro tenía muchas antorchas que iluminaban hacia adentro y se perdían en la profundidad del túnel.

-Es hora de prepararme- susurre mientras me quitaba el casco y me dirigía a la pequeña casita de madera, dentro había un armario grande pegada en la pared opuesta, en uno de los laterales había una mesa, pequeña, robusta y sencilla, y un taburete ambos elementos hecha con la misma madera pues se notaba el color claro tan parecido que incluso me atrevería a afirmar que salieron de mismo árbol, y en el lado opuesto, el segundo lateral un cofre cerrado, de alguna persona que por el polvo acumulado, hace tiempo que no venia.

Acto seguido me quite varias piezas de la armadura, el peto, las botas, y los guanteletes, los deje ordenados en el suelo uno al lado del otro, y también coloque mi hacha.

Saque mi instrumental para forjas rúnicas, se trataba de una especie de pincho metálico, más bien un cincel adornado, y el martillo. Y por último un saquito que tenía en la bolsa de viaje con polvo, o mas bien cristales minúsculos, mágicos. Cubrir la punta del cincel con el polvo mágico, subí el casco a la mesa, y usando el cincel y el martillo, comencé a hacer incisiones en el acero del casco, los hice en la parte interna del casco, así no se verían de fuera, es mejor mantener el elemento sorpresa. Estuve aproximadamente media hora. Una vez acabado, inicie con la segunda runa que quería implementar, que tardó otra media hora.  Ambas runas eran una variación de la runa Thorn, una runa que simboliza fuerza y protección. La primera de ellas solo brinda protección durante un periodo de tiempo. Y la segunda brinda protección y fuerza. Ambas se activan a mi voluntad, cuando sea requerido. Después saque el polvito lo puse en los huecos recién practicados al casco y mediante concentración y unas palabras estas prendieron fuego, quemando la armadura, fundiendo un poco.

Necesitaba concentración y habilidad para esta etapa, no debía fallar o me quedaba sin armadura… o sin barba, y después aun había que dejarlo reposar. La operación había tardado media hora, para fundir ambas runas, por lo general se tarda menos, pero preferí hacerlo más lento y más cuidadoso, puesto que aun no tengo tanta habilidad, y me tome más tiempo del normal, simplemente no quería que nada saliera mal.


Última edición por Héredor Magnusson el Jue Mar 20, 2014 1:53 pm, editado 1 vez
avatar
Héredor Magnusson

Mensajes : 104
Link a Ficha y Cronología : Héredor
La Herrería Rúnica de Héredor

Nivel : 3
Experiencia : 220 / 1500

Volver arriba Ir abajo

Re: El Comienzo de un Gran Herrero [Solitaria]

Mensaje por Héredor Magnusson el Jue Mar 13, 2014 7:38 pm

Cap5 Runas


Me quede viendo lleno de orgullo mi creación. Pero perdí poco más el tiempo, y seguí con el peto, por dentro para que no se viera, empecé con el cincel a grabar las mismas runas que antes, al igual que antes, tarde media hora para cada runa, estaban una en cada lado del pectoral, cogí el polvo y otra vez volví a concentrarme y a activar la magia que contenía dicho material. Como antes, lo hice con cuidado, sin precipitarme, no quería que saliera mal y me tome toda una hora para conseguir el acabado deseado.

Mientras hacía este proceso, sentía una fuerza interior difícil de describir, era como si unas energías del ambiente fluyeran a través de mi cuerpo hacia los cristales mágicos y volvieran al exterior y se disiparon en el aire. Y mientras forjaba las runas, esa energía se imbuye en el acero, pero no sentía que la energía se disipará, se mantenía dentro del acero, el proceso provocaba muchos arcos de colores distintos, como fuegos artificiales especiales que se consiguen con un tipo de pólvora de alquimia. Las runas iban absorbiendo el color, paulatinamente aumentaba el brillo, y se volvían a apagar. Cuando la práctica de la inscripción terminaba, y soltaba el instrumental, las energías huían de mi cuerpo como si tuvieran vida propia, y se les haya concedido libertad después de estar encerrados y controlados. Con las energías notaba algo de agotamiento de mi propio ser. Pero así tiene que ser, así significaba que todo iba según lo previsto.

Los siguientes fueron los guanteletes, mismo proceso que antes, inscripcion por dentro, aunque en esta ocasión uno en cada guantelete. Y luego cristales mágicos minúsculos. Misma duración, ya me sentía más confiado, pero aun así ser confiado es peligroso en Northen. Por confiado se subestima al enemigo y se pierde la vida, las runas puede que no fueran tan peligrosas, pero aun asi no hay que subestimar las.

Y siguió la última pieza de la armadura que pensaba encantar con las runas. Las botas, en este caso las runas no fueron talladas por dentro, si no por fuera, en la planta de los pies, La razón de esto era la comodidad, de poder tallar por fuera, en vez de por dentro. Con ello me ahorre un poco de tiempo acabando el tallado de ambas runas en media hora. La mitad de tiempo de lo que había tardado con las demás cosas. Y proseguí con la siguiente etapa, con la que tarde el mismo tiempo, la misma media hora cuidadosa hasta el final.

Una vez acabado, me volví a colocar todas las piezas de la armadura, la verdad me sentía extraño estando sin armaduras sin razón alguna. Por lo general solo lo hacia para dormir o para tomar un baño, y hace unas semanas ya me tome un baño antes de partir de mi ciudad natal, no me hace falta otro por ahora.

Una vez colocado me di cuenta que efectivamente, no se notaba diferencia alguna de como estaba antes. Pero yo sabía bien de su poder oculto. A lo tonto habían pasado 5 horas, saque mi cerveza y di un buen trago.

-Es hora de comer- exclamé dando un segundo trago de cerveza.

avatar
Héredor Magnusson

Mensajes : 104
Link a Ficha y Cronología : Héredor
La Herrería Rúnica de Héredor

Nivel : 3
Experiencia : 220 / 1500

Volver arriba Ir abajo

Re: El Comienzo de un Gran Herrero [Solitaria]

Mensaje por Héredor Magnusson el Vie Mar 14, 2014 4:57 pm

Cap6 El Hacha de Fuego



Saco los víveres que tenía, carne seca ya cocinada de antes, y una manzana, comía tranquilo, sin prisa, la paz y la calma del lugar me invaden, mi espíritu descansaba igual que mi cuerpo, miraba al tejado y me imaginaba el cielo con sus numerosas constelaciones de estrellas y sus tres lunas de colores, brillantes e imponentes; en su lugar, lo que realmente estaba viendo eran esas rocas puntiagudas que sobresalían del tejado, alguna mas grande que otra, y con tonalidades distintas, las mas largas estaban, lógicamente encima del lago.

-un paso más cerca de mi objetivo- dije bajito mientras me llevaba a la boca la carne para otra mordida.

De Repente en el silencio empecé a escuchar un goteo, que no había percibido antes, era constante, armónico. Me levanté a ver de qué se trataba, y mire alrededor mientras bebía cerveza de mi gota.

Era en el lago, o el charco, aun no me decido como llamar a esa pequeña fuente de agua. Caían gotas desde el lejano techo de estalactitas. Lo que me maravilla bastante, ese charco ha sido creado a base de gotas como esas a lo largo del tiempo. Era impresionante que ya formará un lago… o charco de ese tamaño.

Me dirigí hacia allá, estaba a unos 10 metros de la casita de madera, me senté a su orilla y termine de comer viendo ese paisaje.

Una vez acabado, volví a la casita, aun tenia que hacer una última runa. Después de la pequeña pausa, esperaba poner toda mi concentración en la última tarea que estaba por venir. Coloque el hacha en la mesa, volví a preparar el material. Y comienzo a tallar la runa, se trata de una variación de la runa Kaunaz, la runa del fuego. Con su poder imbuirá mi hacha con un aura de fuego, no demasiado poderoso, ni durará mucho, pero en un combate cualquier ventaja puede suponer la victoria, o la derrota. Y en Northen, la derrota puede ser la muerte, o peor, la deshonra.

Estuve un rato tallando, tarde algo más que con las anteriores en tallar, pues me tomó 20 minutos solo una runa. La runa estaba colocada en la zona donde la hoja se unía con la madera, en el reverso. Y combinaba bien con la decoración general de mi hoja.

Una vez acabado de tallar, segui con el siguiente paso. Comencé a concentrarme y a imbuir los cristales pequeños dentro de la runa tallada. En este caso, las chispas que brotaban eran mayores, y los colores tenían en su mayoría tonalidades rojas, comencé a sentir un profundo calor tanto recorriendo de mi cuerpo, como emanando de la hacha, poco a poco el tiempo parecía que se detenía, el esfuerzo para esta runa era mayor, los minutos parecían días. Intentaba no pensar en nada, en concentrarme, la runa parecía que se resistía a aceptar la magia. Aceptaba muy poco de ella. De pronto el brillo aumentó, bastante, era muy brillante tenía que entrecerrar los ojos para poder seguir trabajando.
Al cabo de un tiempo la luz se fue apagando, las chispas de colores también, y todo se apago, dejando la runa de un color rojo vivo, como si hubiera estado en la forja. Había acabado, deje reposar el arma. Me desplome al piso, suspiro y miro al techo de la cabaña.

-Por fin, he acabado- suspire y saque la cerveza.


Última edición por Héredor Magnusson el Jue Mar 20, 2014 2:11 pm, editado 1 vez
avatar
Héredor Magnusson

Mensajes : 104
Link a Ficha y Cronología : Héredor
La Herrería Rúnica de Héredor

Nivel : 3
Experiencia : 220 / 1500

Volver arriba Ir abajo

Re: El Comienzo de un Gran Herrero [Solitaria]

Mensaje por Héredor Magnusson el Dom Mar 16, 2014 5:28 pm

Cap7 Final del primer día.


Después de comer volví a la casita de madera, cogi las cosas, y me adentre un poco a la cueva que había frente a mi, solo quería echar un pequeño vistazo a la entrada, las paredes y todo era igual que la bóveda solo que la cueva tendría unos 2 metros y medio de altura y 3 de ancho.

Era húmeda y tenía unas antorchas a los lados que iluminaban el sendero, avance varios pasos, veía vetas de carbón y de hierro, podría extraer aqui algo, pero queria ver si habia algo mas, me adentre mas hasta que llegue a una bifurcación. En el suelo se veían unas picas y unos cascos antiguos, llevaban tiempo abandonados. En realidad quería seguir, pero ya era tarde, lo mejor sería volver mañana, con todo un día por delante.

Y asi pues me regrese, hasta la bóveda, me monte en el carro metalico, me puse cómodo, y accione la palanca de retroceso, después de quitar el freno.

Era mucho más lento regresando que lo que tardabas en avanzar, el viaje era lento pues en su mayoría era subida. Sin embargo la peor parte estaba a punto de llegar.  Había llegado justo a la gran caída… en este caso gran subida, era lento pero a medida que subía… frente a mi veia el gran precipicio, comencé a respirar rápido y a aferrarme al carro. Quería que acabara ya, pero mirando hacia arriba solo veia que habia mucho camino por delante, lo cual me ponía peor las cosas. Si a mitad de camino, ya me sentía tan mal, "dios santo, ojalá esto sea seguro!".

-Claro que lo era, fue inspeccionado por enanos tiene muy buenas runas y todo- comencé a repetirme una y otra vez, el precipicio era enorme, veía hacia abajo y solo me imaginaba la caída libre podría estar un buen minuto cayendo y aún no llegaría al suelo, las manos comenzaron a sudarme.

-no mirar abajo, no mirar abajo, no mirar abajo- cerré los ojos, me encogí sobre mí mismo y espere a que pasara … se me hizo eterno, sabía que lo que pensaba eran exageraciones, y que no pasaría nada, pero aun así, la sensación de impotencia y de peligro bien que la sentía. Finalmente sentí que el vagón volvía a su horizontalidad.

Espere un rato antes de abrir los ojos y mire alrededor, efectivamente habíamos vuelto a una cueva horizontal.

Tardó un rato más y por fin había llegado al inicio de todo, a la boca de la cueva, aquella enorme con dos rieles. Me baje, coji mis cosas y mire hacia afuera, donde las estrellas ya brillaban en el firmamento.

“no ha sido pa tanto” pensé mientras me iba con aire de grandeza a donde me había hospedado, aunque aún me temblaban un poco las manos.

Llegue a la cabaña, pase por el establo para saludar a mi Bert, estaba tranquilo medio durmiendo, lo acaricie un poco y le di unas frutas que tenía en un cesto cercano a él. Y me fui dentro de la cabaña. Ahí estaba Nortis, mirándome e inclinándose a modo de saludo.

-Hola Nortis, me voy a dormir-

Nortis se inclinó nuevamente y no dijo nada, que chico mas extraño. Subí al segundo piso, llegue a mi recamara y me acosté enseguida, tarde en conciliar el sueño, porque estaba emocionado por el dia que tuve, pero el cansancio era mayor. Por lo que finalmente el sueño me ganó.


Última edición por Héredor Magnusson el Jue Mar 20, 2014 2:13 pm, editado 1 vez
avatar
Héredor Magnusson

Mensajes : 104
Link a Ficha y Cronología : Héredor
La Herrería Rúnica de Héredor

Nivel : 3
Experiencia : 220 / 1500

Volver arriba Ir abajo

Re: El Comienzo de un Gran Herrero [Solitaria]

Mensaje por Héredor Magnusson el Dom Mar 16, 2014 9:42 pm

Cap8 Un nuevo Día, una nueva Aventura.



El día amaneció tranquilo, fuera se oían algunos animales, en su mayoría pájaros y algún ruido del establo. Me levanté me coloqué la armadura, que me había quitado antes de dormir. Y baje.

-Póngame un desayuno- Mortis me observaba asintió y desaparece detrás de una puerta tras de él, imaginaba que a la cocina.

Mientras yo salí, fue a por mi oso, al que saque y solté, para que fuera al bosque a comer un poco, estaba entrenado, después de comer un poco volvería. Volví a entrar y me senté en el vestíbulo a esperar a Mortis. A los 10 minutos había vuelto y me indico el camino con la mano, fuimos a otro cuarto donde había una mesa grande y redonda con 6 sillas alrededor. Uno de los sitios tenía un plato de comida y ahí me indicaba Mortis que me sentara. Una vez hecho miró al extraño humano.

-Espero sea de su agrado, también será añadido a su cuenta- se inclinó y se fue.

En el centro de la mesa había un florero de cristal relleno de piedritas de colores claros, posiblemente sacados de las cuevas, y con agua. Tenia unas 3 flores rojas con puntitos amarillos, extrañas flores seran autóctonas, pues nunca las habia visto. La mesa en si era de roble, del todo recogido excepto por un plato vacío en el otro lado. Por lo visto hay alguien más hospedado aquí.

Termine de reconocer la habitación y me dispuse a comer. Era pan, caliente recién horneado, y unas rebanadas de queso de cabra frescas. Tenía un vaso con zumo de alguna fruta anaranjada. Unas frutas varias en un plato aparte, y varias rebanadas de tocino junto a unos huevos, que por su tamaño diría que de codorniz. No era del todo variado la comida, pero si abundante, por lo que me di un festín a gusto y disfrute de ella.

Media hora después me levante, tome del zumo ese que al final no logré reconocer de que era. Y salí, a la salida espere un poquito hasta que Bern regresara, y cuando lo hizo, lo volví a atar en el establo.

-Se buen chico, espérame aquí como ayer- le susurre mientras me alejaba y volvía a entrar a la cueva de Nos.

Volví a montarme en el mismo vagón, y me dispuse a pasar por el mismo espectáculo lamentable de caídas que tendría adelante. Volví a coger el mismo camino, mismos paisajes y misma caida infernal, recién viví esto ayer, pero daba igual, se sentía igual de mal. Era un mal necesario, pero un mal al fin y al cabo. No soportaba esos segundos de tensión en la caída, y tampoco los minutos eternos de horror en el regreso. Pero no quedaba otra.
Una vez llegado a la bóveda del dia anterior, me baje otra vez y me fui a la misma cueva, sabia bien donde ir, y esta vez avanzaba más, tenía esperanza de conseguir buenas cosas. Por lo que, pico en mano, llegue a la bifurcación, y fui por la izquierda.
avatar
Héredor Magnusson

Mensajes : 104
Link a Ficha y Cronología : Héredor
La Herrería Rúnica de Héredor

Nivel : 3
Experiencia : 220 / 1500

Volver arriba Ir abajo

Re: El Comienzo de un Gran Herrero [Solitaria]

Mensaje por Héredor Magnusson el Lun Mar 17, 2014 2:12 pm

Cap9 Buscando la Veta


Seguí avanzando y seguir avanzando, en las paredes empezaban a verse pequeñas cantidades de hierro y varios minerales sulfurados como el cobre, podría sacar cobre, pero no quería cobre.

Seguí avanzando y llegue a otra bifurcación. Me meti un momento por el camino de la derecha, lo examine, lo pensé un rato y luego seguí mi instinto y salí para meterme nuevamente en el camino de la izquierda. Este túnel era algo más grande que el anterior, y más ancho, casi pierde su forma redonda para ser un rectángulo.

Avance por el túnel un buen rato y en algún momento del camino, no había más luz. Llegue hasta donde la última antorcha estaba encendida. Pero ahí ya no había más luz, las antorchas ya no estaban encendidas. De alguna forma me cuestione cómo hacían las antorchas para estar tanto tiempo encendidas, no creo que nadie venga a los túneles y encienda todas las antorchas. No, deben estar encendidas desde hace muchísimo tiempo, y no se apagaban. Fui a la pared y cogí una de las antorchas de ahí.

Tenía una runa inscrita, como yo pensaba, pero no era de fuego. Era una runa que provee aceite constante, y así se mantenía siempre encendida la antorcha. Era muy ingenioso, asi podrian encenderlas y apagarlas a gusto de consumidor. Si fueran de fuego. Nada más podría hacerlo unos pocos capacitados.

Una vez aclarado el misterio, es hora de proseguir. Avance con la antorcha, poco a poco se fue perdiendo el halo de luz que dejaba atrás y pronto solo mi antorcha iluminaba el camino. Alrededor la oscuridad amenazaba con consumir todo, parecía que incluso el pequeño punto de luz que emitía mi antorcha empezaba a ceder ante la oscuridad. Claro que no era el caso, y claro que yo como enano tampoco es que sea ciego en la oscuridad. Pero con luz se ven mejor los metales.

Después de una caminata a la luz de la única antorcha, llegue a un páramo amplio, no se veía gran cosa, las paredes eran más amplias de lo que la luz dejaba ver. En la entrada habían dos antorchas apagadas, pase mi antorcha por ellas y se encendieron. El túnel del que yo salía se abría de golpe, no eran 90 grados, pero casi.seguí por un lado buscando más antorchas y así fue, encendí unas 3 antorchas por un lado, volví sobre mis pasos y otras 3 antorchas en la otra dirección.

Las antorchas estaban separados como 10 pasos. Una vez encendidas las dos de la entrada y las 6 laterales mas la que tenía en la mano. La cámara se iluminaba ante mi. Era una enorme cueva de colores rojizos, pero con puntos brillantes por todos lados. Esos puntos eran gemas, de aquí se puede sacar gran cantidad de gemas y de minerales para el acero, podría hacer armaduras para un pequeño escuadrón del ejército y con esas gemas podría hacer buen negocio también, sin pagar gastos de intermediario o de proveedores, materia prima al alcance de la mano.

Veía las paredes y las seguía con la mirada hasta que llegue a la otra parte de la bóveda, algo menos iluminada por que no llegaba tanto la luz de las antorchas. Era roca derrumbada la cueva se había caído y derrumbado en el extremo de la bóveda, me acerque y por lo que podía ver era trozos enormes de piedra que cayeron en las rocas podía ver gemas más grandes y minerales más puros, corindón y hierro, podría hacer buenos aceros aqui. Seguía observando y podía conseguir pequeños brotes de oricalco, posiblemente estuvieran del otro lado del derrumbe, no podría alcanzarlos, tendría que atravesar la roca, eso me costaría días pues esta llena de minerales.

Comencé a picar en la piedra, donde había unas gemas y oricalco. Cuando escuche un ruido, me di la vuelta y no veía nada

-Quien anda ahí?- exclame, sin respuesta. Imaginaciones mias, seguí picando y volví a oír, piedras caer unas encimas de otra, como si se derrumbaran un poco de una montaña de piedras.

-Quien se esconde ahí!, por qué no respondes!- Me empezaba a poner de los nervios, deje el pico y cogí mi hacha, mientras iba a deslizaba pegado al derrumbamiento hacia un lado.

avatar
Héredor Magnusson

Mensajes : 104
Link a Ficha y Cronología : Héredor
La Herrería Rúnica de Héredor

Nivel : 3
Experiencia : 220 / 1500

Volver arriba Ir abajo

Re: El Comienzo de un Gran Herrero [Solitaria]

Mensaje por Héredor Magnusson el Lun Mar 17, 2014 4:44 pm

Cap10  Inesperado suceso


Aún seguía con la antorcha en una mano, avanzaba, y aunque dudaba de que encontraría, mi instinto me preparaba para la batalla, y la otra mano portaba el hacha con firmeza. Avance un par de pasos más, no veía nada, nada! solo mas rocas pero se escuchaba algo, el ambiente se tornó frío, como si una brisa helada pasará de entre las rocas y se colara en la cueva.

Súbitamente sentí un golpe que me empujó hacia atrás un par de metros, un golpe frío, me hielo las venas, sentí un escalofrio recorrer toda mi espalda. Apoye el hacha en el suelo durante el suceso para mantenerme en pie, mire alrededor, había desaparecido, pero había percibido algo, estaba seguro de que vi algo.

Cogi la antorcha y la clave entre las rocas, para poder usar las dos manos. Podía usarla con una o dos manos sin problemas, pero con dos manos tenia mas control y fuerza. Y ante un peligro desconocido, mejor eran dos.

Mire alrededor una sombra pasó por mi umbral de visión cuando mire el origen ya no estaba. Otra vez la sombra, pero del otro lado, mire, se había escondido. Una tercera vez la sombra por un costado se dirigía hacia mi. Di un rápido giro y puse mi hacha en su trayectoria, y con fuerza di un golpe en su dirección.

Para mi sorpresa, traspaso por completo el hacha, y a mi tambien, otro escalofrío me recorrió, la piel erizada y el corazón casi en la garganta.

-No puede ser!- dije mirando hacia atrás pues me había traspasado. Y lo vi, un espectro, semitransparente, lo que parecía un humano pálido como la muerte, y como no, estaba muerto. El espectro miraba con ojos vacíos, tenía el pelo largo y la carne desgarrada.

-Largate de aquiiii-

Atónito, escuchó como tambien habla. O bueno más bien grita de forma extraña, volvió a lanzarse sobre mi y vuelvo a darle un hachazo, lo traspaso, llegó a la altura de mi cara posó su mano fantasmagórica en mi rostro y me empujo contra las rocas derrumbadas para luego desaparecer a través de mi y de las rocas.

Un golpe seco contra las rocas, había sentido el impacto, y además otra vez ese gélido sentimiento recorriendo mi cuerpo.  Había desaparecido, esperaba a que apareciera nuevamente pero no lo hizo, en su lugar, un gran número de rocas del tamaño de un granate, o incluso de un melón. Eran arrojadas de la pared de rocas derruidas hacia mi. Con mi hacha bloquee los proyectiles que iban a mi rostro, el resto que daba en el cuerpo lo puedo recibir sin problemas, puede que dejen algun moraton, pero mi armadura cubría el golpe.

Después de un rato asi, volvio a salir, directo hacia mí, logré esquivarlo girandome hacia un lado e intente cortarlo por tercera vez, sin éxito, traspasó el hacha se giro en el aire y se quedó flotando, mirándome.

-Laaaaaargoooo- gritó mientras se abalanzaba nuevamente.
avatar
Héredor Magnusson

Mensajes : 104
Link a Ficha y Cronología : Héredor
La Herrería Rúnica de Héredor

Nivel : 3
Experiencia : 220 / 1500

Volver arriba Ir abajo

Re: El Comienzo de un Gran Herrero [Solitaria]

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.