Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» A Hope's Tail
Hoy a las 8:32 pm por Gar'Shur

» El deber de un jefe
Hoy a las 3:44 pm por Varok

» Strindgaard
Hoy a las 2:29 pm por Strindgaard

» Ficha Varok del Clan Martillo de Trueno
Hoy a las 1:19 pm por Bizcocho

» Pero sin presiones eeh!
Hoy a las 12:37 pm por Lujuria

» *dances the seaweed dance* (〜 ̄△ ̄)〜
Vie Nov 17, 2017 2:01 pm por Balka

» Aracnofobia [Campaña]
Jue Nov 16, 2017 9:56 pm por Almena

» - Apocalipsis now -
Jue Nov 16, 2017 7:42 pm por Abdel Azim

» 5 días bajo la nieve [Grupo 1][Campaña][Kasumi, Arete, Pereza, Eudes, Niris, Suwan]
Jue Nov 16, 2017 7:07 pm por Arete

» El cordero
Jue Nov 16, 2017 9:46 am por Bizcocho

» Apocalipsis now
Miér Nov 15, 2017 10:39 am por Abdel Azim

» Varok viene a saludaros
Miér Nov 15, 2017 9:14 am por Bizcocho

» Maleficarum [Solitaria +18]
Miér Nov 15, 2017 6:36 am por Lujuria

» Cassandra vs Aulenor
Mar Nov 14, 2017 3:09 am por Aulenor

» Demonología: Adulterium [+18]
Lun Nov 13, 2017 5:46 pm por Lujuria




Cuentos de Noreth
Cuentos de Noreth Cuentos de Noreth Cuentos de Noreth

Las afiliaciones hermanas se hacen por invitacion de nuestros administradores hacia otros Admins de los foros que decidamos, o por invitaciones de ellos hacia nosotros, sin embargo nos reservamos el derecho de admision de estas mismas pues seran solo una limitada cantidad y minima. Para mayor informacion acuda a la sección de Afiliaciones


Gotas negras de agua dulce

Página 6 de 9. Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: Gotas negras de agua dulce

Mensaje por Bastian el Mar Jun 14, 2011 5:50 am

Mire desde los bosques, no pude ver como una de las flechas cayo en el ala de Esgal mientras que la otra siguió su curso y se clavo en un árbol detrás de donde estaba el icario, Bianca, hablo e hizo nuevamente gala de su inteligencia, siendo respondida por la agresiva voz del atacante, y lo vi salir del otro lado del peñasco, era un hombre fornido, acompañado por tres hombres mas, y no me tomo mucho darme cuenta que el primero, armado con una ballesta, era un engreído, sus acompañantes estaban armados con hachas o garrotes de madera, quizás eran a quienes, Hanali nos mando eliminar, la situación era bastante tensa y era casi un hecho que sin importar que hiciéramos, aquel sujeto de aspecto montañés haría lo posible por matarnos.

Jacob se levanto, e improvisando un vendaje con lo que quedaba de su ropa, hizo una improvisada curación a su brazo cerca del tatuaje, y consumido por la furia, se dirigió de forma agresiva a nuestros atacantes a medida que estos tomaban posiciones alrededor del peñasco, a pesar de que sus intenciones parecían enfocadas a una salida diplomática de este asunto, era notorio que todo intento de razonar, solo acabaría con aquel hombre disparando a uno de nosotros.

Mire fijamente al hombre de la ballesta, notoriamente era el líder, y por suerte el único, que parecía tener armas de largo alcance, una mirada a su cabeza fue suficiente para darme cuenta del artefacto que tenia en su cabeza, era similar a los anteojos que ocupan los joyeros para revisar sus mercancías, y bueno, si pudiera tener ese objeto podría ser mejor tirador de lo que ya era, seguí mirándolo y me detuve a ver su ballesta, parecía una ballesta común y corriente, pero de gran tamaño y parecía capaz de poder atravesar las armaduras mas gruesas como un cuchillo caliente atraviesa la mantequilla.

Era momento de hacer algo, no podía permitir que el resto del grupo tuviera mas heridos de los que ya tenia, y tenia toda la ventaja al estar oculto y el hombre mas alto ser nuestro único rival con armas de largo alcance, así que me prepare para disparar, tome una bocanada del frío aire de la mañana y lo solté lentamente mientras buscaba un punto vulnerable del cuerpo del hombre de la ballesta para clavar mi flecha en él, cuando el aire de mis pulmones se vacío, una flecha silbo por el aire, dirigida al brazo derecho de mi blanco, si le daba, pero no fuese suficiente para evitar que siguiera dirigiendo a sus hombre, el veneno se encargaría de entorpecer sus movimientos y su labia, aunque debido a su tamaño, no seria suficiente potencia como para paralizarlo por completo.
avatar
Bastian

Mensajes : 135
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Gotas negras de agua dulce

Mensaje por Inuwel el Mar Jun 14, 2011 5:52 am

Al final se libró por completo de la maldición de esas jodidas mariposas. Allí arriba Phobos no reinaba, ni Deóir. Era el sol el que estaba, alumbrando todo, y jodiendo así lo que él había pensando (y claro, dejándolo como todo un idiota).
Respiró profundo mientras sus ojos fueron tomando una imagen más nítida de la realidad, de esta realidad, no la que vivió con los vampiros. Y se detuvo cuando ordenó el otro sujeto que se fueran.

Escuchó atento, sin moverse. Con miedo, sabiendo que él sería el primer blanco por la cercanía que había hecho.
Se relamió los labios y sintió el aire frío, más frío por estar allí, primer blanco en primer lugar y claramente, en un grito de “¡Mátame!”. Así que la cosa sería muy difícil para salir con vida. Sin embargo, siempre había una forma de salir con vida.

El hombre no dijo nada de soltar las armas, así que no lo haría. Respiró profundo, escuchando la conversación pero sin atenderla. Inhala. El bosque verde. Exhala. El aire frío. Inhala. Silencio. Exhala. Busca la mirada del ballestero. Inhala. Siente sudor en la frente. Exhala. Abandona las oportunidades de seguir con vida. Inhala y cierra los ojos. Exhala y los abre.

Escucha un zumbido, a eso sí le presta atención. Un ligero flishhh; y luego, sonríe y empieza a correr hacia su izquierda, al árbol más cercano posible. Conoce ese sonido, lo escuchó hace unos segundos cuando fueron atacados. Una flecha. Y ya que ese hombre no había tocado su ballesta, era obvio de qué parte venía la flecha.

Sigue sudando, sintiendo la presencia de la muerte muy cercana, con su guadaña ya encima de él. O como la muerte que había visto: con los colmillos en su cuello. Esa era la peor de las muertes, y prefería cien veces tener flechas por todo el cuerpo, que estar muerto.

Tragó saliva y se arrojó por fin a un lado, tratando de cubrirse con algún tronco o con alguna roca o con cualquier cosa posible que hiciera de escudo. Un plan serio era lo que menos pensaba, y menos ahora que sentía la muerte.

Se quedó quieto, esperando lo que siguiera.




http://www.cuentosdenoreth.net/t159-inuwel-y-la-luna-orgullosa-es-aplaudida-por-aullidos

Gracias Jose n-n
Spoiler:


La última Garra Gris

Spoiler:
[/center]
avatar
Inuwel
Belleza letal

Mensajes : 470
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Gotas negras de agua dulce

Mensaje por Bastian el Mar Jun 14, 2011 5:54 am

Esgal vió como la saeta impactaba en el hombro de Jacob y se introducía por su piel como un gusano atraviesa el capullo para convertirse en mariposa. Iba a gritar su nombre y a correr a ayudarle, pero una flecha se dirigió a el, demasiado rápida para poder reaccionar, y le impactó en un ala. Le pegó en carne, y atravesó el músculo, asomando la punta por el otro lado. La rabia le cegó y le nubló la mente. Su preciada ala, atravesada por un desgraciado que encima no tenía el honor de dar la cara.

¡Maldito hijo de cuerva, te voy a dar yo flecha!

Echó mano a su ballesta para disparar al enemigo, pero una segunda flecha que pasó rozando su brazo, rasgándole la túnica y abriéndole un fino corte le hizo recapacitar, y la ira se disipó en su mayor parte.
Cuando el ballestero dió la cara, Esgal se tiró detrás de un árbol, pegando lo mas que podía sus alas contra la espalda, para que no sobresaliesen del tronco, aunque era algo dificil dada la envergadura de estas. Su ala comenzaba a teñirse del rojo escarlata de la sangre que manaba a borbotones de la herida, aunque la flecha en parte ayudaba a bloquear el flujo.

Aunque el instinto de supervivencia le decía a voces que atendiese la hemorragia, el odio que llenaba sus pensamientos le incitaba a eliminar a sus oponentes. Tensó la cuerda de su ballesta, y se llevó la mano al carcaj de la espalda, sacando un virote. Le cargó en su arma. De espaldas al tronco del árbol, sujetó su ballesta contra el pecho, esperando alguna distracción para poder disparar.
Escuchó el característico "tzung!" que sonaba cuando una ballesta lanzaba su proyectil, y escuchó un grito de alerta de los hombres que les habían atacado. Supuso que la distracción había llegado. Se asomó, se tomó dos segundos para apuntar y apretó el gatillo. Casi al instante, se volvió a meter tras el árbol, y dejó su ballesta a un lado para atender su ala.

Joder, duele...

Partió la parte trasera de la flecha, le habían enseñado en la guardia que había que sacar la flecha partiendo el asta para no armarte una carnicería, y fué a sacar la flecha, pero se lo pensó dos veces. Si la sacaba, la hemorragia podría complicarse...
Su ala comenzaba a estar empapada, pegajosa y mas pesada de lo normal. Necesitaba "restaurarla" y necesitaba hacerlo pronto...
avatar
Bastian

Mensajes : 135
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Gotas negras de agua dulce

Mensaje por Inuwel el Mar Jun 14, 2011 5:56 am

-¡Largaos de aquí!, contaré hasta 5, y si en ese transcurso de tiempo siguen estorbando mi vista os mataremos a todos-Sentenció el sujeto de la ballesta acomodándose los lentes de vista amplificada. Junto a él sus compañeros sopesaban el peso de sus armas mostrando impaciencia para ejecutar un movimiento.

Su amenazaba iba en serio. Bianca aparte de estar aterrada mostraba signos claros de confusión, por una parte no podía tirar a la papelera la misión encomendada por Hanali pero tampoco quería arriesgar su vida y las de sus compañeros por una empresa que parecía tornarse imposible de cumplir.

Otra flecha surcó el aire y fue a impactarse directamente en la pierna izquierda de Gibil cuando este intentó un movimiento.

-Mientras toman su decisión jugaremos con esta rata-Se carcajeó el individuo volviendo a disparar hacia Gibil impactándole en el hombro.

Bianca sintió un peso en ambos hombros como si la conciencia hubiera adquirido masa. En el derecho se encontraba ella en tamaño reducido con una bata blanca y las largas alas de ángel, y en el hombro izquierdo apareció lo mismo, solo que en vez de usar una bata blanca lucía un hábito rojo y sus alas eran membranosas como las de un murciélago.

-¡Vete de aquí Bianca!, estas que te mueres de miedo y esos tipos no duraran en matarte. Vete Bianca esta es tu oportunidad, no estas herida ni nada, te conviene escapar...-Murmuraba su versión en demonio acercándose a su oído.

-No Bianca, ¿vas a abandonar a tus amigos así cómo así? ¿Y a Hanali, la vas a traicionar?-Le interrumpió su versión de luz.

-Bianca no seas estúpida si te mueres la misión de Hanali se va al carajo, además si te quedas, ¿qué podrías hacer para ayudarlos?, ¡nada!-Insistió la Bianca de rojo curvando una aviesa sonrisa.

-Bianca ¿de que vale una vida de cobardía y traición?, ¿ podrás vivir en paz sabiendo que por tu culpa tus amigos perecieron en manos de esos sujetos?-Inquirió la Bianca de alas blancas juntando ambas manos en son de rezo.

-Bianca escapa-

-Bianca quédate-

La cabeza de la muchacha estaba que explotaba, ¿en qué momento precisamente había enloquecido?, no lo sabía y ni quería saberlo. Sacudió la cabeza y ambos espectros imaginarios desaparecieron de sus hombros echando humo.

Entonces otro gritó rompió el silencio; Gibil recibió una tercera flecha en el brazo derecho.

Esgal disparó y su flecha llegó a la pierna de uno de los matones que se encontraba muy cerca del líder, este soltó un grito de dolor y encorvándose tomó con ambas manos la flecha y la retiró de su rodilla cual fuerte era. Tenía ganas de matar al causante de su herida, pero hasta que su jefe no lo ordenara no se movería de su sitio.

Bastian aprovechando su favorable posición disparó en dirección al líder pero su flecha solo alcanzó a rozarle.

El hombre torció el gesto y dirigió su ballesta hacia el oponente oculto, sus lentes le daban una prodigiosa ventaja y solo sería cuestión de tiempo para comenzar a dispararle a todos.

-Cinco... ¿esa es vuestra respuesta entonces? jajaja, ilusos, han de morir entonces-Escupió y con un movimiento de brazos ordeno a sus dos compañeros a que bajaran para atacar al viejo y los otros.

-¡No!-Exclamó Bianca poniéndose de pie pero aferrándose con fuerza a su báculo, las piernas le temblaban debido al temor pero en su rostro se dibujaba un valor y un desplante jamás visto en ella.
-No voy a permitir que lastimes a mis amigos-Sentenció la muchacha extendiendo su brazo derecho en dirección al de la ballesta. Este curvó una sonrisa estúpida ante la reacción de la niña pero de súbito su cara se arrugó y sus pupilas parecían querer escaparse de sus órbitas.

Bianca murmuraba unas palabras ininteligibles mientras mantenía los ojos cerrados y movía los dedos de sus manos de forma circular.

El sujeto estaba recibiendo el hechizo: Aliento Robado, lo cual le otorgaba al grupo unos breves segundos para quitarle el arma a distancia o dejarlo fuera de combate.

Pero debía ser pronto, ya que tiempo se agotaba.

///

Indicaciones:

-El ballestero esta fuera de combate por diez segundos exactamente, no desperdicien ese tiempo que es dorado.
-Los otros tres sujetos van hacia Esgal, Gibil y Bianca pero por cualquier circunstancia pueden desviar su camino.
-No hagan nada estúpido n.n
-Turnos:
Jacob Aarons
Gibil
Esgal
Bastian mackay




http://www.cuentosdenoreth.net/t159-inuwel-y-la-luna-orgullosa-es-aplaudida-por-aullidos

Gracias Jose n-n
Spoiler:


La última Garra Gris

Spoiler:
[/center]
avatar
Inuwel
Belleza letal

Mensajes : 470
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Gotas negras de agua dulce

Mensaje por Bastian el Mar Jun 14, 2011 6:03 am

Jacob contempló lo que pasaba, esperando un momento para resguardarse sin correr riesgo de ser herido de nuevo. El ballestero les ordenó que se marchasen o les mataría. Empezaron a disparar al resto. Jacob tras unos momentos, vio como Bianca intercedía por ellos, al principio pensó que recibiría un flechazo, pero entonces notó algo raro en el ballestero. Su cara, que aunque estaba algo desdibujada por la mala vista de Jacob, consiguió ver que se tornaba extraña, además fue capaz de escuchar como aquel hombre luchaba por conseguir oxigeno. Jacob rápidamente reaccionó, por la postura de Bianca y la reacción del hombre supuso que debía estar afectándole un hechizo. Haciendo gala de reflejos Jacob tomó su arco cargó una flecha, y disparó al hombre usando toda la puntería de la que disponía. Aunque se dedicaba a cazar todo el mundo era capaz de errar un disparo, y esperando haber logrado acertar, y sin esperar a ver si había acertado se colocó tras unos árboles para impedir que, si resultaba fallar, el ballestero consiguiera salvarse de su tiro le disparase.

Dejó su arco y su carcaj en el suelo, teniendo cuidado de no sacar su cuerpo de la protección que le otorgaban los árboles. Se fijó en los demás, que se acercaban peligrosamente a ellos para intentar atacarles. Sonrió y se preparó para luchar, su arco era una arma muy buena, pero no muy eficaz a distancia corta, debería usar el resto de sus dones para ganar esa batalla.
Se agachó en el suelo, preparándose parara transformarse en lobo, esos tipos no sabían donde se estaban metiendo.
Poco a poco el bello rojizo empezó a manar de su piel, hasta recubrirle todo el cuerpo, mientras sus manos y pies se volvían patas, su rostro se alargaba hasta formar un hocico, y sus dientes se volvieron mayores y afilados, una cola le crecía en la parte baja de la columna. Poco a poco completó su transformación y se preparó para luchar.
avatar
Bastian

Mensajes : 135
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Gotas negras de agua dulce

Mensaje por Inuwel el Mar Jun 14, 2011 6:11 am

¡Oh gran y jodida mierd*!
Bueno, no podía quejarse demasiado. Había hecho una estupidez –¡De cual tamaño!- y estaba pagando las consecuencias obvias. Primero una flecha en la pierna izquierda –a joderse, ese lugar les gustaba para alfiletear ¡Apenas se estaba librando de la última flecha allí!

Gimió y se encorvó, sin mostrar tantos síntomas de dolor. Pese a todo, no quería darle el gusto de verlo medio muerto. Pero pese a todo, no era un jodido insensible; apretó los dientes y sintió sudor frío corriéndole por la frente. Era el miedo, el miedo y el dolor. Y quizás la sangre del pie. Ese nerviosismo que antecede y que acompaña al dolor, el cosquilleo que nace en la herida y se pasa por todo el cuerpo, anunciando las partes donde luego dolerá.
Tenía una mano lo más cercana a la cadera, y la otra apretando la pierna con fuerza. Como queriendo que no subiera el dolor simplemente por apretar con fuerza.

Pero algo le arrancó un grito. Más bien, un “alguien”: Otra flecha. Esta había ido a impactar contra su hombro y por un segundo se creyó perdido; que todo había acabado hace un segundo. Bien ¡Genial! Lograba salir de una pesadilla con vampiros –sí, insistente ¡¡Eso te pasaría si te enfrentas a tus peores miedos!!- y se iba a meter a una realidad igual o peor, con asesinos a sueldo que buscan nada más y nada menos que matarlo. Y sus palabras habían sido desgarradoras: Estaban jugando con él, y le habían llagado rata. De haberlo podido, hubiese atacado sin más; golpear y correr.

Pero no podía, nunca podría golpear a alguien con ballesta y ese tipo de “aditamentos” –sí, Gibil se había dado cuenta que antes de tirar, se calaba unas gafas extrañísimas-.
Solo… gritó. Se quejó por el dolor e instintivamente se llevó la mano a ese sitio, tocando la flecha… Pero no hubo tal. Al parecer, y para su suerte, le flecha no había perforado la armadura pero sí le había provocado dolor. Quizás la punta había logrado pasar, o la fuerza hizo un efecto a golpe fuerte y certero. Pero no había sangre y la flecha que le había golpeado, cayó al suelo.

La put*da pasó cuando una nueva flecha le cortó carne en el brazo derecho, justo en los bíceps, obligándolo a soltar un grito, y como no, su lanza. Empezaba a pensar en la poca utilidad de estas. Pero en ese momento no pensaba. Se limitaba a soltar quejidos de dolor y morderse los labios y apretar dientes, no le daría el gusto de disfrutar su dolor. No lo daría ni hoy, ni nunca. Ni a la mismísima muerte le demostraría su sufrimiento, aunque se quiera matar –otra vez- por dentro.

Para su suerte, esta rebanó carne y siguió derecho, no se le quedó enterrada como la de la pierna. Esa sí era una jodida, estas dos habían sido salvadas por suerte. Aunque le dolía el hombro izquierdo, y por suerte había movido en acto reflejo el brazo derecho, salvó el brazo.

Se llevó la mano a la herida, y por un segundo pensó en remover la flecha, escupir, y pedir la muerte. Pero se detuvo, porque la chica hacía extraños movimientos y el otro parecía estar privado de estos… Una hechicera ¿eh? Muy útil.

Miró a los otros hombres corriendo hacia él y los otros. Pero ahora no estaba listo para una batalla… Quizás sí.

-¡Al de la ballesta, tírenlo!

Gibil alzó el brazo –el herido- y esperó a que los hombres hubiesen cruzado la “caída” y cuando estos empezaron a subir, cerró los ojos al tiempo que abría los dedos, movía la palma hacia la derecha y luego la retraía, para volverla a extender en un signo de golpe, soltando al mismo tiempo:
-¡Estule!

Si corría con suerte ese día –hasta ahora, no- el hechizo mojaría a todos. Y entonces podría terminarlos él mismo como venganza: Extendió el brazo izquierdo –el que aun soportaba la lanza- y miró a los hombres que se acercaban a él.
-Lithi.

Un toque de su lanza –ahora electrificada- y estarían algo mal puestos. La electricidad pasaría por el metal de esta y, pese a que cincuenta voltios no eran algo para matar, mojados los otros, serían lo ideal para calmarlos y tomarlos presos luego.

Claro, obviando la situación: Heridas, Hechizo, Hechizo. Seguro se caería desmayado. Pero bueno, inducirse un desmayo era lo mejor por ahora; así no sentiría el dolor de las heridas.




http://www.cuentosdenoreth.net/t159-inuwel-y-la-luna-orgullosa-es-aplaudida-por-aullidos

Gracias Jose n-n
Spoiler:


La última Garra Gris

Spoiler:
[/center]
avatar
Inuwel
Belleza letal

Mensajes : 470
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Gotas negras de agua dulce

Mensaje por Bastian el Mar Jun 14, 2011 6:14 am

Esgal escuchó un grito desgarrador, y se asomó desde su árbol. Vió que su flecha había impactado en la pierna de uno de los matones, que se la sacó a lo bruto, desgarrándose el músculo. Sin embargo, la pierna no le temblaba. Esgal se mordió un labio. Parecían tios duros. Se fijó donde tiraba la saeta para ir luego a por ella. Entonces el de las lentes ordenó a sus compañeros que atacasen, y estos se lanzaron contra ellos.

Esgal se prendió la ballesta de la espalda, y desenfundó su estoque. Su arma no podía competir con aquellas pesadas mazas en fuerza, no podría bloquear un ataque directo, pero si esquivarle. Entonces ocurrió algo extraño. El ballestero pareció envejecer de golpe, y sus ojos parecieron querer explotar. El icario miró a todos lados para buscar el origen de aquello, y vió a Bianca, que parecía estar en trance. Mientras miraba a la muchacha, vió por el rabillo del ojo que Jacob soltaba su arco como si hubiese disparado, y se transformaba en lobo.

Esgal alzó su mano izquierda, señalando al de la ballesta, y pegó un chillido agudo, similar al de un águila cuando quería intimidar a un enemigo. De entre las copas de los árboles surgió Destello, que trazó una espiral en el aire y se dirigió hacia el de la ballesta, con intención de arañarle la cara. Mientras su halcón se encargaba de distraer al hombre, Esgal se encaró a los otros, que ya casi estaban encima de ellos. Adoptó una pose amenazante, pero al querer extender las alas, sintió un pinchazo que le hizo dejarlas colgar tras su espalda. Gritó para darse ánimos.

¡Vamos!

A su lado, Gibil, a quien le habían disparado repetidas veces, pronunció algunas palabras extrañas, y su lanza comenzó a chisporrotear como si fuese un rayo atrapado. Esperando que esto entretuviese a los brutos, Esgal se lanzó hacia uno de ellos, al que le había dado en la pierna, que le miraba con intenciones asesinas. Hizo un amago, con intenció de hundirle el estoque en las tripas.

(Pequeño edit: En este post Esgal hace que su mascota ataque, algo prohibido, sin embargo, tengo una habilidad que me permite hacer eso, aunque la habilidad me la han invalidado despues de hacer el post, mi halcón no volverá a atacar)
avatar
Bastian

Mensajes : 135
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Gotas negras de agua dulce

Mensaje por Inuwel el Mar Jun 14, 2011 6:15 am

Mi flecha surco suavemente el aire, pero solo logro rozar el objetivo que me había fijado en el cuerpo del Ballestero, y mi mala puntería le costo caro al grupo que me estaba acompañando, Gibil, fue flechado por mi adversario y los otros matones de grupo se acercaban a rematarlo, cargue la ballesta con otro virote, doblando la vista para disparar en ayuda de el viejo, pero solo pude sorprenderme al ver que este conjuraba lo que parecía ser electricidad a través de su arma, la magia otra vez lograba impresionarme.

Desvíe la mirada hacia el ballestero, y note que uno de sus matones tenia una flecha clavada en la pierna, pero mas importante, el ballestero tenía la cara extraña, y pude reconocer los síntomas visibles de la asfixia… ¿pero porque?... note como Bianca mantenía la mano alzada y movía levemente los labios, así que era ella una maga, y yo que pensaba solo era una viajera sin experiencia.

Por lo demás, perdí a Jacob por un momento, pero escuche el crujido de las ramas, y entre los arbustos note como algo se movía, Jacob probablemente, pero no le preste mucha atención a no verlo bien.

Tenia la ballesta cargada, y ya era momento de tomar acciones mas concretas, la flecha esta ves no iba envenenada, pero esperaba fuese mas mortal, ya que había cambiado mi táctica.

Aprovechando que el ballestero no estaba en condiciones de luchar, tome acción, como si el cuerpo de aquel hombre estuviera cubierto por los mas completos esquemas de medicina, apunte la ballesta, y repetí mi preparación para disparar, tome aire y lentamente lo solté, mientras mis manos se relajaban debido a este ejercicio, y mi mente se concentraba cada vez mas en su objetivo.

Una flecha voló, dirigida al torso del ballestero, mientras este aun se encontraba inconsciente,




http://www.cuentosdenoreth.net/t159-inuwel-y-la-luna-orgullosa-es-aplaudida-por-aullidos

Gracias Jose n-n
Spoiler:


La última Garra Gris

Spoiler:
[/center]
avatar
Inuwel
Belleza letal

Mensajes : 470
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Gotas negras de agua dulce

Mensaje por Bastian el Mar Jun 14, 2011 6:17 am

El semblante del ballestero cambiada de forma constantemente a medida que se quedaba sin aire, situación ideal para realizar un ataque en su contra.
Jacob fue el primero en enfrentarle disparándole con su arco para luego transformarse y enfrentar a los matones. La flecha cayó directamente en su hombro desnudo enterrándose en su piel, e incluso, la punta, llegó a sobresalir al otro lado.

Cuándo el hechizo de Bianca se hubo desvanecido la muchacha trastabilló hacia delante hasta caer de rodillas sobre la dura tierra sin poder evitar que su báculo se soltara de su mano derecha y cayera junto con ella. El hombre en tanto al recuperar el preciado oxígeno gritó de dolor al sentir su hombro herido, y por si fuera poco un ave se lanzó hacia su cara y le arañó con sus patas provocando que soltara la ballesta y empuñara las manos para librarse del animal, pero este ya se había alejado a tiempo.

Gibil en tanto concentró todas sus fuerzas, las pocas que le quedaban, para hacer una mezcla de sus dos hechizos junto con un ataque con su lanza que escupía chispas amarillas; de electricidad. No obstante se encontraba muy herido, lo suficiente para perder la conciencia antes de atacar. Lástima, era un plan casi perfecto.

Esgal descargó su estoque contra el tipo que anteriormente había recibido su flecha en la pierna pero debido a su musculosa complexión el daño resultó casi leve. Y lo mismo ocurrió esta vez. El ala del icario incrementaba en sangre y en dolor casi al mismo tiempo, por lo cual sus movimientos resultaron algo torpes, sumándole además que su oponente al percatarse de esto comenzó a moverse para obligarle a hacer lo mismo y descargó su maza hacia el ala herida mientras sonreía con crueldad.

Jacob en cambio estaba en una situación más favorable, el hecho de convertirse en lobo ahuyentó, al principio, a sus dos oponentes, los cuales intercambiaron miradas significativas: “¿atacaban o no atacaban?”. Finalmente optaron por lo primero, y rodeando a la criatura se prepararon para el ataque.

Y mientras el ballestero se recuperaba del previó ataque de Destello una flecha se dirigía implacable, y directo a su corazón. Pero por fuerzas externas falló.
Un águila blanca interceptó la flecha y tomándola con sus garras con una rapidez asombrosa, incluso demasiado para ese tipo de aves, sobrevoló el aire y se detuvo en el brazo de su dueña soltando la flecha de Bastian en el suelo.

Entonces todos la vieron.

Una alta mujer de escasas prendas, pequeña armadura (que solo protegía pechos y hombros) y con un carcaj con veinte flechas a su espalda apareció delante del grupo, alzó el brazo para recibir a su ave amaestrada y con el semblante serio observó a todos los presentes, principalmente a los cazadores. Estos al verla detuvieron su ataque contra el grupo y retrocedieron como si hubieran visto un espectro, la mujer sacudió la cabeza en signo de desaprobación y avanzó hacia el ballestero el cual agachó la cabeza como niño asustado.

-Barlam-Habló la mujer en voz alta dirigiéndose a él-Debería darte vergüenza atacar de esa forma a todos los forasteros que acuden al pueblo-Inhaló aire y resopló malhumorada-La próxima vez que te metas en problemas no te salvaré la vida, esta es la última vez-

Bianca en tanto se dirigió hacia Gibil y con todas sus fuerzas lo intentó levantar, pero este ya comenzaba a despertar de su inconsciencia, el tiempo suficiente para alcanzar a ver a la mujer que ahora se presentaba ante ellos con una sonrisa.

-Me llaman Leika-Se presentó ante los forasteros suavizando su tono de voz-lamento si mis compañeros les han causado problemas, Barlam suele ser un poco prepotente-Agregó fulminándolo de soslayó. Él comprimió los puños e hizo castañar los dientes por puro coraje al verse humillado por su líder.

-Me disculpo por la recibida tan hostil, pero deben entender que no se ve muy seguido gente del exterior-dijo la verdadera líder mientras dejaba su arco sobre el suelo para dar credibilidad a sus palabras-Seguramente Barlam y los otros pensaron que eran ladrones, me disculpo, y les pregunto, ¿qué podemos hacer para ganar vuestro perdón?-
avatar
Bastian

Mensajes : 135
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Gotas negras de agua dulce

Mensaje por Inuwel el Mar Jun 14, 2011 6:21 am

El estoque apenas le hizo cosquillas al tipo del garrote, que encima se rió de forma burlona, y se alejó de el, provocándole para que el icario hiciese lo mismo. Cegado por la rabia de su ala herida, Esgal le persiguió de forma "implacable" para matarle, pero sus movimientos resultaban muy torpes, en parte por el cansancio, en parte por su ala sangrando.
No se dió cuenta de que el hombre trataba de cansarle, y aprovechó uno de sus fallos con el estoque para sacudirle un mazazo en su rojiza ala, que crujió con un sonido muy desagradable. El dolor hizo que Esgal cayese de rodillas.

Esgal agachó la cabeza, esperando el golpe de gracia, pero un chillido llamó su atención. Alzó la mirada y pudo ver como un águila volaba hacia una mujer con una flecha en las garras. Se posó en la mano de esta, tirando la saeta al suelo. El icario miró a los agresores, que miraban a la mujer con una mezcla de temor y respeto. Esta se presentó como Leika, y pidió disculpas. Normalmente tranquilo, el hecho de tener un ala destrozada pudo con Esgal, que no pudo evitar alzar la voz

¡¿Que si nos han causado alguna molestia?! No, que va, solamente no podré volver a volar en semanas, si no meses, pero claro, "lamento si les han causado" ¡Salta a la vista que ha sido así!

Acto seguido, quiso llevarse el ala hacia delante para examinarla, pero esta apenas respondía. Como si fuese un ser vivo agonizante, la miró, y vió que estaba torcida en un ángulo extraño. Posiblemente le habrían dislocado la articulación. Con lágrimas de dolor, se puso de pie, y enfundó el estoque. Vió al anciano de las lanzas, que estaba inconsciente sobre el suelo. Le señaló con un gesto, y luego señaló su ala.

Dices querer ganar nuestro perdón... ¿Hay sanadores en tu pueblo? Y quizás podríamos hablar luego de por que estamos aqui...

Esgal dudaba que con hombres asi patrullando el poblado ningún maleante se atreviese a acercarse, pero se lo guardó para el. Sus prioridades ahora mismo eran curar su ala...




http://www.cuentosdenoreth.net/t159-inuwel-y-la-luna-orgullosa-es-aplaudida-por-aullidos

Gracias Jose n-n
Spoiler:


La última Garra Gris

Spoiler:
[/center]
avatar
Inuwel
Belleza letal

Mensajes : 470
Nivel : 1
Experiencia : 0 / 500

Volver arriba Ir abajo

Re: Gotas negras de agua dulce

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 6 de 9. Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.